¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Rolls-Royce Phantom Zenith Collection, una despedida por todo lo alto

10

Tras 13 años de vida se despide el Phantom. Rolls-Royce le debe mucho a este modelo, y por ello los de Goodwood le despiden con una edición limitada a 50 unidades. El lujo por el lujo en la Rolls-Royce Phantom Zenith Collection.

Máxima atención por el detalle. No encontrarás nada igual

Con pesar, así despedimos al Phantom. Un coche, un modelo que marcó el resurgir de una marca sin igual como Rolls-Royce. En sus 112 años de historia la casa inglesa ha tenido un único objetivo en mente; dar el todo por el todo, fabricar los coches más lujosos del mundo. Y si no había quedado demostrado, ahora sí que lo hará con la llegada de esta edición especial denominada Rolls-Royce Phantom Zenith Collection.

La denominación Zenith ya debería demostrar por dónde van los tiros con esta despedida limitada del Rolls-Royce Phantom. Solo 50 unidades verán la luz, distribuidas a partes iguales entre el Phantom Coupé y el Phantom Drophead Coupé. 50 piezas de arte que más se asemejan a obras de orfebrería que a automóviles.

Plagados de detalles conmemorativos, las unidades Phantom Zenith representan el mejor trabajo que la casa de Goodwood es capaz de concebir. Cada coche será fabricado a mano. Varias decenas de vacas y árboles han dado su vida para la fabricación de uno de los mejores interiores que el hombre puede contemplar.

La consola central lleva un espacio donde va grabado el número de serie y las coordenadas de la fábrica

Pero más allá del cuero y la madera que puedan ser empleados, son los pequeños detalles lo que llaman la atención. Como los remates de los apoyabrazos que recogen algunos de los lugares más especiales por los que ha pasado, y terminará de pasar el Phantom. Desde la fábrica de Goodwood hasta el festival Villa d'Este en Italia.

Será aquí, en la edición de este año donde serán expuestos. Allí también llamará la atención la increíble transformación del maletero. Que ahora pasa a ser un baúl con un pequeño set de picnic que incluye dos copas de champan de alta calidad y todo lo necesario para disfrutar de una agradable y lujosa jornada al aire libre.

Obviamente el precio de cada uno de estos Phantom de despedida es incalculable. Cada cliente termina de aportar sus propios detalles, por lo que cada unidad será diferente y especial. Una despedida triste, qué duda cabe, pero un paso más hacia una nueva gama, que dará comienzo con la llegada del Rolls-Royce Cullinam, su primer SUV.

El maletero se transforma para albergar un set de picnic de lujo

Noticias relacionadas

Rolls-Royce Phantom Zenith Collection, una despedida por todo lo alto
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto