¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Las ventas de coches nuevos en China no crecerán hasta el año 2022

    China espera que su mercado automovilístico vuelva a crecer en un plazo de dos años.

    Desde el propio ministerio de industria e información tecnológica de China se ha señalado que las matriculaciones de coches nuevos no volverán a crecer en el gigante asiático hasta dentro de, como mínimo, dos años. Se fija 2022 como el año en el que las ventas de coches en China regresen al terreno positivo.

    Las ventas de coches en China han cerrado el año 2019 en negativo. Las previsiones negativas se cumplieron e incluso las matriculaciones de vehículos electrificados retrocedieron. Todo ello a pesar de que China es el primer mercado del mundo tanto para el coche eléctrico como para el híbrido enchufable. Son varios los factores que están afectando a las ventas de automóviles en el gigante asiático.

    Durante el pasado año la guerra comercial vivida entre Estados Unidos y China afectó muy negativamente a las importaciones de automóviles. Además, las noticias que aventuran una próxima crisis económica han sido un verdadero lastre para las compras de coches nuevos. Muchísimos conductores chinos han optado retrasar la adquisición de un automóvil hasta que se esclarezcan estas dos situaciones.

    Buick Velite 6
    Buick es una de las marcas de General Motors que operan en China.

    El resultado de esta situación ha sido un importante retroceso del mercado chino. En 2019 se comercializaron algo menos de 25.8 millones de automóviles, lo que se traduce en una caída del 8,2% con respecto al ejercicio anterior. En cuanto a las ventas de vehículos electrificados, alcanzaron las 1.2 millones de unidades, un 1,2% menos que en 2018. Cayeron tanto las ventas de coches eléctricos como de híbridos enchufables.

    Desde las propias autoridades chinas se ha señalado en más de una ocasión que los tiempos de fuertes crecimientos han quedado atrás. El mercado ya es maduro y debe adaptarse a una nueva situación. A pesar de ello, desde el gobierno chino son positivos y esperan poder revertir esta situación en un plazo aproximado de dos años. En concreto, se fija como objetivo el año 2022.

    Miao Wei, Ministro de Industria e Información Tecnológica, ha señalado que prevén que en un plazo de dos años el mercado automovilístico chino regrese al terreno positivo: “Nuestra evaluación es que el mercado aún necesita un periodo crítico este año y el próximo para tocar fondo”. Por lo tanto, de cumplirse estas previsiones, las ventas de coches en China no volverán a crecer hasta 2022.

    Renault City K-ZE
    El Renault City K-ZE ya se encuentra a la venta en China.

    Para este año se espera que las matriculaciones de coches nuevos reporten unas cifras similares a las de 2019, sobre los 25 millones de unidades, reportando un crecimiento nulo o un leve descenso. Por otra parte, la producción de automóviles también se contrajo en el año anterior, situándose aproximadamente en los 25.7 millones de unidades según los datos facilitados por la CAAM.

    Fuente: autonews