¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    ¿Cuál es el coche más largo del mundo? Tiene piscina... ¡y helipuerto!

    ¿Cuál es el coche más largo del mundo? Tiene piscina... ¡y helipuerto!
    10
    El «American Dream» de Jay Ohrberg.
    David Plaza
    David Plaza6 min. lectura

    En 1986, Jay Ohrberg presentó al mundo un Cadillac Fleetwood Eldorado Convertible modificado para ser una limusina.

    Dicha conversión no fue precisamente modesta, pues permitió al fabricante estadounidense entrar en el Libro Guinness de los récords.

    Las leyendas sobre ruedas no son sólo vehículos innovadores, éxitos de ventas o atractivos por su diseño, sino también automóviles estrafalarios o singulares que han llevado más allá los límites de la lógica.

    Así, en 1986, Jay Ohrberg cumplió uno de sus sueños más ambiciosos como coleccionista y fabricante de coches para la industria audiovisual del cine y la televisión. Su compañía, Jay Ohrberg Star Cars, ha poseído una extensa colección de coches originales y réplicas relevantes por diferentes razones.

    El «American Dream» se creó a partir de un Cadillac Fleetwood Eldorado Convertible

    Entre ellas, destacan máquinas elaboradas por él como «The General Lee» (un Dodge Charger del 69 que aparecía en la serie estadounidense «The Dukes of Hazzard»), el Ford Gran Torino de «Starsky y Hutch», KITT de «El coche fantástico», el Batmóvil de las películas de los años 70, el DeLorean de «Regreso al Futuro», el coche de «Los Picapiedra» o el de «La Pantera Rosa». Además, la colección incluía joyas como el coche de «Los Cazafantasmas», el de «Robocop», el de «Miami Vice» o Herbie.

    Pero lo que nos ocupa en este artículo es su creación a partir de un Cadillac Fleetwood Eldorado Convertible que Ohrberg modificó para convertirlo en el coche más largo del mundo, récord que fue certificado por el Guinness World Records.

    ¿Y cuánto mide el coche más largo?

    30,5 metros de largo. La limusina construida a partir de un Eldorado contaba con 26 ruedas y una longitud de 100 pies: 30,5 metros en total. El diseño de Jay Ohrberg incluía lujos como una piscina con trampolín incluido, cama de agua de gran tamaño e incluso helipuerto.

    Aunque su diseño convencional implica la conducción de la totalidad del coche como un todo, existía la posibilidad de dividirlo en dos mitades. El objetivo de Ohrberg, como era habitual en sus creaciones, era utilizarlo en películas y exhibiciones. Lo habitual en la construcción de limusina es que el vehículo original gane tres metros de longitud y las tarifas típicas de alquiler varían entre alrededor de 50 y 200 dólares por hora (46 y 185 euros).

    En este vídeo podemos conocer el «American Dream» en profundidad.

    El «American Dream», como fue llamado, contaba con dos motores V8 para mover sus diez toneladas de peso. Para su control, disponía de dos puestos de conducción en cada extremo de los poco más de 30 metros de largo de su carrocería. Aunque la posibilidad de convertirse en vehículo articulado lo facilitaba, lo cierto es que el coche nunca recorrió largas distancias y generalmente era transportado en dos remolques al lugar donde se requerían sus servicios, que en la época se valoraban en una tarifa aproximada de unos 10.000 dólares al día.

    El proyecto le costó a Jay Ohrberg un total de cuatro millones de dólares de la época que acabaron abandonados en un almacén de Nueva Jersey, aunque en 2014 se recuperó para ser subastado y con la intención de ser restaurado por su comprador, el Autoseum-Automotive Teaching Museum de Mineola, Nueva York.

    Sin embargo, desde entonces no hemos tenido noticias del «American Dream», que comenzó a ser reparado, pero que parece no haber sido terminado definitivamente.

    ¿Y la moto más larga del mundo?

    Como no podía ser de otro modo, el Libro Guinness de los récords también hace referencia a la motocicleta más larga del mundo, que en este caso no bate a nuestro protagonista principal por poco, ya que la creación del indio Bharat Sinh Parmar medía 26,29 metros de longitud, cifra registrada el 22 de enero de 2014.

    En cualquier caso, el mérito de este récord es muy inferior al que en su momento fijó Jay Ohrberg, pues la moto de Bharat Sinh Parmar no era más que un modelo convencional con un apéndice posterior incorporado para batir el anterior registro con cuatro metros de margen, contando únicamente con dos plazas y dos ruedas.

    ¿Cuál es el coche más largo del mundo? Tiene piscina... ¡y helipuerto!