Novedades

Dakar 2011 - Los heroes que corren sin ningún tipo de asistencia.

Foto 1
    (1 fotos)

     

    Correr el Dakar supone encarar una aventura inigualable. Pero claro está, no es lo mismo encarar esta desgastante competencia bajo el paraguas de una gran estructura como pueden ser el equipo Volkswagen, el equipo BMW, el KTM en motos o el Kamaz en camiones, que con medios propios. Todos ellos cuentan, en mayor o menor medida, con un abultado presupuesto, además de generosos auspiciantes que ponen el dinero necesario para pelear por el triunfo. Prueba de ello es Red Bull, patrocinador de casi todos los equipos mencionados arriba (la excepción es BMW).

    Pero por otro lado se encuentran aquellos que corren el Dakar por el solo hecho de desafiarse a si mismos. Lo hacen por la pasión que sienten por las motos, porque les gusta y por amistad. Así lo define el turco Kemal Merkit, número 55, que junto a otros 9 motoristas encaran la aventura del Dakar sin ningún tipo de equipo que los espere en los bivouac. Ni un asesor, ni un mecánico, ni un acompañante.Solamente ellos, sus motos y un baúl, donde la organización les traslada, etapa tras etapas, sus pertenecías para seguir en carrera. Esto es, una pequeña tienda para dormir, algunos repuestos, aceites, el saco de dormir y pocas cosas más para afrontar la competencia.

    Merkit nos cuenta que solo le importa correr el Dakar de esta manera y que existe un grado de camaradería entre los pilotos que corren sin asistencia que fortalece los lazos de amistad. Ellos son los únicos que se esperan los bivouac al finalizar cada una de las etapas y verse llegar les despierta un sentimiento de alegría indescriptible.

    Sin desmerecer el sacrifico que hacen los protagonistas de la competencia, que igualmente deben sortear los mismos obstáculos que los demás competidores, los llamados "malmoto" (mal en francés significa baúl)son los verdaderos héroes anónimos de esta competencia. O acaso, ¿cuantos de los que estamos leyendo este articulo, correríamos una carrera de 10.000 kilómetros, entre las montañas, el desierto, las piedras, el frío y la altura, con tan solo nuestra moto, nuestro baúl y nuestras ganas?

     

    Noticias relacionadas

    ¿Qué te parece el nuevo diseño?

    Tú opinión nos importa.

    Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

    ×