Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Bentley no descarta que el sucesor del Mulsanne sea totalmente eléctrico

Bentley continúa trabajando en la renovación de sus modelos más veteranos y en el desarrollo de nuevas versiones que próximamente llegarán al mercado. Uno de los proyectos a largo plazo que tiene el fabricante británico es el sucesor del Bentley Mulsanne. El actual modelo dirá adiós a comienzos del año 2020, dejando sitio para el modelo que ocupará su puesto. Una de las opciones que baraja la marca es un coche 100% eléctrico.

El sucesor del Bentley Mulsanne verá la luz a comienzos de la próxima década. La marca británica no descarta que sea un modelo 100% eléctrico.

Bentley está trabajando en una completa ofensiva de nuevos productos que se materializará próximamente con la llegada al mercado de todo tipo de vehículos. Uno de los lanzamientos que están a la vuelta de la esquina es el Bentley Bentayga Hybrid, la versión híbrida enchufable del conocido SUV de lujo. Se trata de un ejemplo más del compromiso que tiene la marca británica con la movilidad eléctrica.

El fabricante de Crewe también está inmerso en el desarrollo de la nueva generación de modelos como el Bentley Flying Spur. Sin embargo, Bentley también está planificando otros proyectos a largo plazo. Uno de los más relevantes es, sin duda, el reemplazo del actual Bentley Mulsanne. Aunque es un lanzamiento que se producirá a comienzos de la próxima década, la compañía ya está estudiando las distintas posibilidades para este modelo.

El sustituto del Bentley Mulsanne será electrificado de alguna manera. Hace tiempo que los máximos dirigentes de la marca dejaron claro que todos sus nuevos modelos contarán con algún tipo de versión eléctrica. Lógicamente, el nuevo Mulsanne será uno de ellos. Bentley aún debe decidir de qué manera evolucionará uno de sus modelos más emblemáticos. Independientemente del camino que elija la marca, la movilidad sostenible estará presente.

La apuesta de Bentley por la electrificación es imparable. Modelos como el Bentayga ya cuentan con una versión híbrida enchufable.

A pesar de que el Bentley Mulsanne actual llegó al mercado allá por el año 2010, no será hasta comienzos de 2020 cuando se marchará por la puerta de atrás para dejar sitio al nuevo modelo que está planificando la compañía británica. Para entonces, la cantidad de coches eléctricos de lujo que habrá disponibles en el mercado será muy superior a la actual. Por lo tanto, Bentley no puede quedarse atrás y contempla la opción de desarrollar un Mulsanne totalmente eléctrico como una de las alternativas más válidas.

Adrian Hallmark, CEO de Bentley Motors, confirmó recientemente la apuesta por la electricidad como forma de propulsión en sus modelos. Incluso en los buques insignia de la compañía y los modelos más icónicos. Por otra parte, Stefan Sielaff, Director de Diseño de Bentley, ha señalado que un vehículo completamente eléctrico deberá ser de desarrollo completamente nuevo: “Estoy muy convencido de que tenemos que hacer un Bentley completamente eléctrico. El siguiente paso seguro es un Bentley eléctrico y único, pero para ello será necesario un desarrollo completamente nuevo”.

También se ha destacado que el Bentley 100% eléctrico que llegará a los mercados en cuestión de unos años supondrá además un cambio en la filosofía de diseño que sigue la firma. Sielaff también ha declarado que este vehículo será un cuatro o cinco plazas y que ofrecerá un maletero con una generosa capacidad de carga. En definitiva, un coche señorial, eléctrico y muy exclusivo. Quizás, para que la denominación Mulsanne pueda sobrevivir será necesario adoptar una mecánica eléctrica pura.

Fuente: autocar

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto