¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Climbkhana: Ken Block escala Pikes Peak quemando rueda

    Fernando Sancho
    Fernando Sancho4 min. lectura

    Toyo Tires ha publicado la Climbkhana, la gymkhana de Ken Block grabada en la famosa subida de montaña de Pikes Peak.

    Nueve minutos de derrapes, goma quemada, maniobras al límite y un sutil guiño histórico a Ari Vatanen que no te dejarán indiferentes.

    Con un Ford Mustang de 1965 modificado hasta alcanzar los 1.400 CV y un escenario icónico... ¿Qué puede salir mal? Toyo Tires ha publicado la esperada Climbkhana, el último vídeo de Ken Block en el que el piloto ha dado una vuelta de tuerca más a sus afamadas Gymkhanas para unirlas a una disciplina tan interesante como las subidas de montaña. Sin embargo y como es habitual en el piloto de Ford, no lo ha hecho de cualquier forma y en su Climbkhana se han dado la mano su espectacular Ford y Pikes Peak, la subida de montaña más famosa del mundo.

    Para la ocasión el Ford Mustang de 1965 de Ken Block ha recibido una notable evolución, hasta tal punto de que este Mustang 'Hoonicorn' ha recibido el apellido V2. Si la primera visión que preentó Block contaba con un motor V8 atmosférico de 850 caballos, esta actualización da un salto de gigante. No obstante, se han añadido dos turbocompresores Garret a este V8 que pasa a rendir 1.400 caballos. No hay mejor manera de no perder potencia en altura que hacerlo con un motor turboalimentado que funciona con metanol.

    Lo cierto es que esta evolución le ha sentado como un guante al Ford Mustang 'Hoonicorn', ya que este extra de potencia se deja notar en las secciones más altas de Pikes Peak, donde los motores atmosféricos pierden gran parte de su empuje. Además, para la ocasión, este salvaje Mustang ha estrenado una nueva librea y un sistema de respiración adicional, algo que no ha impedido que Ken Block tenga que llevar mascarilla ante la gran cantidad de humo que arrojan los neumáticos Toyo Tires, especialmente diseñados para este reto.

    Más allá de la habitual dosis de humo, derrapes, 'donuts' y maniobras al límite, tan habituales en los vídeos de Ken Block, la Climbkhana deja dos momentos estelares que a buen seguro no pasan desapercibidos para los fans de la subida de Pikes Peak. El primero es un movimiento sutil que sirve a Block para protegerse del sol con la mano y que sin duda es un guiño a una de las imágenes más icónicas del Climb Dance, famoso vídeo en el que Ari Vatanen sube Pikes Peak con el Peugeot 405 T16 PPIHC protegiendo su vista del sol con una mano.

    La otra, es un derrape hasta el borde del precipicio en la curva Devil's Playground, en la que es posiblemente la imagen que definirá esta Climbkhana con el paso de los años. No es para menos y más si tenemos en cuenta el gasto de esta producción. Cabe recordar que el Ford Mustang 'Hoonicorn' V2 ha recibido una inversión superior al millón de dólares para llegar a su configuración actual, a lo que hay que sumar los enormes gastos de logística, grabación y producción que hay detrás de este vídeo. Ken Block ha conseguido recuperar la esencia de las gymkhanas con un plus extra.

    Fotos: Toyo Tires