¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Alpine Captur 2022, un adelanto del futuro B-SUV deportivo de la renovada marca francesa

    1
    Recreación ilustrativa Alpine Captur 2022Motor.es / Tobias Büttner

    Luca de Meo ya ha atribuido un nuevo papel a Alpine para mantener su supervivencia en el mercado. Seleccionados modelos del Rombo acuñarán una estética más deportiva y agresiva, junto a una puesta a punto específica del chasis. La nueva hornada de B-SUV deportivos abren la puerta al futuro Alpine Captur.

    La reestructuración que Luca de Meo está acometiendo en Renault para que la marca del Rombo vuelva a la senda de los beneficios y los números negros en las cuentas implica también a Alpine. La estrategia de la marca deportiva, que asumió el rol de convertirse en la «Porsche francesa» ha terminado obligando a la firma a rebajar significativamente hasta alcanzar el papel de la española CUPRA.

    Y es que así lo ha manifestado Luca de Meo, el jefe de Renault, quien se encargó de dejar muy claro el nuevo posicionamiento cuando asumió su cargo y presentó la nueva estrategia empresarial, al señalar que «Alpine debe dejar su nicho de mercado actual y para eso debemos desarrollar la marca». Supone abandonar la marca «RS» e inaugurar la nueva gama «Alpine Line», una oferta más exclusiva que abre las puertas de par en par al Alpine Captur.

    El acabado RS Line del nuevo Renault Captur será el punto de partida del futuro Alpine Captur

    Y es que los utilitarios deportivos más tradicionales se han transformado en B-SUV con esta misma cualidad, un motivo más para que el futuro Alpine Captur se haga realidad, del que de Meo no ha descartado. El italiano señaló en su presentación que
    «Como hice con CUPRA, encontraré un punto de contacto entre la marca Alpine y ciertos modelos de Renault. Tenemos que ser creíbles en esto, así que no voy a hacer esto con Espace o Kangoo. Lo haré con cosas que correspondan al posicionamiento de la marca».

    Y el Captur es uno de los que se puede convertir en uno de estos futuros modelos deportivos, por lo que te presentamos esta recreación como anticipo. La marca arrancará desde el acabado «RS Line» más deportivo añadiendo un toque extra de agresividad con un nuevo entramado de la parrilla y las tomas de aire con un diseño de nido de abeja pintado en negro. La parte estética se remata con unas llantas de aleación de mayor diámetro y un diseño multiradio, además de las pinzas de los frenos coloreadas.

    Una imagen que también tendrá un ajuste específico del chasis con un nivel de conducción más exigente. Por ahora, la marca francesa ni confirma ni desmiente ningún nuevo movimiento para Alpine, pero ante la casi inminente llegada del Hyundai Kona N, la alternativa del Rombo sea una importante novedad en 2022, aprovechando el lavado de cara de medio ciclo de vida.

    Aunque algunos apunten al motor 1.8 TCe de 252 CV del actual Alpine A110 como una opción de propulsión para este Alpine Captur, la hibridación se hace obligatoriamente necesaria para mantener a raya las emisiones. Así, los de Alpine tirarán de la nueva tecnología «E-TECH», utilizando como punto de partida el motor de 1.3 TCe, en lugar del atmosférico de 1.6 litros. De esta forma, la potencia máxima del conjunto puede superar los 200 CV -llegando hasta los 230 CV- la cifra ideal para una versión deportiva en la categoría del Captur.

    Alpine Captur 2022, un adelanto del futuro B-SUV deportivo de la renovada marca francesa