Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es
  • Los coches eléctricos costarán lo mismo que los de combustión a partir de 2025

Los coches eléctricos costarán lo mismo que los de combustión a partir de 2025

Un nuevo informe publicado por Bloomberg apunta a 2025 como el posible momento en el que los vehículos eléctricos podrán equipararse en cuanto a precio a los vehículos de combustión tradicional. Este nuevo informe adelanta con mucho las previsones más optimistas que manejábamos hasta ahora.

Tesla Model 3, el eléctrico más esperado actualmente.

La pregunta era inevitable, ¿cuándo llegará el momento en el que los coches eléctricos no sean más caros que los de combustible tradicionales?. Hasta hace no mucho y según a quién preguntaras el horizonte estaba fijado entre los 15 y los 25 años vista, sin embargo, la proliferación de proyectos en estos últimos años ha hecho que se haya acercado considerablemente esa posible fecha, y según un último informe publicado por Bloomberg, queda menos de una década para que llegue ese día.

Según Bloomberg, la caída constante del costo de las baterías provocará que en 2025 un vehículo eléctrico tenga el mismo precio en el concesionario que uno de combustión tradicional. Para el 1 de enero de 2025 quedan menos de ocho años, aunque para lograr ese objetivo, el mercado actual debería seguir el mismo curso que hasta ahora, pues los analistas responsables de este estudio se han basado en la evolución del mercado de baterías actual.

El estudio señala tanto al mercado norteamericano como al europeo, por lo que de concretarse el escenario que plantea este último informe, es probable que el vehículo que nos compremos la mayoría de consumidores pasada esa fecha será un eléctrico, ya que a igualdad de condiciones, el vehículo de combustión tradicional no puede competir con un eléctrico equivalente.

Volkswagen I.D. Concept, el primer paso del gigante alemán hacia el eléctrico puro.

Según el informe, la bajada del precio de las baterías se acelerará más de lo esperado en los próximos años, provocando una caída de los precios de los vehículos eléctricos. Actualmente, las baterías representan alrededor del 50 por ciento del costo de un coche eléctrico, por lo que una variación en el precio de estas tendrá un gran impacto en el precio final del vehículo.

En los próximos años, antes de 2025, veremos llegar numerosos modelos electrificados, desde nuevas variantes híbridas hasta gamas al completo de vehículos eléctricos, como las de los grupos VAG o Daimler. Lo que disparará la demanda de baterías y tendrá que aumentar su producción, contribuyendo a bajar el costo de las mismas por mayor volumen, aunque también hay otro factor a tener en cuenta, las nuevas regulaciones medioambientales aumentará el precio de los propios vehículos de combustión, lo que ayudará a que la diferencia de precios disminuya.

De ser correctas las estimaciones de este informe, en la última mitad de la década que viene podríamos asistir al comienzo de la desaparición del motor de combustión en los principales mercados del mundo. En un escenario en el que un vehículo eléctrico tiene una habitabilidad, autonomía y precio similares a uno de combustión tradicional, con las ventajas añadidas de una mayor economía de uso gracias a eliminar el costo del combustible (mucho más caro que la electricidad) y a un mantenimiento más económico, la mayoría de los clientes escogerían (en teoría) el más ventajoso modelo eléctrico. Tan solo determinados modelos, como los del segmento deportivo, podrían mantener clientes leales, aunque no mucho más lejos en el tiempo, estos también serían sustituidos por modelos eléctricos.

Fuente: Bloomberg

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto