¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    GP RusiaJugada maestra de Racing Point: estrena en Sochi la parte trasera del Mercedes W11

    El Racing Point RP20 recibe una importante novedad en Sochi.Racing Point

    Racing Point está sacando el máximo partido posible del reglamento y, tras la controversia generada por el extraordinario parecido del RP20 con el Mercedes W10 de 2019, ahora estrena en Sochi la parte trasera del dominador W11 de la presente temporada.

    No cabe duda de que Racing Point está sabiendo aprovechar al máximo su colaboración técnica con Mercedes, pues ya este año ha dado un importante salto hacia adelante en rendimiento y disputa con McLaren, Renault y Ferrari la tercera posición del campeonato de constructores.

    Y es que el reglamento permite adquirir una buena parte de los elementos del monoplaza, mientras que el equipo afincado en Silverstone se ha servido de la ingeniería inversa (al menos oficialmente) para imitar la aerodinámica del Mercedes W10 de 2019.

    Dos equipos pueden mejorar los coches sin gastar tokens: AlphaTauri y Racing Point

    Pero las particularidades del reglamento de este año han forzado otra situación que a sus competidores no dejará contentos, pues este fin de semana estrena en Sochi la parte trasera del Mercedes W11 de este año, es decir, la caja de cambios y las suspensiones traseras del monoplaza que ha conseguido todas las poles y siete victorias en lo que llevamos de 2020.

    Un resquicio en el reglamento

    A pesar de que todos los equipos están obligados este año a desarrollar sus monoplazas bajo un sistema de control que limita qué elementos pueden ser modificados, el llamado sistema de tokens, hay dos equipos que pueden mejorar los mismos sin gastar ninguno de los tres tokens permitidos: AlphaTauri y Racing Point.

    La razón es que estos dos equipos basan sus monoplazas en los de la temporada pasada de Red Bull y Mercedes, por lo que una evolución para ellos supone en realidad utilizar piezas que no son nuevas, por lo que no entran dentro de las limitaciones de desarrollo que marca el reglamento.

    Varios equipos han protestado a la FIA e intentan que esto no sea posible, pero por el momento no han tenido éxito y Racing Point estrena en Sochi elementos que de otro modo tendrían un coste de dos de los tres tokens permitidos.

    Pero, ¿por qué en Sochi? La FIA establece como fecha límite para realizar cambios sin coste en la suspensión -y en otros elementos- el 30 de septiembre y el Gran Premio de Rusia es la última prueba previa. Por ello, Racing Point ha empleado todos sus recursos en adaptar el RP20 a la trasera del W11, que cuenta como principal avance con el anclaje del triángulo inferior de la suspensión fijado a la estructura de impacto y no a la caja de cambios, lo que permite una mejor circulación del flujo aerodinámico, que a su vez redunda en un mejor rendimiento del difusor.

    Fotos: Racing Point

    Fuente: The Race