Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Volkswagen necesitará de socios externos para materializar su ofensiva eléctrica

Volkswagen invierte 50.000 millones en sus proveedores de baterías eléctricas para asegurarse un buen futuro de los nuevos modelos ID, y la oleada de lanzamientos eléctricos con SEAT, Skoda y Audi. Compartirá riesgos con sus proveedores en la creación de nuevas plantas de producción.

Volkswagen ha iniciado una potente ofensiva eléctrica. El Volkswagen ID.3será el primero en llegar, pero el grupo automovilístico alemán ha anunciado ya una completa oleada de modelos que llegarán más adelante. Todos ellos sobre la plataforma MEB, aunque en diferentes segmentos -y marcas del grupo- y todos ellos con un sistema puramente eléctrico.

Pero para cumplir sus planes hay algo esencial, que es contar con un potente suministro de baterías, porque ellos no van a producirlas. Sus socios son LG Chem, Samsung SDI, SKI, CATL y Northvolt. Y el Grupo Volkswagen ya ha previsto una inversión de 50.000 millones de euros, repartidos entre todas ellas, para contar con las baterías que necesitan para sus modelos eléctricos.

Volkswagen se prepara para su futuro eléctrico con varios socios y una inversión millonaria

En lugar de asociarse a un único proveedor de baterías, Volkswagen ha tomado la decisión inteligente que otros de sus competidores no han tomado aliándose a varios proveedores de baterías. Tienen prevista una demanda de 150 gigavatios de capacidad de producción de baterías en Europa, y exactamente lo mismo en Asia, para el año 2025. Pero es que la cifra se duplicará en tan solo cinco años.

El problema con que se encuentran Volkswagen y sus competidores es que estos proveedores tienen que lidiar con la producción de baterías tanto para coches como para otros productos tecnológicos como los teléfonos inteligentes. La clave es que se decidan a invertir en la industria automotriz estableciendo nuevas plantas de producción.

Volkswagen ya ha iniciado su reorganización

Por su parte, el fabricante alemán ya ha empezado la reorganizaicón de 16 fábricas del grupo para la producción de 33 modelos eléctricos que llegarán de la mano de Volkswagen, de SEAT, de Audi y de Skoda de aquí y hasta el año 2023. En esta reorganización, por las particularidades del mercado eléctrico, Volkswagen ha decidido ayudar a sus proveedores con una potente financiación.

A partir del año 2021, Volkswagen tiene previsto utilizar baterías eléctricas compuestas por níquel, manganeso y cobalto en una proporción 8:1:1, algo que contrasta en gran medida con proveedores que todavía estaban en una proporción 6:2:2.

Por el momento, el paso clave era acercarse a sus futuros proveedores de baterías eléctricas y crear una asociación más estrecha en la que compartan los riesgos de la evolución del mercado, pero también información clave sobre las tendencias para adaptarse a medida que los consumidores respondan a su estrategia.

Fuente: Autonews

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto