¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Prueba Smart Forfour Electric Drive, urbano, social, práctico y eléctrico

14

La ciudad, la jungla de asfalto, suele ser un problema para la mayoría de coches. Pero no para los Smart. Los pequeños urbanitas son la mejor solución para este entorno, y mejor aún si les pones un motor eléctrico. En esta ocasión he probado la variante más social: el Smart Forfour Electric Drive.

Como pez en el agua. Así se desenvuelve el Smart Forfour ED dentro y fuera de la ciudad

La electricidad ha llegado para quedarse en el mundo del automóvil. Representa el futuro de la movilidad sostenible. Si a este hecho le sumamos que cada vez más gente vive en los grandes núcleos de población, resulta claro que una alianza entre dos mundos supondrá una ventaja para todos aquellos que se desplacen por la ciudad. Muchas marcas ya se están posicionando en este tema, pero ninguna como Smart. Al Fortwo ED se suma ahora su hermano más lógico y práctico, que ya he tenido ocasión de probar: el Smart Forfour Electric Drive.

Y es que la marca de Mercedes lleva muchos años adelantándonos la solución a un problema que cada vez copa más portadas en los medios de todo el mundo. Raro es el día en el que no se anuncia alguna medida o restricción al tráfico. Los coches con motores de combustión interna tienen los días contados, al menos en la ciudad, y es ahí donde la electricidad tendrá que cubrir un espacio vital.

Ya fue en el 2007 cuando vimos el primer Smart completamente eléctrico. A día de hoy, si vives en ciertas ciudades, resulta muy fácil de ver, pues es empleado como solución a las continuas restricciones y amenazas de circulación. Y es que como ya digo Smart sabe que el futuro del tráfico urbano pasa por los coches eléctricos, y si el Fortwo supone una ventaja, más lo puede ser el Smart Forfour.

ED, las siglas de Electric Drive, llegarán por primera vez a todas las carrocerías de la familia Smart

Hay que decir que ambos son el mismo coche. Desde el punto de vista estético nada diferencia un Forfour de gasolina con un Forfour ED. La carrocería es la misma, con ese diseño juvenil, alegre y desenfadado que es capaz de adaptarte a ti gracias a los cientos de posibles combinaciones que existen para la célula Tridion, y el resto de la carrocería. Los únicos detalles nuevos son las pegatinas que nombran el modelo: Electric Drive, que no hay tubo de escape, obviamente, y la tapa del depósito de gasolina que se reconvierte en el enchufe de carga.

Por dentro pasa lo mismo. Nada te dice que estas a bordo de un coche eléctrico. Los paneles, el diseño, y la simplicidad del Smart siguen estando ahí. En el caso del Forfour, como bien reza su nombre, añade dos puertas más y por lo tanto dos plazas más. Dos trasportines en realidad, porque resulta difícil definirlos como asientos. Aun así nada nuevo con respecto a un modelo de gasolina. Y todo gracias a que las baterías del coche se instalan bajo el habitáculo, por lo que no se cambia nada del interior.

Por primera vez en la familia de Smart, todas las carrocerías contarán con su correspondiente versión ED, Fortwo, Fortwo Cabrio y Forfour

Todos conocemos las ventajas y cualidades del Smart Fortwo, sin embargo creo que son más las que presenta el Forfour. Todo el mundo tiene familia o amigos a los que llevar alguna vez, y aunque sean pocas veces, o incluso una, darás las gracias por tenerlas. Sí que el crecimiento es notable, pues son 80 centímetros más que el más pequeño de la familia. Por ello perdemos esa capacidad de aparcar dónde nos dé la gana, pero las medidas siguen siendo muy cortas y creo que realmente merece la pena optar por las cuatro plazas.

Las plazas traseras no son muy espaciosas, pero dan la vida a la hora de llevar ocupantes

A todo esto hay que sumarle precio. Los niveles de equipamiento siguen siendo los mismos: De serie, Passion, Prime, Proxy y Brabus. Pero la diferencia entre escoger un Fortwo ED y un Forfour ED rondará los 800 euros. En España todavía no se han anunciado precios, se sabrán a partir del próximo 10 de marzo, pero en Alemania se ha optado por arrancar la gama en 21.940 euros para el Fortwo y 22.600 euros para el Forfour. Repito que son precios para el mercado alemán, pero suma unos cuantos cientos de euros y tendrás los precios de aquí.

Lo que no cambia es el motor. Al igual que ya hiciera con el pequeño, el Forfour monta el nuevo conjunto eléctrico de Smart. La empresa ha mejorado y refinado el sistema de cara a esta segunda generación de gama eléctrica, y las tres variantes contarán con el mismo bloque. Siendo 100% eléctrico, se monta un motor eléctrico síncrono que desarrolla una potencia de 60 kW, 81 CV, es decir 5 kW más que la generación pasada, y un par de 160 Nm. A esto se debe sumar una batería de ión-litio de 17,6 kW.

Eso en cuanto a datos técnicos. El Smart Forfour ED oficializa un consumo medio de 13.1 kWh/100 Km, lo que quiere decir que en este caso tenemos una autonomía de 155 Km. Son cinco kilómetros menos que en el caso del Fortwo, y la misma cantidad que en el Fortwo Cabrio. Son datos humildes que en caso de compararlos con otros rivales de petróleo serían peores, pero la verdad es que la gama eléctrica de Smart no pretende rivalizar con ellos. Al contrario, ofrece muchas cosas que éstos no pueden.

Los Smart eléctricos son la mejor solución para la ciudad y sus alrededores

Prueba Smart Forfour Electric Drive

Lo he dicho al principio de la prueba y lo repito. Los datos confirman que las grandes ciudades abarcarán la casi totalidad de la población mundial en las próximas décadas. La mayoría de ellas no están preparadas para ese incremento social, y ya es habitual ver los problemas de tráfico que esto provoca. Madrid es una de esas ciudades que ya condicionan la movilidad en determinados momentos, y ni es la primera ni será la última. El tráfico urbano está abocado a desaparecer, aunque por ese pequeño resquicio empiezan a colarse coches como los Smart ED.

No es la primera vez que me pongo tras el volante de uno de ellos, la primera vez fue hace unos meses cuando tuve la ocasión de probar el Smart Fortwo ED, y en aquel entonces lo hice por las calles de Miami. Esta vez ha sido la versión de cuatro puertas, y lo he hecho por la ciudad francesa de Toulouse. ¿Con esto que quiere decir? Pues que los Smart ED se adaptan a cualquier entorno, ciudad, o situación. Y lo hacen de maravilla.

Ya sea por grandes avenidas americanas o por estrechas carreteras francesas, les da igual. El tráfico o las calles estrechas no suponen ningún problema, más allá de lo molesto que pueda resultar. Y ahora podrías perfectamente pensar que esa capacidad la tienen muchos coches del segmento A, y razón no te falta, pero el hecho de ser un eléctrico otorga muchas cualidades que sus rivales no eléctricos no pueden ni alcanzar.

Aunque sea eléctrico no hace falta modificar nada del interior del Smart Forfour

Son 155 kilómetros de autonomía. Bien es cierto que ese dato en la vida real no es tanto, pero sí que serán 130 kilómetros aproximadamente. Es decir una distancia muy superior a lo que recorre un español medio en un día, que vienen a ser poco más de 20 kilómetros. Son muchos kilómetros para desplazarse únicamente por ciudad, pero es que el Forfour ED no solo tiene la capacidad de moverse por la urbe, sino que también puede presentarse como una seria alternativa para aquellos que no entren en la ciudad pero que recorran la misma distancia en su día a día.

Así que los Smart ED pueden ser una solución para una gran cantidad de casos, pero ¿cómo se comporta el Forfour ED? La verdad es que da gusto. Cada día me gustan más los coches eléctricos, su suavidad, su confort, su funcionalidad... Sí que es cierto que tienen muchas limitaciones, casi todas de autonomía, pero tras coger uno descubres por dónde van los tiros en el mundo del automovilismo.

El Forfour ED es una gozada por comportamiento y solvencia. Bien es cierto que no tiene ese toque pasional que otorga la gasolina, pero sí que puede ser juguetón de otras maneras. El empuje de parado es mucho mejor que en la generación anterior de los ED. Se nota como la entrega de potencia es más alegre, y más consistente en un espectro más grande de uso. Algo que te permite salir de los semáforos el primero.

Como es lógico, el Smart Forfour ED siempre va asociado a una caja de cambios automática

Lo segundo que garantiza un total manejo por la ciudad es la dirección. Smart ha prestado especial atención al radio de giro. En tan solo 6,95 metros es capaz de dar una vuelta de 360º, así que te puedes imaginar la practicidad y la facilidad de movimientos que esto otorga. Si a esto le sumamos las medidas cortas, y que apenas hay ángulos muertos, el control sobre el tráfico es excelente.

Si hablamos de temas dinámicos, el Forfour ED sigue sorprendiéndome. Es sumamente ágil, con cambios de ritmo vertiginosos y rápidos. En las carreteras estrechas de la zona de pruebas me sorprendió lo bien que va, lo fino y lo suave que siempre se muestra. Ya digo que los eléctricos no tienen ese toque pasional de los gasolina, pero sin lugar a dudas los Smart ED son los eléctricos más divertidos que he probado. Mejor incluso que muchos de combustión.

Smart tiene un acuerdo con DHL que permite que tu coche se convierta en un punto de recogida y entrega de paquetes

También hay espacio para la seguridad y la tecnología en sus casi 3,5 metros de largo. El Forfour, al igual que el Fortwo, dispone de un radar que mide en todo momento la distancia con el coche que nos precede. En función de la medida él solo calcula la cantidad de retención que debe aplicar al motor eléctrico una vez levantamos el pie del acelerador. Si pulsamos el botón ECO, el programa actúa de una forma menos precisa porque la retención se incrementa. Aun así es un buen programa que siempre actúa para mejorar la autonomía del coche.

Una aplicación gratuita nos dirá en todo momento el estado del coche

Ya he dicho que Smart ha mejorado el motor y la batería de los ED, pero también se ha encargado de mejorar los tiempos de carga. Éstos varían mucho en función del enchufe al que conectemos el coche, pero para hacernos una idea, en una toma normal y corriente se tardarían seis horas en recargar el 80% de la batería. De hacerlo así nunca se llegaría a llenar por completo, ya que para conseguir el 100% de la carga deberemos echar mano de un Smart Box.

Por el momento la marca no ha especificado el precio de tal extra, pero si decidimos instalar uno la recarga al 80% demora tres horas y media. Más adelante Smart ofrecerá un cargador más potente de 22 kW, que en este caso reducirá el tiempo de la recarga se reducirá a 45 minutos. A todo esto, los preparadores han creado una aplicación con la que podremos programar las recargas además de poder visualizar en todo momento el estado del coche. Lo dicho, mucha tecnología en tan poco espacio.

Conclusiones

En resumidas cuentas, el mundo está cambiando, y Smart se está preparando para ello. De hecho lleva haciéndolo desde 2007. La gama Electric Drive es la más inteligente de todas las unidades. Ya he probado dos de los tres modelos que llegarán. Sí, el Fortwo Cabrio también tendrá versión eléctrica, pero tardará más en llegar. En cuanto a su comportamiento, da igual que cojas uno u otro, pues en todos los casos el comportamiento, la suavidad y la conducción son iguales. Sobresalientes.

Los Fortwo y Forfour llegarán al mercado a la par, más tarde lo hará la versión cabrio

Sin embargo, por poco dinero más, y por 80 centímetros extra, tienes cuatro plazas que otorgan una mayor versatilidad. Puede que el Fortwo sea el que mejor representa el concepto urbano de los Smart, pero el Forfour suma la practicidad y la capacidad de llevar a tus amigos, hijos, familiares, e incluso mascotas. Así que el escoger entre uno u otro puede ser una mera cuestión de ocupación. Dejando esto a un lado, si quieres un coche pequeño, ahorrador, bien equipado y eléctrico, o estás pensado en esta posibilidad, no hace falta que mires mucho, la familia Smart ED está ahí para ti. Todo un acierto.

Noticias relacionadas

Prueba Smart Forfour Electric Drive, urbano, social, práctico y eléctrico
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto