¿Conoces la diferencia? Frenos de disco vs frenos de tambor

Ambos sistemas de frenado conviven entre los vehículos del mercado, ¿sabes las ventajas e inconvenientes de cada uno?. Cada uno tiene cosas buenas y malas. En coches de altas prestaciones, el uso de frenos de disco es imprescindible, pero en coches más modestos, los frenos de tambor pueden dar un buen resultado a un coste muy inferior.

En la actualidad, la mayoría de los vehículos del mercado cuentan con frenos de disco, pero todavía existen algunos modelos, sobre todos los más económicos que montan frenos de tambor. ¿Conoces las diferencias entre ambos sistemas? ¿Cuál es mejor?. Veamos en qué consisten ambos y sus respectivas ventajas e inconvenientes.

En los frenos de tambor los componentes del freno están dentro de un cilindro denominado tambor que gira solidariamente con el eje de las ruedas. Cuando pisamos el pedal de freno, las zapatas son presionadas contra el tambor generando la fricción necesaria para detener el vehículo. Por su parte, los frenos de disco utilizan el mismo principio básico de frenado, la fricción, pero su diseño es diferente. Se componen de un disco que gira solidario con el eje de la rueda y que está expuesto al aire, que es frenado por una pinza que contiene dos placas (pastillas) que genera la fricción necesaria para frenar el vehículo.

Las ventajas del sistema de frenos de tambor son que resultan muy efectivos, su coste es reducido y tienen una larga duración, pero cuentan con un gran inconveniente: la ventilación. Cuando se somete a altos esfuerzos el sistema de frenado pierde eficacia ya que dentro del tambor se genera mucho calor que no es posible disipar rápidamente. En los frenos de disco ocurre lo contrario, el calor se disipa fácilmente ya que todos los elementos del sistema están expuestos al aire.

Atendiendo a la construcción de ambos sistemas de frenado podríamos concluir sin dudarlo que los frenos de disco son mejores que los de tambor y sin embargo, la mayoría de modelos con prestaciones modestas que están en el mercado actualmente vienen equipados con frenos de tambor en las ruedas traseras. Para entender esto es necesario considerar el hecho de que cuando un vehículo se frena, la mayor parte del poder de frenado proviene de las ruedas delanteras, por lo que un sistema con discos en la parte delantera y tambores en la trasera permite un frenado adecuado para la mayoría de los vehículos.

Los coches más prestacionales van equipados siempre con grandes frenos de disco en los dos ejes. Esto se debe a que al pisar los frenos de un automóvil provocamos una fricción en el disco que genera calor. Cuanta más velocidad tenga el vehículo más energía cinética va a poseer, más calor se generará y más difícil resulta detenerlo, lo cual se debe compensar con una mayor presión y una mayor área de frenado para generar más fricción y disipar más calor.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

  • Comentario de felipetiza
    05/01/2018 (19:56)

    felipetiza

    "¡Muy bien explicado!"

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto