Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Ferrari prueba en Montmeló la propuesta de halo para cerrar el cockpit

Kimi Raikkonen ha lucido, en los primeros momentos de la jornada de test en Montmeló, el sistema de halo para proteger la cabeza de los pilotos que pretende implantar la FIA para 2017. Ha sido el propio organismo quien ha pedido a Ferrari que lo probara, y no volverá a hacerlo en el resto del día. Sigue siendo una propuesta sin aprobar.

Comenzaba la jornada de test en Montmeló y Ferrari se convertía en noticia. Kimi Raikkonen, el encargado de llevar el monoplaza rojo en esta ocasión, no había completado una gran vuelta, ni había tenido ningún incidente. En su monoplaza lucía, por primera vez, la propuesta de halo para cerrar el cockpit parcialmente y proteger a los pilotos de posibles impactos en la cabeza. Una idea que lanzó en su día Mercedes a la FIA y que plasmó así el periodista italiano Giorgio Piola. El máximo organismo del automovilismo sigue buscando solución al tema de la seguridad ante impactos externos y accidentes, cuya preocupación aumentó aún más desde el desgraciado accidente sufrido por Jules Bianchi en 2014. La propuesta del halo es la que más convence al organismo rector de la Fórmula 1, y es una medida que no está acordada y mucho menos ratificada, pero que entraría en 2017.

El halo soluciona el problema que se presentaba con la idea de cerrar el cockpit de manera completa: ante un posible incendio el piloto podría salir del monoplaza tanto por sus medios como con ayuda si no se encuentra consciente tras un accidente. Sigue sin ser solución ante un posible volcado y no protege del todo el casco de los conductores ante posibles impactos. Además, está por demostrar que los pilotos no pierdan excesiva visibilidad. Kimi Raikkonen, el primero en probarlo, tendrá mucho que decir sobre su experiencia. El sistema que ha utilizado Ferrari (por petición de la FIA) no incluye el cristal protector y por tanto no es el definitivo que sí lo tendrá uniendo las tres barras. Lo extraño es que los del Cavallino solo hayan dado una vuelta y, de momento, no esté decidido que ningún equipo más lo pruebe, ni siquiera Mercedes, "padre" de esa creación.

Según han explicado desde la propia Ferrari, se trata de una estructura creada por el propio equipo a petición de la FIA y, de implantarse, sería una pieza más del coche, y no una estructura por separado. Las primeras impresiones de Raikkonen indican que está bien en términos de visibilidad. El viernes lo utilizará Sebastian Vettel.

Fotos: Albert Fabrega

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto