¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Wells Vertige: nace un nuevo deportivo británico clásico de 221 CV y solo 850 kg

    Wells Vertige: nace un nuevo deportivo británico clásico de 221 CV y solo 850 kg
    Wells Motor Cars VertigeWells Motor Cars
    Sergio J. Cabrera
    Sergio J. Cabrera3 min. lectura

    El joven proyecto Wells Motor Cars ha aprovechado la celebración de la edición 2021 del Festival of Speed de Goodwood para presentar el que será su primer modelo, el Wells Vertige. Un pequeño y ligero deportivo realizado al estilo clásico y que nos recuerda a otros deportivos británicos del pasado, como los primeros Marcos o TVR.

    Wells Motor Cars fue fundada en 2014 por Robin Wells cuando este, según sus propias declaraciones, se animó a crear el deportivo que no lograba encontrar en el mercado. Así nació este proyecto, que trata de traer a la vida un deportivo británico de la vieja escuela, muy ligero y divertido de conducir.

    Este proyecto ha sido presentado oficialmente durante la apertura de la edición 2021 del Festival of Speed de Goodwood y aunque contamos con un buen número de imágenes del modelo y la mayoría de sus especificaciones, lo cierto es que aún no podemos hablar de presentación, sino de anuncio. Pues casi todas las fotos muestran tan solo pequeñas porciones del modelo y solo unas pocas imágenes muestran el deportivo al completo. Por lo que en la galería de imágenes superior podéis ver sobre todo su silueta y por tanto descubrir su estilizadas formas y compacto tamaño, pero no su diseño al completo, aunque también podemos ver un gran número de elementos, incluyendo su deportivo puesto de mandos.

    Configuración clásica para este deportivo británico.

    Características

    El Wells Vertige es un pequeño deportivo compacto de solo 4.0 metros de largo por 1.75 de ancho. Está fabricado sobre un bastidor monocasco central que cuenta con subchasis tubulares tanto en la zona delantera como en la trasera, sobre los que se apoyan los triángulos dobles del esquema de suspensión. Una receta muy ligera y que promete altas dosis de deportividad. El habitáculo es estrictamente biplaza y se accede por puertas de apertura vertical.

    En la zona trasera encontramos un motor de 4 cilindros de 2.0 litros sobrealimentado de origen Ford que entrega 211 CV y 210 Nm de par máximo. El modelo cuenta con llantas de 17 pulgadas Speedline calzadas con gomas Pirelli Pilot Sport 4, transmisión manual de 6 velocidades y tracción trasera exclusivamente.

    En principio solo van a ser fabricadas 7 unidades de este deportivo británico, todas ellas ya reservadas, aunque los planes de la compañía contemplan producir una corta serie compuesta por solo 25 unidades al año a un precio de 40.000 libras la pieza, unos 46.775 € al cambio.