¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es
  • La tapa de la alcantarilla se quedó a "10-15 milímetros" del cockpit de Russell

GP AzerbaiyánLa tapa de la alcantarilla se quedó a "10-15 milímetros" del cockpit de Russell

El piloto de Williams asegura que todo podría haber sido "mucho peor" si la tapa llega a entrar en su habitáculo.

Russell da por perdida la jornada de clasificación, atisbando una carrera a la que saldrán "a ciegas" y sin muchas opciones.

A perro flaco, todo son pulgas. A la sumamente delicada situación que atraviesa el equipo Williams, la formación de Grove se ha visto obligada a añadir un nuevo chasis para su piloto más joven después de que este recibiese el impacto de una alcantarilla durante la primera sesión de entrenamientos libres del fin de semana del Gran Premio de Azerbaiyán.

George Russell se bajó de su FW42 nada más notar el estruendo resultante del golpe entre el suelo de su monoplaza y el alcantarillado defectuoso para comprobar de primera mano el estado en el que éste había quedado. Nada pudo hacer el británico para contribuir a que los mecánicos no tuvieran que cambiar el chasis y perderse así la sesión vespertina, después de ver cómo la tapa de la alcantarilla se quedaba a tan sólo “10 o 15 milímetros” de entrar en el cockpit y entrar en contacto con el habitáculo.

Claire Williams cifró en “cientos de décimas” la pérdida de rendimiento que esto ocasionó en el coche, con un Russell que observaba incrédulo cómo su monoplaza regresaba al box. “Sabía que había golpeado algo en la pista, pero no me di cuenta de que era una tapa de alcantarilla”, confesó el #63. “Ya estaba bastante bacheado en la recta, como suele ser habitual, pero como ya he dicho, fue todo un shock cuando la hice añicos, realmente peligroso. Si hubiera llegado 10 o 15 milímetros más arriba, habría ido directa a donde estoy sentado, así que podría haber sido mucho peor, pero es una pena para los chicos. Tienes el programa completo, los planes para el fin de semana, y todo se va por el desagüe, literalmente”.

“Fue un impacto obvio muy grande, me impresionó más que nada. Ir por la recta, haciendo el trabajo habitual, y sentir un gran golpe que obviamente causó muchos daños. El coche se apagó de repente a causa del daño, una verdadera pena por todos los mecánicos que tendrán que reparar el coche. En los circuitos urbanos hay bastantes baches, y ese fue uno bastante agresivo. Estos circuitos están diseñados bajo los estándares más altos, todo el mundo hace su trabajo, nadie planea que esto ocurra, simplemente se trata de una situación desafortunada”, agregó.

Sólo tenemos una hora antes de la clasificación y no haremos más que eso, así que iremos a la carrera bastante a ciegas

Finalmente, Russell aseguró que este contratiempo les hará salir a la clasificación y la carrera a ciegas, prácticamente dando por perdido el fin de semana. “Me he perdido las dos sesiones de entrenamientos libres. Obviamente todo el mundo se perdió la primera, pero he perdido quizás 40 vueltas que habría podido dar en esta sesión. Sólo tenemos una hora antes de la clasificación y no haremos más que eso, así que iremos a la carrera bastante a ciegas. Sólo tengo que salir y no hacer nada estúpido; no puedo ir al ataque, ya que todavía tengo que aprenderme el circuito y encontrar el camino de nuevo”, concluyó.

Fotos: Williams Racing

Fuente: Crash.net

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto