¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Virutas F1Andrew J. Feustel: el piloto más rápido del universo

Andrew “Drew” J. Feustel quería ser piloto de Fórmula 1. Su plan B era ser astronauta, pero era más difícil. Con el tiempo ha viajado más veces al espacio que veces han pisado el pódium la mayoría de los tenedores de la Superlicencia, así que no le ha ido mal en sus planes.

Antes de volar al espacio exterior fue mecánico restaurador de Jaguars de los años 50 y fue uno de los tipos que en 2009 curó de su miopía al telescopio Hubble. En esta misión acumuló casi 21 horas de EVA (paseo espacial propulsado por una mochila voladora, como la de George Clooney en la película “Gravity”).

Hablamos con el piloto no más rápido del mundo, sino el más rápido de la galaxia conocida. Mientras nos comunicamos con él, vuela sobre nuestras cabezas a unos 28.000 kilómetros por hora suspendido a cuatrocientos kms de altura.

Hola, Drew. Gracias a tus tweets con fotografías de los circuitos desde el espacio todos sabemos que eres aficionado a la Fórmula 1, ¿cómo empezaste a amar este deporte?

¡Hola, Zapi! Siempre me han interesado las carreras de todo tipo. Con respecto a las carreras, en general y en especial la Fórmula 1, creo que todo empezó el mismo año en que nací. En 1958, la Universidad de Purdue en West Lafayette, Indiana, comenzó un concurso anual llamado el Grand Prix. Este fue un evento que desafió a los estudiantes a competir entre sí en una carrera de karts que se llevaba a cabo durante la primavera en el campus. En 1963 mi padre participó en la carrera y en 1965, el año en que nací, mi tío ganó la carrera.

Ese kart, ganador de la prueba, permaneció en nuestra familia hasta hace unos años, cuando lo cedimos a la Purdue Grand Prix Alumni Association. Crecí con ese kart. Tenía un motor de carreras McCulloch de 90cc en la parte trasera y realmente potente. Cuando éramos niños, envolvíamos las llantas con cadenas con tachuelas y lo manejábamos sobre el hielo en el invierno en Michigan mientras otros estaban en botes sobre el hielo. Fue bestial y eso es lo que realmente me enganchó. No había nada como ir a la deriva con un kart gritando sobre el hielo a 50 millas por hora en un día claro y fresco. Mi padre empezó a correr motocross con mi hermano, como hice yo a la edad de diez años. A los 13 estaba compitiendo con BMX, y cuando llegué a los 20 estuve compitiendo con karts de resistencia en el Medio Oeste durante unos siete años. Nunca gané el Purdue Grand Prix como mi padre y mi tío, pero disfruté compitiendo esa prueba durante tres años. IndyCar y Fórmula 1 fueron una parte de mi vida mientras crecía y cuando uno crece en Detroit, Michigan, es difícil alejarse demasiado de los deportes de motor.

¿Has visto una carrera en vivo? ¿Cuál era? ¿Dónde? ¿Puedes recordar algún detalle especial?

Creo que la primera carrera de Fórmula 1 que vi en directo fue el Gran Premio de Canadá en Montreal de 1994. Recuerdo que pensé lo increíble que hubiera sido una carrera norteamericana tan fácil de asistir y no muy lejos de mi casa en Kingston, Ontario. He visto un puñado de carreras desde entonces en Montreal. Más recientemente estuve en la primera carrera celebrada en Austin en el Gran Premio de Estados Unidos en 2012 y el año pasado pudimos asistir a la carrera de Silverstone.

¿Sigues toda la temporada de F1 desde la ISS? ¿Cómo lo haces técnicamente? Supongo que Ground Control te envía una señal... ¿puedes explicar un poco sobre esto, el viaje que sigue la señal de TV? ¿Hay algún retraso? ¿Puedes ver realmente una carrera desde tan alto usando cualquier dispositivo óptico?

