¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    El Chrysler 200 finaliza su producción sin sucesor todavía a la vista

    Chrysler para la producción del 200 en su planta de Michigan. Al igual que su hermano, el Dodge Dart, desaparecerá sin sucesor a la vista, por el momento.

    Segmentos como los SUV o crossover han terminado de canibalizar unas ventas de un modelo que nunca ha gozado de buenas cifras.

    El Chrysler 200 modelo 2017 será el último en los concesionarios.

    El Chrysler 200 ha dejado de fabricarse oficialmente. Según informaba la prensa de Detroit, la factoría de Sterling Heights, Michigan, ha parado la producción del sedán de tamaño medio. Lo que coincide en el tiempo con la noticia, también este mes, del comienzo de la fabricación del MPV Pacifica en la planta canadiense de Windsor.

    La muerte del actual 200 es algo que se sabía desde hace ya un tiempo, los pobres resultados de ventas del sedán medio de FCA en Norteamérica parecían no tener solución, al igual que su hermano en la gama Dodge, el Dart. A pesar de un diseño atractivo y una política de precios bastante agresiva en los últimos años.

    Los mercados estadounidense y canadiense también están viviendo la fiebre de los segmentos SUV y crossover. Lo que afecta, como en Europa, a aquellos segmentos más tradicionales que ven como sus clientes migran a otras tipologías de modelos más actuales.

    La planta de Michigan recibirá los nuevos RAM 1500.

    El 200 modelo 2017 será el último que los estadounidenses se encuentren en el concesionario, al menos de momento, ya que FCA todavía está buscando socio para desarrollar un sustituto para estos dos modelos, puesto que no están dispuestos a desarrollarlos en solitario.

    Por el momento, el nuevo Chrysler 200 2017 partirá de un precio bastante atractivo, un poco por encima de los 22.000 dólares, unos 20.620 euros, y la última gama que estará disponible en los concesionarios será solo en los acabados más altos.

    Con respecto a la planta de Sterling Heights, para sustituir al 200, será profundamente renovada para poder acoger la producción de la próxima generación de Ram 1500, aunque también se rumorea la posibilidad de que se ensamble un nuevo modelo de Jeep, con vistas a 2018. Por el momento, los trabajos de reacondicionamiento para las líneas productivas, que incluyen unas nuevas instalaciones de pintura e incluso una nueva pista de pruebas, llevarán un año completo y costarán a FCA alrededor de 1.480 millones de dólares.

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto