¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    La transmisión II (Embrague)

    Javier García Alfaraz
    Javier García Alfaraz

    El embrague de nuestros coches es el encargado de transmitir el movimiento del motor a la caja de cambios. En este artículo explicamos el funcionamiento básico del embrague, su función dentro del sistema de transmisión y los diferentes tipos de embrague que existen.

    El embrague es el mecanismo cuya misión es transmitir el movimiento desde el motor a la caja de cambios, a voluntad del conductor (manuales) o de forma automática (automáticos). Existen varios tipos de embragues:

    • De fricción.
    • Convertidor hidráulico de par (solo para cambios automáticos).
    • Electromagnético.

    Embrague de fricción

    El embrague de fricción es el sistema más utilizado. Existen diferentes tipos de embragues de fricción, los monodisco de accionamiento manual son los más extendidos. Otros sistemas utilizados actualmente son los embragues de fricción con varios discos y los sistemas automáticos.

    El embrague de fricción monodisco manual consta de los siguientes elementos:

    • Disco de embrague.
    • Maza de embrague.
    • Collarín.
    • Sistema de accionamiento.

    Disco de embrague

    El disco de embrague está situado entre el volante de inercia (motor) y la maza de embrague. Su misión es la de transmitir el movimiento del motor a la caja.

    De izq. a drcha: volante motor, disco de embrague, maza de embrague y collarín

    Maza de embrague

    La maza de embrague está atornillada al volante de inercia. Consta de una carcasa, un sistema de presión (normalmente diafragma) y un plato de presión. El plato de presión es el que está en contacto con el disco y se encarga de presionarle contra el volante de inercia. El sistema de presión tiene como misión empujar al plato contra el disco o liberarlo cuando se acciona el pedal. Ambos elementos van montados sobre la carcasa.

    Collarín

    El collarín es el dispositivo que se encarga de presiona el diafragma del embrague cuando el conductor pisa el pedal. Está apoyado en el primario de la caja de cambios y unido a la horquilla de accionamiento del embrague.

    Funcionamiento general del embrague

    Cuando el conductor no está pisando el pedal del embrague el disco se encuentra presionado por el plato de presión y el volante de inercia, de tal manera que gira solidario a este último, transmitiendo el movimiento primario a la caja de cambios.

    Funcionamiento del embrague

    Cuando el conductor pisa el pedal de embrague, el sistema de accionamiento se encarga de desplazar el collarín contra la maza, en ese momento el plato de presión deja de presionar el disco contra el volante de inercia y, en consecuencia, el disco deja de transmitir movimiento a la caja de cambios.

    Sistema de accionamiento

    El sistema de accionamiento es el encargado de desplazar el collarín para presionar la maza de embrague. Existen tres sistemas de accionamiento en los embragues:

    Accionamiento por cable.

    Accionamiento hidráulico.

    Accionamiento automático.