He visto todas las carreras de F1 de esta temporada desde la Estación Espacial Internacional. Mission Control en Houston me envía la señal de video del canal de televisión y lo vemos en vivo. Ocasionalmente perdemos la señal del satélite pero típicamente no por más de quince minutos. Si tengo suerte, puedo ver una carrera entera sin interrupciones. El día de la carrera, si nuestra trayectoria orbital coincide con el lugar de la carrera, puedo tomar una foto de la pista. Debido a que estamos tan lejos y sólo tengo una lente de 1600mm para trabajar, es realmente difícil ver los coches en pista, pero en un buen día con cielos despejados y una mano firme, sí que puedo verlos. En muchas de mis fotos es posible ver vehículos en carreteras cercanas, aunque no puedo ver ningún detalle de esos coches.

Haces fotos desde arriba de este planeta en todos los circuitos, incluso durante el fin de semana de carreras. ¿Cómo lo haces? ¿Cómo localizas los circuitos, qué cámaras usas, qué objetivos?

No voy a mentir, en realidad es bastante difícil. Mis colegas de la NASA me han apoyado con indicaciones gráficas en un programa de computadora de cuándo puedo esperar sobrevolar un objetivo con una sincronización precisa. Cuando se acerca el momento (la ISS está en permanente movimiento) es necesario ir flotando hasta la ventana y apuntar la lente de 1600mm (en realidad es un 800mm con un duplicador) hacia la Tierra y empiezo a buscar mi objetivo. Esto no es fácil desde 400 kilómetros de altura.

A casi 500 kilómetros por minuto, no hay mucho tiempo para obtener un buen disparo

Por lo general, apenas puedo captar la forma de la pista a través del visor y la lente muestra una imagen unas veinte veces mayor que la pista. En otras palabras, podrían entrar una veintena de pistas a lo ancho en la imagen que veo. Así que puedes imaginarte que encontrar un circuito en el centro de Europa, por ejemplo, puede ser un verdadero reto si todo lo que tienes es un visor normal. Los grandes puntos de referencia que se pueden ver a simple vista desde el espacio desaparecen cuando miras. No es raro que vuele directamente por encima de una pista en un día despejado y me lo pierda porque no puedo apuntar la cámara a tiempo antes de que pase la oportunidad. A casi 500 kilómetros por minuto, no hay mucho tiempo para obtener un buen disparo, especialmente si nunca has estado allí o no sabes nada acerca de cómo se ve su ubicación a esta distancia desde aquí arriba.

Tienes un Bugatti Veyron en tu perfil en Twitter al lado de un avión de combate. Estoy seguro que hay una historia detrás.

Ah, sí. Fue a mi regreso de mi anterior misión en el transbordador espacial, el STS-134 en 2011. Mi buen amigo y ex-editor de la revista Road and Track, Patrick Hong, me ofreció la oportunidad de conducir ese coche. Patrick capitalizó el hecho de que el Houston Auto Show estaba a pocas semanas de distancia y sabía que Bugatti tendría ese coche en la ciudad para el show. Hizo algunos arreglos y antes de que me diera cuenta, estaba corriendo por la pista 22 en Ellington Field en Houston a 320 Km/h al volante del Super Sport con el piloto de pruebas de fábrica Butch Leitzinger en el asiento del pasajero. Fue una experiencia emocionante y un día maravilloso por decirlo en pocas palabras. Para la sesión de fotos, los encargados del aeropuerto arreglaron que el F4 Phantom fuera remolcado en la pista. Todos pensamos que el coche y el jet se verían bien juntos en una imagen.

¿Puedes recordar alguna escena en la que realmente sintieras emociones en este deporte? ¿Probablemente siendo un niño, en un circuito?

El momento más memorable de mi vida con respecto a la F1 fue un día que muchos aficionados también recordarán. Fue el 1 de mayo de 1994 mientras veía el Gran Premio de San Marino en Imola. Estaba sentado en nuestro apartamento con mi esposa Indira, en Kingston, Ontario (Canadá) En mi regazo estaba mi hijo Ari, de cinco días de edad. Sentí que era un día muy especial porque era la primera vez que veía una carrera de Fórmula 1 junto a mi hijo recién nacido. Lamentablemente, este es el día en que Ayrton Senna murió. Todavía recuerdo el momento del accidente mientras miraba la televisión con mi hijo. Ese día siempre estará vívidamente atascado en mi mente.

¿Hay más aficionados a la Fórmula 1 a bordo de la Estación Espacial Internacional? ¿Hablas sobre los resultados de las carreras, o con alguien aquí abajo?

Desafortunadamente, durante mi estancia en la estación espacial no había otros aficionados a las carreras. Mi compañero de equipo japonés, Norishige Kanai, mostró interés en ver las carreras conmigo y me gusta pensar que conmigo aprendió algo sobre este deporte. En Tierra tengo amigos con los que me gusta hablar sobre los resultados y cómo está progresando la temporada. Creo que disfrutan cuando comparto mis fotos de pista con ellos desde el espacio.

¿Le gustaría probar un monoplaza, o incluso mejor, un coche de F1 en el futuro?

¡Absolutamente! Cuando era joven siempre tuve dos sueños en la vida: quería ser piloto de Fórmula 1 y ser astronauta. Soy muy afortunado de haber logrado uno de mis objetivos en la vida y ahora me doy cuenta de que el otro sueño de competir en F1 no era realmente el camino correcto para mí. Dicho esto, todavía me gusta ir rápido y sigo siendo un apasionado de los deportes de motor. ¡Let´s go racing!El comandante de la misión 56 podrá ver carreras de Fórmula 1 en Tierra cuando regrese a finales de septiembre tras seis meses en su apartamento espacial. Llegará a tiempo para conocer al Campeón del Mundo de 2018. Hasta entonces, dicen que lo más impresionante del espacio es el silencio, justo lo contrario que en las pistas. Drew volverá a ellas.

(Algunas preguntas y respuestas han sido omitidas por cuestiones legales y de política interna de NASA. El agradecimiento a Drew J. Feustel, Megan Sumner del departamento de Public Affairs del Centro Espacial Johnson, y a la National Aeronautics and Space Administration, NASA, es solo comparable al tamaño de nuestra galaxia. A todos ellos gracias estelares).

Fotos: Flickr Andrew Feustel

Noticias relacionadas

  • Comentario de Virutas de Goma™
    18/08/2018 (09:12)

    Virutas de Goma™

    "Lo ves? Es por eso, que la mía es del Decathlon y no hace nada de eso; apenas llega a patinete. Cosas mías, de ser un cutre jajajajaja. Gracias por la aclaración!"

  • Comentario de Virutas de Goma™
    17/08/2018 (19:50)

    Virutas de Goma™

    "Bueno, es la información que me pasó NASA. Ponía 20 horas y... creo que 43 minutos de EVA. No se que diferencia hay entre EVA y SAFER... paseo espacial con escafandra y traje espacial. Seguramente me dirás que no es una escafandra sino un Sistema de Capacitación de Atmósfera personalizada, y no un traje espacial, sino un Recorrido Psicoacústico de Sensaciones Encontradas en el Exterior de la Atmosefera, jajajaja. No te ofendas, es que me pierdo con ese tipo de detalles y tengo los que tengo, que no se interpretar, disculpa mi torpeza"

  • Comentario de Txesz
    17/08/2018 (18:47)

    Txesz

    ""En esta misión acumuló casi 21 horas de EVA (paseo espacial propulsado por una mochila voladora, como la de George Clooney en la película “Gravity”)." Bien, vale que este no es un blog sobre asuntos espaciales, pero lo que hacía "volar"l presonaje de Clooney es el MMU, que sólo se usó 3 veces, mientras que lo que se emplea como ayuda en la EVAs es el SAFER, mucho más simple."

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto