¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Las mulas del Ferrari Purosangue estrenan nuevas ópticas en sus últimas pruebas

    29
    Mulas del Ferrari PurosangueS. Baldauf/SB-Medien

    Nuestros fotógrafos espía han logrado capturar una mula de pruebas bastante extraña del nuevo Ferrari Purosangue, pues a pesar de contar con todos los paneles elementos y accesorios exteriores del Maserati Levante, esta unidad monta las afiladas ópticas del Ferrari Roma.

    La última generación de mulas de pruebas del nuevo Ferrari Purosangue estrena configuración, pues por primera vez en varios meses uno de estos ejemplares ha sido cazado portando nuevos elementos, en este caso unas ópticas totalmente distintas a las que montaban las unidades avistadas anteriormente.

    En las últimas semanas hemos podido ver varias unidades de la nueva generación de mulas de pruebas del primer SUV de Ferrari. Estas han sido cazadas durante sus tests de carretera en localizaciones tan dispares como Suecia, Alemania o Italia, por lo que podemos estar seguros que el desarrollo este proyecto se encuentra a toda máquina, e incluso hay proveedores, como Bosch, que también cuentan con unidades para probar los distintos elementos o sistemas del modelo.

    Las ópticas del Roma son bastante evidentes.

    El Ferrari Purosangue debería ser presentado en unos meses. Probablemente será desvelado este año aunque no llegará al mercado hasta 2022, por lo que es normal encontrar unidades como esta realizando tests en distintos puntos de Europa. Aunque aún estamos por ver los primeros prototipos dotados de su carrocería definitiva.

    Nuevas ópticas

    Las mulas de pruebas que hemos visto hasta ahora cuentan con una falsa carrocería compuesta por paneles y elementos procedentes del Maserati Levante, aunque con una configuración de bastidor muy distinta, pues estas unidades aparecen notablemente más pegadas al suelo que el SUV de Maserati. De ahí que sea tan reseñable esta nueva mula avistada, pues se trata de la primera unidad que muestra novedades hasta ahora. Este ejemplar monta un frontal ligeramente modificado en el que se ven claramente unas nuevas ópticas que, a pesar de estar prácticamente tapadas por completo, son fácilmente reconocibles, pues pertenecen al Ferrari Roma.

    Esta nueva mula es una de las unidades que está empleando Bosch durante sus pruebas y probablemente el empleo de las ópticas del Roma se deba a algún tipo de test relacionado con el sistema eléctrico del vehículo. Ya que es altamente improbable que el Ferrari Purosangue vaya a contar con las ópticas del GT de 8 cilindros italiano.

    Las mulas del Ferrari Purosangue estrenan nuevas ópticas en sus últimas pruebas