¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Mercedes-Benz presenta el CLS Shooting Brake: La reinvención del CLS

    9

    Mercedes-Benz acaba de presentar oficialmente el CLS Shooting Brake; la variante de cinco puertas del afamado CLS, que llega abriendo un nuevo segmento en el mercado como un día lo hiciera el CLS original. Su aspecto no deja de ser apolíneo, pero presenta un techo alargado y una trasera más vertical que da cabida a un enorme maletero de 590 litros accesibles a través un práctico portón de apertura automática.

    Mercedes-Benz ha publicado las primeras fotos y detalles del CLS Shooting Brake; la variante de cinco puertas de la berlina coupé de la estrella, que llega, una vez más, abriendo un nuevo segmento: el de los familiares de corte coupé.

    Su aspecto, al menos si lo miramos de frente, no deja de ser el de un CLS, aunque si nos fijamos en detalle, nos damos cuenta de que el paragolpes cuenta con unas tomas de aire de distinto diseño, de tal modo que afinan el aspecto del conjunto delantero, ya que no mueren en el perfil inferior, como el cuatro puertas. A esto, se le añade que la parrilla cuenta con doble barra horizontal cromada, a diferencia del primero, que sólo luce una. Por lo demás sigue siendo el mismo CLS de siempre.

    Ya en la vista lateral es cuando vemos que el techo se alarga hasta la parte trasera intentando seguir una acusada curvatura para no perder el aire coupé que tanto han buscado, ayudado por una cintura descendente, un arqueo de ventanillas aun más acusado y unas aletas traseras que marcan fuertemente con un pliegue los pasos de rueda posteriores. Además, esta carrocería pierde altura con respecto al 4 puertas, concretamente 3 mm, y se alarga 16 mm, con lo que se queda con unas medidas de 4.956 mm de largo, 1.881 mm de ancho y 1.413 mm de alto.

    No sabemos como se irá en las lazas traseras, pero a priori parece que la altura no va muy a su favor, sin embargo, sí que esperamos que el espacio para las piernas sea muy generoso, ya que la batalla se ha alargado respecto al CLS berlina.

    Otra de las ventajas añadidas de esta carrocería, es que el maletero tiene una muy buena capacidad de 595 litros, que se amplían hasta 1.550 si abatimos los respaldos traseros. Todo ello accesible a través de un enorme portón automático.

    Un detalle interesante es que, de serie, contará con suspensión trasera neumática para mantener el coche en su altura independientemente del volumen de carga que llevemos.

    Aquí, en el espacio de carga, tampoco se han descuidado los acabados, y Mercedes ofrecerá como opción guías en aluminio, revestimiento de madera de cerezo etc.

    El diseño de la trasera sigue evocándonos al CLS berlina, puesto que mantiene los pilotos en forma de pétalo y el portamatrículas dibujando una escueta sonrisa, coronado por un listón cromado muy vistoso.

    Para su llegada, estarán disponibles las versiones CLS 250 CDI de 204 CV y el CLS 350 CDI de 265 CV, también con tracción 4Matic, si hablamos de diésel. Copando la gama, y ya en gasolina, veremos el CLS 350 de 306 caballos y el CLS 500 (también 500 4Matic) de 408 caballos. Más adelante, esperamos la llegada del CLS63 AMG Shooting Brake de 525 CV.

    Mercedes-Benz presenta el CLS Shooting Brake: La reinvención del CLS
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto