Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Tesla implementará una tarifa para evitar el «acaparamiento» de los supercharger

Tesla Motors sigue revisando gradualmente su política de uso de su red de supercargadores (Superchagers) para permitir un «uso justo» de los mismos a todos sus clientes. Ahora pondrán en marcha una tarifa para aumentar la disponibilidad de todos sus puntos de recarga rápida y evitar que los usuarios sigan acaparándolos.

Tesla anuncia una tarifa para aquellos usuarios que acaparen los superchargers.

Tesla sigue trabajando en mejorar la experiencia de uso de su red de supercargadores instalados alrededor del mundo. Es por ello que en los últimos meses estamos siendo testigos de varios anuncios sobre inminentes cambios en el uso de esta infraestructura abierta gratuitamente (por el momento) a todos los propietarios de un Tesla Model S o un Tesla Model X.

El último anuncio realizado por la compañía dirigida por Elon Musk está encaminado a evitar que los conductores los usen de manera indebida. Y es que, como bien señala el propio Musk, hay conductores que, a pesar de haber recargado la batería de su vehículo, lo dejan estacionado durante un largo periodo de tiempo, impidiendo que otro usuario pueda usar el punto de recarga.

Para ello, pondrán en marcha una tarifa que, se activará si el vehículo ha recargado sus baterías, pasan 5 minutos y no es retirado del supercharger por el conductor. Así se quiere evitar a aquellos conductores que hacen un uso indebido de este servicio ocupando una plaza en las estaciones de carga durante todo el día o largos periodos de tiempo, impidiendo a otros usuarios que sí necesitan recargar sus baterías poder hacerlo o tener que esperar a que otra plaza quede libre.

Tesla cobrará 0,35€ por minuto a los usuario que dejen su coche estacionado en un supercharger con la batería cargada.

¿El precio de la tarifa en España? Estará en consonancia con el resto de mercados europeos, 0,35€ euros por minuto. Tesla deja claro que con esta medida no espera «ganar dinero» ya que se trata más de una iniciativa para que los propietarios de un coche Tesla puedan hacer un uso racional de esta infraestructura que una acción recaudatoria. La compañía deja claro en el comunicado que los Superchargers se usan para una única cosa: recargar la batería.

Debido a que es complicado tener un registro de cada vehículo conectado de manera simultánea a un supercharger, Tesla advierte que cobrará el importe de esta tarifa a los conductores «acaparadores» cuando acudan a la próxima revisión de su vehículo en un centro técnico. Por lo tanto, el pago no de esta tarifa no será inmediato.

Se trata de una nueva medida que se suma a la anunciada por la compañía unos meses atrás, cuando Tesla confirmó que los supercargadores dejarán de ser gratuitos para nuevos clientes en 2017 independientemente del coche que adquieran. Se ofrecerá una especie de «bono anual» con el que poder recargar 400 kWh gratuitamente. Superada dicha cifra se implementará una autonomía. Los propietarios actuales de un Model S o un Model X podrán seguir usándolos de manera ilimitada sin coste alguno.

Fuente: Tesla Blog

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto