¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Volkswagen explica la decisión de montar un motor de cuatro cilindros en el Arteon R

    Detalle del motor 2.0 litros TSI del Volkswagen Arteon RVolkswagen

    Para muchos ha sido toda una sorpresa que Volkswagen haya decidido apostar finalmente por el motor de cuatro cilindros en el Arteon R. Los informes previos apuntaban posibilidades de que, tanto la berlina deportiva como la variante familiar, montaran un motor de seis cilindros. Te explicamos por qué la firma alemana se ha decantado por el 2.0 litros TSI.

    Los informes previos sobre el motor que yacía en el vano delantero del Volkswagen Arteon R no iban desencaminados, barajándose durante mucho tiempo un motor de seis cilindros. Este bloque no tenía cabida en la berlina deportiva, pero sí una opción ya conocida en la firma alemana, un bloque VR6, que se caracteriza por un ángulo entre las dos bancadas más estrecho, de 15º.

    Esta arquitectura no es nueva en la marca, se utilizó con 3.2 litros y 3.6 litros en los antiguos Golf R32 y Passat R36 y, los técnicos de Volkswagen R han utilizado un bloque con esta arquitectura y 3.0 litros en mulas de ensayos del Arteon. Pero también con el motor de cuatro cilindros y 2.0 TSI que se encuentra en la gran mayoría de la oferta, y de las versiones deportivas en especial bajo el código EA888.

    Los nuevos Volkswagen Arteon R y Arteon Shooting Brake R pronto estarán a la venta

    Lo cierto es que montar este bloque tampoco ha pillado por sorpresa a muchos, pero la marca de Wolfsburgo ha explicado las razones que le han llevado a decantarse por esta opción. Fuentes de la firma apuntan que el VR6 era un motor desactualizado en el tema de las emisiones, según apunta Martin Hube, un alto cargo, al señalar que «Por un lado, no podemos trabajar para reducir significativamente nuestras emisiones de CO2 y centrarnos en la electrificación, al mismo tiempo que construimos motores VR6 grandes y contaminantes por el otro».

    Las pruebas técnicas y mecánicas desecharon rotundamente al VR6 en favor del 2.0 TSI que rinde una potencia máxima de 320 CV, una cifra que para mucho se antoja corta teniendo en cuenta la categoría del modelo y del que se esperaban 400 CV. El fabricante apunta que el bloque puede rendir hasta 480 CV, pero no era el objetivo, ni siquiera llegar a los 400.

    Volkswagen admite que hay rivales que llegan, y superan esa cifra, pero nuevamente el alto cargo responde con una pregunta: «siempre debe preguntarse qué hace un automóvil con más potencia. Más potencia o par motor puede significar que un motor no es tan suave como esperan nuestros clientes. Así que creemos que estos son los números correctos».

    La decisión también está basada en la dinámica de conducción más deportiva. El motor de cuatro cilindros en más ligero y, con la elevada inversión en tecnologías de control del chasis y de la vectorización del par motor para hacerlo más dinámico, apuntando que «Con el Arteon R tienes que poder acelerar al tomar una curva, por lo que necesitas un motor ligero en el frente, que también sea muy sensible. El motor VR6 proporciona más potencia y una velocidad máxima más alta, pero el TSI de cuatro cilindros hace que el automóvil sea mucho más ágil y le brinda el mejor equilibrio en las curvas. Esa era nuestra prioridad».

    Fuente: Carthrottle

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto