Prueba Volkswagen T-Roc 2.0 TDI Sport

Probamos el Volkswagen T-Roc Sport, el equipamiento más alto, con motor diésel de 150 CV, cambio automático DSG de 7 relaciones y tracción a las cuatro ruedas. El nuevo crossover alemán trae un soplo de aire fresco a la marca.

Prueba Volkswagen T-Roc 2.0 TDI Sport de 150 CV

Tras la renovación del Golf y la llegada de la nueva generación del Polo, ya está disponible en nuestro mercado el Volkswagen T-ROC, su nuevo crossover compacto. Con este nuevo modelo la marca pretende seducir a un nuevo cliente que hasta el momento no era atraído por la oferta actual de su gama.

Este modelo, junto al futuro Volkswagen T-Cross, el nuevo Touareg 2018 y el Volkswagen I.D. Crozz que llegará en 2020, forman parte de la ofensiva SUV de la marca a corto plazo, que pretende traer nuevos aires a la casa.

El diseño del T-ROC se adelantó en forma de concept en el Salón de Ginebra de 2014. Por aquel entonces Volkswagen presentó un crossover de tres puertas descapotable que tras varios años de evolución ha perdido sus elementos más radicales aunque ha conservado parte de sus rasgos estéticos como su frontal y pilotos posteriores.

El Crossover que tengo entre manos tiene una longitud de 4,23 metros, es tan solo 2,4 cm más corto que el Golf (aunque tiene una capacidad de maletero y anchura superior) y es 25,2 cm más pequeño que el Volkswagen Tiguan, por lo que se posiciona más cerca del compacto que del SUV alemán. Aquí tienes todas las medidas del Volkswagen T-Roc.

Según los precios oficiales del configurador de la marca, este crossover está disponible desde 23.870 euros en el acabado de acceso Advance, asociado a un motor 1.0 TSI de 115 CV, pero la unidad protagonista de este artículo lo está desde 34.615 euros. Una diferencia realmente notoria debido a que a día de hoy el motor diesel 2.0 TDI de 150 CV que equipa está asociado obligatoriamente al cambio automático DSG de 7 relaciones y al sistema de tracción a las cuatro ruedas 4 Motion. Aquí tienes todos los precios del Volkswagen T-ROC.

En vivo, lo que más destaca de su exterior, a parte de su frontal marca de la casa y sus luces diurnas de LED que parecen antinieblas, son los distintos nervios que remarcan el diseño del modelo, un diseño con superficies planas muy marcadas sobre todo a la altura de la cintura con una acentuación que también llega al portón del maletero uniendo entre sí los pilotos traseros, ligeramente oscurecidos en el nivel de equipamiento Sport. Luce llantas opcionales de 18 pulgadas y unos embellecedores cromados traseros que emulan salidas de escape.

Volkswagen T-Roc

Volkswagen T-Roc
Ver ficha técnica completa
Combustible:
Diésel, Gasolina
Potencia:
115-190 CV
Puertas:
5
CO2
117 g/km
Longitud:
4.234 mm.
Maletero:
392-445 l.
Precio desde:
23.875 €

Los vinilos decorativos de color azul que están presentes en diversas partes de la carrocería no forman parte del equipamiento de ninguna edición especial ni están disponible opcionalmente, el modelo está decorado porque es una unidad demo de nuestros amigos de Huertas Motor, Concesionarios Oficial Volkswagen en Murcia, que nos ha cedido el vehículo para probarlo.

Interior vistoso pero con carencias

Su habitáculo es 100% Volkswagen, con colores sobrios y tonos grises en este nivel de equipamiento, pero me ha sorprendido encontrar algunos materiales con una calidad por debajo de lo esperado, me refiero a la calidad percibida al tacto, ya que visualmente el modelo parece muy bien ensamblado. Especialmente al recubrimiento en la parte alta del salpicadero que pide a gritos un material más acolchado.

Tras este punto débil, el resto de elementos presentes transmiten que estamos en un vehículo “moderno” con tecnología abordo muy vistosa, como la instrumentación digital y el sistema multimedia con pantalla táctil, sistemas presentes en el resto de modelos Volkswagen.

Puesto de conducción del Volkswagen T-Roc Sport

Los dos elementos anteriores forman parte del equipamiento de serie del nivel Sport, al igual que la tapicería de los asientos llamada “antracita-cerámica”, agradable a la vista y bien acolchado donde prima la comodidad aunque tiene un apoyo lumbar destacado que recoge nuestro cuerpo. Estos “pétalos” también están presentes en menor medida en la fila de asientos posterior.

El pasajero trasero central es el que sale peor parado -como era de esperar- ya que no hay anchura suficiente a la altura de los hombros aunque si que hay espacio para las rodillas así como para la cabeza gracias a la amplitud existente hasta el techo.

Nuestra unidad de pruebas equipa el sistema de tracción integral 4MOTION, por lo que la plaza central de la banqueta trasera es penalizada, a parte de su escasa anchura, por un túnel de transmisión que no es especialmente voluminoso. El respaldo de esta plaza hace también la función de reposabrazos abatible con dos portabebidas, que nos permite comunicarnos con el maletero mediante un trampilla.

Plazas traseras Volkswagen T-Roc Sport

Teniendo en cuenta mi estatura de 1,8 metros, pese al tamaño compacto de este crossover el habitáculo me ha sorprendido positivamente, más en fila posterior de asientos, que en la delantera, que si la esperaba espaciosa.

Maletero de 392 litros

La capacidad homologada del maletero es según la marca de 445 litros y si se abaten los asientos en una proporción 60/40 este dato se dispara hasta 1.290 litros. Sobre el papel su capacidad es una de las más generosas de su segmento, para que os hagais unas idea, el Seat Arona tiene 400, el Hyundai Kona 400 y el Kia Stonic 352 litros.

Pero hay que destacar que los T-Roc de tracción a las cuatro ruedas, como nuestra unidad, pierden unos litros de capacidad al integrar el sistema 4MOTION, por lo que la cifra final es de 392 litros, un dato que realmente no está nada mal. Además tiene doble fondo por la posibilidad de meter una rueda de emergencia.

Maletero del Volkswagen T-Roc 

Dinámica de compacto

La posición de conducción es relajada, natural, pero no especialmente alta, parece que estamos a los mandos de un vehículo compacto, sensación que aflora al momento de enlazar curvas por las escasa inercias que aparecen y que tradicionalmente se le esperan a un vehículo con carrocería elevada y aspecto de todocamino.

Hay algunos rasgos que recuerdan sutilmente a vehículos compactos con cierto enfoque deportivo, como el tacto de la dirección y la suspensión que tiene un tarado muy firme. Que quede claro que el concepto de deportividad está muy lejos de este modelo, pero Volkswagen ha creado un vehículo ágil y agradable de conducir, priorizando en última estancia la comodidad de sus ocupantes.

El Volkswagen T-ROC 2.0TDI 150 CV con cambio automático y tracción a las cuatro ruedas homologa un consumo medio de 5,1 litros cada 100 km, correspondiendo 4,8 litros para la carretera y 5,7 en ciudad. Estos datos corresponde a llantas de 17 pulgadas y nuestra unidad equipa unas llantas opcionales de 18.

El Volkswagen T-Roc no es un vehículo torpe

Realiza el 0 a 100 en 8,4 segundos y su velocidad máxima es de 200 km/h

El consumo medio que he obtenido durante la prueba de esta unidad ha sido de 5,8 litros cada 100 km, aunque la mayor parte del recorrido ha sido en carretera de montaña y en ciudad. Tras mi experiencia, puedo deciros que el consumo que he obtenido ha sobrepasado los datos homologados entre 0,7 y 1,2 litros.

El motor concentra toda su fuerza entre 1.750 y 4.000 rpm, donde genera su par máximo de 340 Nm. El cambio automático DSG realiza los cambios con suavidad, sube y baja de marchas con agilidad y gracias en parte por el agrado de su funcionamiento, hace que el T-Roc parezca un vehículo con mucha calidad.

En el túnel de transmisión, junto a la palanca de cambio, se encuentra el selector de modos de conducción, que nos ofrece cuatro modos de conducción: Nieve, Carretera, Off-road y Off-road Individual. A su vez el modo carretera ofrece distintas configuraciones: Eco, Normal, Sport e Individual.

Desde este selector podemos cambiar los modos de conducción

Con el modo de conducción Eco, con el objetivo de ahorrar consumos, la transmisión puede  activar la función de avance por inercia, mientras no se pise el acelerador ni el freno, bajando de esta manera el consumo de carburante.

El modo de conducción Sport, endurece la suspensión y reduce el tiempo de respuesta del motor ante la demanda de potencia desde el acelerador. El modo Individual permite configurar la dirección, la propulsión, suspensión y climatizador, entre los modos Normal, Sport o Eco.

No he podido probar el T-Roc en terrenos sin asfaltar, pero dada sus capacidades técnicas y su altura libre al suelo de 16,1 cm todo parece indicar que podemos adentrarnos en pistas off-road con garantías aunque no es un vehículo concebido para pistas extremas de baja adherencia. En cualquier caso el sistema 4MOTION nos brinda una plus de seguridad en carreteras con gravilla, nieve o barro.

Probándolo en tierras murcianas

Conclusiones

Hay que reconocer que el Volkswagen T-Roc es una propuesta interesante en un segmento en el que todos los fabricantes quieren estar presentes. Además ofrece la posibilidad de equipar extras muy vistosos como la instrumentación digital o un completo sistema multimedia con pantalla táctil y compatibilidad con Android Auto y Apple Car Play.

Tras mi primera prueba, ya que estuvimos en la presentación internacional donde Alberto pudo ponerse a los mandos por primera vez, puedo deciros que los puntos fuertes del T-Roc son su diseño y personalización exterior así como sus sensaciones al volante, parece que estamos conduciendo un vehículo compacto.

Sin embargo, también tiene algunos aspectos mejorables. Sin entrar en el tema del precio, algunos materiales interiores deben revisarse y transmitir una mayor calidad al tacto, como los que se encuentran en una parte tan visible como la parte superior del salpicadero. Por otro lado es una pena que las variantes de tracción a las cuatro ruedas tengan que renunciar a 50 litros de capacidad en el maletero.

Teniendo en cuenta todo esto, el T-Roc es un modelo que cautivará nuevos clientes por un diseño un poco más arriesgado que a lo que estamos acostumbrados en Volkswagen y sin lugar a dudas es una buena opción de compra si tienes el presupuesto adecuado para equiparlo, si no, hay otras opciones en el mercado que te satisfacerán igualmente a una precio más bajo.

Nota: 7.8

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

  • Comentario de equi
    26/12/2017 (12:19)

    equi

    "Resumiendo, deja mucho que desear y por ese precio te compras coches de segmento superior con más calidad y de otras marcas claro."

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto