Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Tesla mejora la autonomía del Model S y del Model X

Tesla ha presentado importantes novedades y mejoras para la gama del Model S y del Model X que permite mejorar la autonomía de estos dos coches eléctricos utilizando la misma batería de 100 kWh. La suspensión también es objeto de cambios para aumentar el confort. El sistema de carga también ha sido mejorado para reducir los tiempos de espera en los Supercargadores.

Tesla Model S

La versión Long Range del Tesla Model S estrena novedades. Entre ellas, una mejora de autonomía.

Tras la llegada a Europa del nuevo Tesla Model 3 y de la presentación del nuevo Tesla Model Y, el nuevo crossover de la firma estadounidense, Tesla ha puesto en su punto de mira los dos modelos más veteranos que tiene a la venta. Así es, llegan importantes mejoras a la gama del Model S y del Model X, los dos coches eléctricos más exclusivos comercializados por la conocida marca.

Tesla ha mejorado la autonomía del Model S y del Model X sin necesidad de cambiar la batería. Tomando como punto de partida los modelos Long Range que incluyen una batería de 100 kWh, la marca ha realizado una serie de cambios que no afectan a uno de los pilares centrales del apartado técnico del vehículo, la batería, y que dan como resultado un notable aumento de la autonomía.

El fabricante estadounidense asegura haber modificado unidad de transmisión de ambos modelos adoptando su nueva tecnología que combina «un motor de reluctancia síncrono de imán permanente optimizado» y, además, usando carburo de silicio en la electrónica de la unidad principal. Los engranajes han sido rediseñados, cuenta con nuevos rodamientos y tanto el sistema de refrigeración como lubricación han sido optimizados. Todo ello da como resultado un motor más eficiente.

Tesla Model X

Estas mejoras también llegan a la gama del Tesla Model X. Todo ello sin modificar la batería de 100 kWh.

Según el ciclo de homologación EPA (correspondiente a Estados Unidos), el Tesla Model S declara una autonomía de 595 kilómetros (370 millas) mientras que el Tesla Model X alcanza los 523 km (325 millas). Y aunque la marca no ha entrado en detalles, asegura que estos dos eléctricos mejoran su potencia y el par máximo de manera significativa.

Otra de las novedades más importantes que llegan al Model S y Model X tiene que ver con los tiempos de carga, que han sido reducidos. Ambos vehículos son capaces de alcanzar los 200 kW en los Supercargadores “V3” de Tesla y los 145 kW en los Supercargadores “V2”.

Por otra parte, e igualmente relevante, tenemos un nuevo sistema de amortiguación totalmente adaptable para la suspensión adaptativa. Tesla hace especial hincapié en este aspecto puesto que, según la marca, mejora el confort de marcha filtrando de manera más eficaz todas las irregularidades que pueda tener la calzada. También se adapta a la velocidad para mejorar la aerodinámica. Y por si no fuera suficiente, se introducirán a la gama de estos modelos nuevos diseños de llantas.

Fuente: Tesla

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto