¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Bentley conserva la apariencia analógica en la pantalla digital de instrumentos

    7
    El esceptomorfismo conserva la apariencia analógica en una pantalla digitalBentley

    Una de las características más admiradas de Bentley es que no ha sucumbido a la moda de las pantallas planas para los cuadros de instrumentos, lo que no quiere decir que no utilice la tecnología digital. Combinar modernidad y clasicismo se hace tan cuesta arriba que los técnicos de la marca se han sacado de la manga el "esceptomorfismo".

    El interior de un Bentley tiene que ser clásico pero también moderno y utilizar la tecnología más potente para poder disfrutar en su interior de los sistemas más avanzados, tanto de información, entretenimiento, navegación como del confort más excelso. Por supuesto, el conductor debe contar con un cuadro de instrumentos que le permita disponer de la información a su antojo.

    Pero, a la misma vez, debe mantener también las esferas clásicas de un cuadro de instrumentos analógico. Cualidades muy especiales y de gran importancia para modelos de lujo que, pasados los años, no pueden mostrar decadencia. Los técnicos de la firma británica han sabido dar forma a estas condiciones en el interior de los Continental GT y el nuevo Flying Spur.

    El aspecto del cuadro de instrumentos digital de los nuevo Bentley reproduce una imagen analógica

    Se llama "esceptomorfismo", una tecnología de diseño plano que crea elementos virtuales, como los diales tradicionales y analógicos, que se pueden sustituir para ampliar la información como en cualquier pantalla. Pero, gracias a esta técnica, después de parar el motor, los instrumentos seguirán mostrando dos esferas clásicas en lugar de un panel negro, junto al indicador de combustible, de temperatura del motor, hora o temperatura exterior.

    Unos gráficos de alta calidad que los especialistas de Bentley han tenido que trabajar con un enfoque de tres dimensiones y conservar el aspecto analógico.El cuadro consta de 600 iconos diferentes y más de 1.500 páginas en el menú del cuadro de instrumentos y del sistema de info-entretenimiento, reproducido en 30 idiomas diferentes con lectura de derecha a izquierda y vertical.

    Fuentes de Bentley apuntan que el trabajo ha sido una auténtica odisea, teniendo que pedir permisos especiales para adaptar los iconos de Apple CarPlay, al igual que también se ha hecho con los sistemas de sonido exclusivos de Naim y Bang & Olufsen, cada uno con un menú especialmente desarrollado y traducido. Todo para mantener la exclusividad característica de la firma en el tiempo.

    El menú de configuración de todos los sistemas de Bentley contiene hasta 1500 pantallas
    Bentley conserva la apariencia analógica en la pantalla digital de instrumentos
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto