¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Nueva demanda a Porsche por el accidente de Paul Walker, esta vez de su hija

    Javier Costas
    Javier Costas

    En noviembre de 2013 Paul Walker y su amigo Roger Rodas conducían a gran velocidad un Porsche Carrera GT por Santa Rosita (California). Perdieron el control, se estrellaron y fallecieron. La familia de Rodas demandó a Porsche, ahora lo hace la hija de Walker.

    Interior del Porsche Carrera GT (archivo)

    La investigación del accidente reveló que Rodas conducía a una velocidad claramente excesiva, doblando el límite establecido en una zona residencial. Esta es la versión oficial, respaldada por el Sheriff de Los Ángeles y la Highway Patrol de California. Se descartó el fallo mecánico y el fabricante quedó exonerado.

    La viuda de Roger Rodas interpuso una demanda, alegando que el coche tenía defectos de diseño. Porsche respondió que el coche había sido modificado y no tenía el mantenimiento acorde a sus especificaciones, por lo que no podían hacerse responsables. Por ejemplo, tenía los neumáticos "pasados" de fecha.

    Esta vez es Meadow Walker quien demanda a Porsche AG, dado que el diseño de los cinturones de seguridad y sus pretensores pirotécnicos mantuvieron a Paul Walker vivo, pero gravemente herido, en posición supina, hasta que se produjo una explosión del tanque de gasolina. La demanda establece que podría haberse salvado.

    Deberíamos pensar que, con lo estricta que es la legislación estadounidense, si se hubiese descubierto antes ese fallo de seguridad, la NHTSA habría obligado a Porsche a llamar a revisión los Carrera GT para hacer cambios en sus sistemas de seguridad.

    Desconozco si hubo realmente un fallo, eso tendrán que determinarlo los peritos, pero una cosa está clara, a Rodas y a Walker nadie les obligó a conducir a más de 150 km/h por la zona en la que estaban. Se la jugaron demasiado, y salió mal. ¿Qué responsabilidad puede tener cualquier fabricante si a uno de sus clientes se les va la cabeza de esa forma?

    Lo más probable es que sí, el cinturón de seguridad provocase gravísimas heridas a Walker, es lo que tiene darse un castañazo a una velocidad tan alta, el cuerpo tiene una resistencia limitada. Si el cinturón de seguridad no hubiese sujeto al actor con tanto ímpetu, habría golpeado otras partes del coche, con lo que el resultado habría sido el mismo o mucho peor.

    Fuente: BBC