¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir

Mazda Co-Pilot, un nuevo ADAS que se incluirá en la gama desde 2022

Mazda Co-Pilot, un nuevo ADAS que se incluirá en la gama desde 2022
Mazda «CO-PILOT 1.0»Mazda
Fran Romero
Fran Romero4 min. lectura

La marca de Hiroshima tiene grandes planes para 2022, y no solo con los dos nuevos SUV confirmados, sino también por un notable apoyo a los asistentes de seguridad a la conducción. Desde 2022, la gama de modelos de Mazda sumarán el sistema «CO-PILOT 1.0» en el equipamiento de serie. Un avanzado asistente del que te contamos sus secretos.

El compromiso de Mazda con la seguridad vial es total. Tanto, que la marca de Hiroshima ha confirmado que todos sus modelos contarán a partir de 2022 con el nuevo asistente de conducción «CO-PILOT 1.0». Un importante avance en materia de seguridad que la firma lleva meses probando con un objetivo mucho más ambicioso que estrenará en 2025.

El primer paso de Mazda es un asistente de conducción más, aunque con la particularidad de que se trata de un asistente de parada de emergencia en carril, por lo que a partir del próximo año, los modelos de la marca se pararán automáticamente en el arcén. Un funcionamiento muy similar al de otros modelos del mercado, pero del que ya se prepara una importante evolución para mediados de la década.

Foto Mazda «CO-PILOT 1.0»
El asistente Mazda «CO-PILOT 1.0» se prueba en autopistas de hasta tres carriles

El Mazda «CO-PILOT 1.0» llevará el detector de fatiga a un nivel superior

El sistema está preparado para detectar si hay otros vehículos acercándose por los carriles colindantes y que puedan suponer un peligro antes de iniciar la maniobra de desplazamiento lateral hasta llegar al arcén. Incluso, una vez detenido por completo, el futuro sistema activará automáticamente un servicio de ayuda a los equipos de emergencia. Un sistema que no tiene nada que ver con el actual detector de cansancio y fatiga, cuyo funcionamiento se basa en la detección los movimientos oculares y la orientación de la cara del conductor.

El nuevo sistema en el que se investiga cuenta con un detector de signos de anomalías en los conductores. Mediante una cámara y un potente software será posible analizar el estado de salud del conductor, detectando cualquier cambio en su comportamiento -por ejemplo, cambios en la postura, adormecimiento o el cierre de los ojos- suficiente para activar la parada de emergencia, que funcionará tanto en autopistas como en carreteras nacionales.

El sistema de respuesta a anomalías del conductor, como lo ha calificado Mazda, se podrá activar manualmente por los pasajeros a bordo pulsando un botón en la consola del techo. Exteriormente, la parafernalia técnica no será visible a simple vista, sino que estará perfectamente integrada en los paneles de los vehículos. Un equipo que dispondrá de nada menos que una docena de cámaras, radar de ondas milimétricas, sensores ultrasónicos y software con potentes algoritmos y mapas tridimensionales avanzados. Incluso, un sensor de par en la dirección permite detectar un cambio en la postura, al tirar fuertemente del volante.

Foto Mazda «CO-PILOT 1.0»
El sistema Mazda «CO-PILOT 1.0» avisa al conductor antes de tomar los mandos del vehículo