¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    El Suzuki Jimny (JB) se deja de fabricar en Brasil

    El Suzuki Jimny (JB) se deja de fabricar en Brasil
    Suzuki Jimny Sport
    Javier Costas
    Javier Costas5 min. lectura

    En los países en vías de desarrollo se cumple a veces esta máxima: no importa que se antiguo si todavía tiene demanda, es legal seguirlo vendiendo, y fabricarlo no es caro. Eso es lo que ha pasado con el Suzuki Jimny de tercera generación.

    El Suzuki Jimny se ha dejado de fabricar otra vez, pero se trata de la tercera generación. Se había mantenido en producción en Brasil desde hace años, y es el único lugar en el que lo hacían desde 2018. En ese año comenzó la producción del Jimny Sierra en Japón, pero en Brasil seguía teniendo demanda.

    La tercera generación del Jimny se presentó en el Salón de Tokio de 1997, hace casi 25 años, como una evolución del concepto de sus predecesores. Mantenía el chasis de largueros y travesaños, así como la caja de transferencia con reductora. A Europa llegó en el Salón de París de 1998.

    Durante estos años el Jimny se ha vendido en múltiples mercados, incluyendo el doméstico japonés con recorte de dimensiones y cilindrada para encajar como kei car. También se ha fabricado en varios países, incluyendo el nuestro, hasta poco antes del final de Santana Motor.

    En el mercado español el Jimny estuvo disponible con un motor gasolina de cuatro cilindros y 1,3 litros, así como el diésel 1.5 K9K de origen Renault. Los petroleros daban 65 CV al principio, pero con la llegada de la norma Euro 4 aumentaron la potencia a 87 CV. La producción española terminó en 2009.

    Además de la fabricación japonesa y española, el Jimny se produjo en dos países latinoamericanos, en Colombia y en Brasil, en ambos casos mediante asociaciones con otros fabricantes, General Motors y Mitsubishi, respectivamente. Además, se conoció en algunos países como Chevrolet Jimny, Mazda AZ-Offroad y Yomper 225.

    A nivel estilístico ha sido el Jimny menos convencional, por su formas redondeadas y suaves, alejándose de las formas rectas y angulosas de sus predecesores. Además de ser tendencia en los 90 lo curvo, querían que tuviese una imagen más urbana, aunque siguió siendo un auténtico 4x4. La vuelta al diseño anguloso y toques retro son uno de los motivos del éxito del modelo actual.

    Restyling de 2013

    En el mercado brasileño se ha podido mantener hasta que las nuevas regulaciones en materia de emisiones hagan que no merezca la pena seguirlo fabricando. El motor de gasolina M13A, que ya tiene sus años, no está tan evolucionado como el moderno K15B que monta su sucesor.

    Además, necesita algunas actualizaciones electrónicas para una hipotética puesta al día. Por otra parte, el volumen de ventas ya no lo justifica. En el primer semestre de este año se vendieron 833 unidades, un descenso del 22,3% respecto a enero-junio del año pasado. Claramente no merece la pena.

    El Suzuki Jimny (JB) se lleva fabricando en Brasil 24 años. En su momento, en 1998, la puesta en marcha de la producción local tuvo el respaldo del Gobierno de Brasil y el Grupo HPE Automotores. La producción tuvo lugar en Anápolis y las últimas unidades se fabricaron en Catalao. Ya no hay más, así que solo hay unidades en stock.

    Suzuki JImny Forest

    El modelo saliente está a la venta, hasta que se agoten las unidades restantes, a partir de 111.990 reales (21.360 euros al cambio) en el acabado 4Work. A un precio levemente superior se puede adquirir el Jimny 4All, con neumáticos todoterreno, por 115.990 reales (22.120 euros). Los más caprichosos tienen otras dos opciones.

    Una de ellas es el Jimny Sport, desde 125.990 reales (24.030 euros) con tapicerías especiales y un notable incremento de las protecciones para la carrocería, además de una toma de aire snorkel. El colmo es el Jimny Forest, que se va a 137.990 reales (26.316 euros) con más detalles visuales, una gran baca sobre el techo o amortiguador de dirección.

    Uno de sus principales argumentos de venta era que es el 4x4 más barato en Brasil, habida cuenta de la gran diferencia de precio con su reemplazo, el Jimny Sierra, porque se han estado comercializando a la vez. La versión básica Jimny Sierra 4You MT arranca en 156.990 reales, casi 30.000 euros redondos al cambio.