¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

El Mini E muestra un pobre rendimiento en clima frío.

2

En Estados Unidos 500 Mini E han sido alquilados para que la gente los pruebe en las más variadas condiciones. En el frío, el auto mostró un pobre rendimiento, especialmente las baterías que alimentan el motor.

Como bien sabemos todos aquellos que seguimos el mundo del motor, el desarrollo de un auto nuevo no es tarea sencilla. Desde las primeras líneas de diseño hasta el modelo de producción que debuta sobre el negro asfalto, se desarrollan una serie de tareas en las cuales el control de calidad juega un papel fundamental. Se imaginarán que no es cuestión de que los clientes intenten encender el motor y que el circuito eléctrico se haga cenizas en el primer intento.

Pues bien, en este largo periodo de pruebas se encuentra el Mini E, la versión eléctrica del Mini Cooper que BMW ha llevado a distintos países como Estados Unidos e Inglaterra para que la "gente común", es decir, usuarios como vosotros o como yo, prueben el vehículo en condiciones reales de conducción y pasen el informe a los ingenieros de la compañía. Claro que uno de estos usuarios tuvo la afortunada idea de expresar su opinión en un blog y así dar a conocer al mundo lo que sucedió con la unidad probada.

La llegada del invierno ha traído consigo una magnifica nevada, condiciones ideales para salir a probar el Mini E. Así fue como el conductor comprobó en persona que el modelo, del cual se anuncia que tiene una autonomía de 160 kilómetros, agotó toda su carga cuando apenas había llegado a los 88 kilómetros. El viaje se realizó con una temperatura de 5º C aproximadamente.

Pero no fue ese el único escollo que encontró el Mini E. En una colina cubierta de nieve congelada el coche apenas se puede deslizar, esto apretando repetidamente a fondo el acelerador. En un plano aún más inclinado y con más nieve, el auto se atascó por completo y tuvo que dar la vuelta. Parte del problema es que el auto es de tracción delantera y encuentra su centro de gravedad sobre el eje trasero, allí donde se depositan las baterías de 226 kilogramos que accionan el motor.

Con estas dificultades a cuesta, queda claro que al Mini E aún le falta un largo recorrido para salir en óptimas condiciones a la venta. Y, como dice el usuario de la unidad probada, esto no es gratis. Todos aquellos "testers" que hoy día se encuentran probando un Mini E deben abonar una suma de dinero por el alquiler del auto. Eso si que es negocio (para BMW).

Fuente: Carsuk.net

Noticias relacionadas

El Mini E muestra un pobre rendimiento en clima frío.
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto