¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    La matriz de Faraday Future revela su grave falta de dinero

    8

    El propio fundador de LeEco, la compañía china gemela de Farday Future ha revelado la grave falta de liquidez de su empresa mediante un memorandum.

    Esta falta de cash se debe a una política de expansión y gastos descontrolada, que pone en peligro los proyectos activos.

    Prototipo FFZERO 1.

    El fundador y propietario de la compañía tras Faraday Future y su proyecto paralelo en China, LeEco, ha revelado estos días la grave falta de capital en la que se encuentran actualmente, debido a su descontrolada política de expansión.

    Esto significa que la compañía matriz de Faraday Future, que en última instancia se cree que era la verdadera fuente económica del proyecto, se encuentra en graves apuros financieros por su falta de liquidez. Lo cual confirma las reiteradas sospechas de los medios y autoridades estadounidenses sobre la verdadera capacidad del músculo financiero de esta nueva start-up.

    Hace solo unos días os informamos de los recientes problemas de Faraday Future con una de las compañías constructoras encargadas de fabricar su megafactoria de 1.000 millones de dólares. Este nuevo complejo estará situado al norte de Las Vegas, Nevada, y una de las empresas encargadas de levantarla amenazaba con parar ya en los primeros pasos de la construcción, al no haber recibido los pagos previos estipulados en el contrato.

    El primer y denostado prototipo.

    La compañía constructora, AECOM, debe ser la responsable de cerca de la mitad del presupuesto de esta megafactoría, y el pasado mes de octubre reclamaba el retraso del abono de un depósito de 21 millones de dólares, que debía realizarse en septiembre. Adelantando además que para octubre y noviembre esperaban nuevos pagos valorados en 25.3 millones y 11.8 millones de dólares respectivamente.

    Faraday Future tardaba poco en contestar a esta noticia afirmando que se estaban agilizando los trámites para poder realizar los pagos a tiempo.

    Sin embargo, ha sido el propio Jia Yueting, quien a través de un memorandum dirigido al personal de LeEco en China, ha declarado su ingente falta de efectivo, reconociendo la descontrolada política de gastos que ha tenido su compañía en sus planes de expansión, lo que incluye tanto el proyecto Faraday Future en los Estados Unidos como su contrapartida en China, un proyecto muy similar, que entendemos se trata del mismo, pero con otra denominación, para evitar duplicidades tecnológicas.

    La megafactoría de FF en Las Vegas.

    Yueting ha declarado en la misma comunicación que se tomarán medidas urgentes para recortar el gasto, incluyendo una bajada de salario propia, reduciendo sus ingresos a solo un yuan anual, que vienen a ser unos 13 céntimos de euro.

    Hace meses, las propias autoridades de Nevada expresaron su preocupación por la capacidad financiera de la compañía, llegando incluso a viajar a China para poder reunirse con los ejecutivos de la misma, antes de aprobar las ayudas que el estado de Nevada proporcionaría a Faraday.

    Lo cierto es que aún existen muchas dudas sobre el funcionamiento y estructura de FF, ya que no cuenta con CEO ni está claro quién o quiénes son los propietarios, así como la procedencia exacta de su financiación.

    Prototipo del primer modelo real de FF.

    Precisamente en breve deberíamos conocer su verdadero primer modelo, ya que el primer prototipo que era presentado era un simple concept que poco o nada tenía que ver con la gama que están desarrollando.

    La matriz de Faraday Future revela su grave falta de dinero
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto