¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    El DS 4 E-TENSE llegará en 2024, confirmado el compacto eléctrico Premium

    El DS 4 E-TENSE llegará en 2024, confirmado el compacto eléctrico Premium
    La gama del nuevo DS 4 se ampliará en 2024 con una variante eléctrica E-TENSEDS Automobiles
    Fran Romero
    Fran Romero3 min. lectura

    Las marcas de Stellantis ya han dado el paso a la electrificación, anunciando cuándo se transformarán en marcas completamente eléctricas y lo que supondrá abandonar la combustión tradicional. La última que lo ha anunciado ha sido la francesa de DS, y la que primero se reconvertirá. Lo hará en 2024 con un nuevo buque insignia que ofrecerá una autonomía máxima de 700 kilómetros.

    A principios de agosto, la lujosa DS Automobiles anunció su transformación completa a una marca eléctrica a partir de 2024, por lo que todos los modelos actuales tendrán un sucesor reconvertidos a cero emisiones, renovándose progresivamente conforme su ciclo comercial vaya finalizando. La firma francesa ha sido de las últimas del consorcio de Stellantis en anunciarlo pero la primera que se reconvertirá.

    Una estrategia que llevará el apellido «E-TENSE» al máximo nivel de la electrificación, sobre las nuevas plataformas de la alianza franco-italiana, las arquitecturas modulares «STLA», y con dos modelos estrella que tienen luz verde de producción que llegarán antes de mitad de la década. Los dos serán SUV, pero antes que estos se estrenará la variante 100% eléctrica del nuevo DS 4.

    El futuro DS 4 E-TENSE será un eléctrico alternativo al Peugeot e-308

    El nuevo compacto que tratará de arrebatar ventas a los Premium está a punto de llegar a los concesionarios, y lo hará con una gama tradicional de versiones de gasolina y diésel, además de una híbrida enchufable. Pero la marca se guardó un as en la manga, el completamente eléctrico DS 4 E-TENSE que estrenará en 2024. Una de las referencias de su categoría para plantar cara a los alemanes que han apostado más por el formato SUV que el compacto tradicional.

    Esta apuesta permitirá reducir mucho más las cifras de emisiones promedio de CO2 de DS, que ya son las más bajas de todo el grupo de marcas gracias a su ofensiva electrificada. Un modelo que ya se encuentra en un avanzado estado de gestación, concebido sobre la plataforma «EMP2v3» del modelo actual, convenientemente adaptada. Una práctica habitual entre los grandes fabricantes, con la que ahorrarán costes antes de pasarse a una más específica.

    Por ahora se desconocen las especificaciones, pero sí sabemos que su motor eléctrico delantero ofrecerá un rendimiento muy superior al del DS 3 Crossback E-TENSE, rozando los 200 CV de potencia. La llegada del DS 4 E-TENSE tiene mucho más trasfondo detrás de lo que a simple vista parece. No solo es un modelo completamente necesario teniendo en cuenta la competencia, sino que también hay que tirar del pasado, pues los planes iniciales del ë-C4 apuntaban a un compacto tradicional y una variante SUV como la que finalmente se materializó. Ahora, será DS la que ponga en liza este modelo, pero con un calado más lujoso.