¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

El Aston Martin DB5 de James Bond vendido en 3 millones de euros

3

El coche más famoso del espía inglés fue vendido en subasta alcanzando una cifra millonaria. Lo compró un coleccionista estadounidense que lo expondrá en su museo personal en Ohio.

Las películas de James Bond significaron para mucha gente algo muy importante en sus vidas. Las misteriosas sagas intrigaban al público de todo el mundo, mientras que Sean Connery seducía a las mujeres con su altura, elegancia y valentía. La vida del espía más famoso del mundo también llamaba la atención de sus seguidores, ya que Bond se la pasaba de lo mejor, descubriendo villanos sobre lujosos yates, hoteles cinco estrellas, jets privados y los mejores coches del mundo.

Entre estos últimos se encontraba el Aston Martin DB5 que se hiciera famoso en las películas Goldfinger y Thunderball. El modelo llamaba la atención no solo por ser conducido por 007, sino que también despertaba la fantasía de los espectadores por sus impresionantes trucos, dignos del Mach 5 de Meteoro. La matricula rebatible para evitar ser perseguido, lanzar aceite en el camino para despistar a los malos o el asiento eyectable para casos de emergencia eran algunos de los trucos que aun se encuentran disponibles en el coche, claro que algunos de ellos ya desactivados por motivos de seguridad. El coche, además, poseía en la película un blindaje contra balas, pero calculo que sería parte del guión más que de la realidad.

Pues bien, este coche fue subastado por la casa RM Auctions en casi 3 millones de euros, que sumando la comisión del vendedor totaliza 3.335.895 euros. El comprador del modelo fue Harry Yeaggy, un empresario estadounidense que se convierte, increíblemente, en el segundo dueño en toda la historia. El coche pertenecía hasta el momento de su venta a Jerry Lee, un productor radial residente en Philadelphia, Estados Unidos que lo compró directamente a la fábrica de Aston Martin en Lagonda por 19.000 dólares en 1969.

"Este es el coche que siempre quise tener, después de todo es el coche más famoso del mundo", dijo Yeaggy sobre la compra del DB5. "Mi plan es exhibirlo en mi museo privado en Ohio tal cual lo compré".

Además de llevarse el coche, la venta incluye un género Dormeiul "Vanquish II" tejido con hilo de oro macizo de la famosa casa británica Gieves & Hawkes. La firma de Savile Row vistió a Sean Connery en las seis películas que participó de la saga James Bond y hará acreedor al nuevo dueño de un traje de ese material valuado en 35.000 euros. Como si todo esto fuera poco, Harry Yeaggy también se hizo acreedor de una estadía valuada en 45.800 euros en el GoldenEye Resort en Jamaica. Allí Yeaggy podrá decir la famosa frase del espía inglés... "My name is Yeagyy, Harry Yeaggy", el dueño del Martin DB5.

Fuente: Auto Express

Noticias relacionadas

  • Comentario de jdelopo
    29/10/2010 (09:07)

    jdelopo

    "Un coche extraordinaio. Además con una particularidad... pocos saben donde está el deposito de gasolina. Mis padres tuvieron uno después de verlo en Goldfinguer."

El Aston Martin DB5 de James Bond vendido en 3 millones de euros
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto