¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Fiat 500 Abarth. El Escorpión ha vuelto

44

Es probable que cuando veáis el 500 Abarth , lo primero que se os venga a la cabeza sea que se trate de un Fiat 500 con un kit de pegatinas. Lo que no se consigue a base de pegatinas es la esencia deportiva Abarth transmitida por este 500, que reluce orgulloso la insignia del escorpión.

Es probable que cuando veáis el 500 Abarth , lo primero que se os venga a la cabeza sea que se trate de un Fiat 500 con un kit de pegatinas, pero lo que no se consigue a base de pegatinas es la esencia deportiva Abarth transmitida por este 500, que reluce orgulloso la insignia del escorpión.

Evitando que penséis que la denominación “Abarth” es sinónimo de Kit de adhesivos, vemos de obligado cumplimiento repasar resumidamente algunos datos de la marca del escorpión.

Agradecimientos Concesionario Fiat Andalcar (+info).

Para asesoramiento comercial sabes que puedes ponerte en contacto con:

[email protected] o telefónicamente: 954 998 729 / 660 48 93 45.
La dirección del concesionario colaborador es la siguiente:
Avda. Montesierra 42, 41007 Sevilla.

Probamos el Abarth 500

Desde el 31 de julio de 1971, Abarth pasa a ser propiedad del Grupo Fiat y su denominación se reserva para las versiones de Rally y para las versiones de altas prestaciones del fabricante.

También se usó su nombre como un nivel de equipamiento que podemos encontrar en el Stylo.

En la última década del siglo XX, Abarth entró en un letargo del que ahora ha sido despertado con las versiones más deportivas del Fiat Grande Punto y 500.

Hoy día sólo existen 7 puntos de ventas oficiales en nuestro país, uno de ellos es nuestro colaborador el Concesionario Fiat Andalcar.

Diseño Exterior

Todo más. Paragolpes delanteros sobre dimensionados, doble salida de escape, llantas de mayor pulgadas…. y más miradas.

Comparado con el Fiat 500 los cambios que sufre esta versión deportiva sirven claramente para darle una apariencia más deportiva y además para mejorar la aerodinámica, con el objetivo de optimizar la estabilidad lineal a alta velocidad. Además de esta versión deportiva, Abarth cuenta con una versión convertible de este modelo.

El 500 Abarth disfruta de unos paragolpes delanteros sobredimensionados con unas generosas entradas de aire que refrigeran los dos intercoolers con los que está equipado.

En la propia entrada de aire encontramos las luces antinieblas posicionadas en un lugar realmente bajo (Ver detalle)

En su parte trasera los paragolpes con salidas de aire tienen un sistema de escape con salida doble con circulos concentricos que emite un sonido delicioso y adictivo.

Desde el lateral se aprecian la prolongación de la carrocería en los bajos y sus llantas de 16" en neumáticos 195/45 con el logotipo del Escorpión (Ver detalle de neumático).

El color de los retrovisores acompaña el color de las pinzas de freno, del centro de las llantas y del vinilo lateral además de algunos detalles del interior.

Detalles que se valoran mucho en un vehículo de capricho, tan exclusivo como este (Ver detallazo).

Sin contar con las insignias Abarth repartidas por el modelo (Ver detalle), otros cambios que no se ven pero que forman el ADN de este vehículo son algunos ajustes en el chasis y en la suspensión, bastante dura, para que la carrocería vaya más cerca del suelo.

En esta imagen se ve como queda ajustado al bordillo (Ver imagen). Estamos ante algo “gordo”, es como un pequeño hámster enfadado que no dudará en sorprenderte si te relajas por un momento.

Vistazo al interior

En general, guarda una gran similitud con el 500 convencional (ver prueba sobre el Fiat 500) y en su interior esta es más notoria aún ya que la distribución de los elementos, como la radio o el climatizador es idéntica. Se diferencia en el nivel de refinamiento exigido para este acabado, ya que se aprecian detalles donde se ha puesto especial atención para cambiar la percepción de calidad interior del conductor (Detalle).

Al intentar ubicarnos cómodamente en el interior del 500 Abarth, nos damos cuenta de que la postura de conducción es algo peculiar.

Los pedales metálicos quedan bastante cerca del conductor obligando a las rodillas quedar bastante flexionadas, el achatado volante no tiene regulación en profundidad así que tampoco podemos alejarnos en exceso del mismo por lo que finalmente nos decidiremos por llevar el respaldo poco inclinado (Ver posición).

Si eres alto, tu cabeza no rozará el techo ya que la altura del mismo es suficiente.

El velocímetro (Ver) marca una velocidad máxima que no logra alcanzar: 240 km/h . Como distintivo con el resto de la gama Fiat 500, a la derecha del volante equipa un indicador que mide la presión del turbo y un diodo luminoso que indica el momento óptimo para cambiar de marchas (Ver detalle). La lectura de la instrumentación es satisfactoria en cualquier grado de iluminación.

Los asientos de tela negra con detalles rojos, inspirados en baquects, tienen los reposacabezas integrados y una buena su sujeción lateral.

Las plazas traseras son más ajustadas, la altura al techo está más reñida pero disponemos de 4 plazas y 185L de maletero. El espacio interior es similar al de cualquier 500, por lo que las impresiones que en su día obtuve del modelo son igualmente válidas

En el centro del salpicadero y por encima del radio CD Mp3 quedan las salidas de aire (Ver). En su parte más baja del mismo se encuentra la palanca de cambios, situada en una posición más elevada de lo usual lo que nos facilitará el realizar cambios rápidos (Ver detalle).

Por encima de la palanca encontramos los controles del climatizador y en el centro del salpicadero el botón de luces antiniebla, de las "warnings" y un botón "SPORT" que endurece la dirección, la fuerza del motor a medio régimen y ajusta el control de estabilidad y tracción, permitiendo una conducción más contundente.

Motor

Su corazón turbogasolina de 1.4L de cilindrada eroga una potencia de 135CV. Curiosamente tiene una caja de cambios de tan solo cinco relaciones y si se compara con modelos similares, tiene unas prestaciones superiores y unos consumos relativamente buenos en comparación directa con ellos.

El Abarth 500 alcanza 204 km/h, acelera hasta 100 km/h en 7,9 segundos y tiene un consumo medio de 6,5 l/100 km.

Considero el 500 Abarth un coche con el que se puede ir rápido de forma sencilla y con seguridad.

El motor empuja con fuerza y tiene facilidades el cambiar de trayectoria, a través de la dirección puedes saber que ocurre bajo las ruedas. Sus sensaciones son su fuerte.

Por su naturaleza deportiva tiende a seguir las irregularidades del asfalto, que se detectan desde el volante fácilmente y además sus frenos funcionan de forma satisfactoria aún dándoles un trato exigente.

El confort se ve comprometido por tener una suspensión con poco recorrido y una amortiguación dura, eso sí, conducir el coche de forma contundente es muy gratificante.

¿Resultado? Movimientos verticales muy marcados en la absorción de desperfectos en el firme, pero a cambio confianza total para afrontar una curva con decisión.

Su motor me parece excelente, tiene un buen funcionamiento desde bajas revoluciones, volviéndose más rabioso a partir de 3.500rpm.

Su consumo puede ser alto porque estarás dándote vueltas y vueltas con él, buscando su límite, que está realmente lejos de lo que aparenta.

Acabando

El Abarth 500 es perfecto para quién busque un coche pequeño ágil en reacciones y con energía en su motor. Me ha parecido que tiene buen tacto y a la vez reacciones muy vivas y algo bruscas cuando se aproxima al límite de adherencia. Con un sonido provocador la versión deportiva del Fiat 500 le planta cara al Mini sin dar un paso atrás.

¿No tienes suficiente? Kit esseesse

Abarth ofrece distintas "transformaciones" para potenciar aún más el 500 Abarth, dontándolo de una potencia de 160CV junto a otros cambios. (+ info)

Datos y Equipamiento

Puedes ver el equipamiento de nuestra unidad desde aquí.

Datos técnicos oficiales según fabricante (en PDF):

MOTOR

  • * 4 cilindros en línea, 4 válvulas por cilindro, 1368 cm3.
  • * Potencia: 135 CV (99 kw) a 5500 rpm.
  • * Par máximo 206 Nm a 3000 rpm en modalidad ‘sport’.
  • * Sobrealimentación con un turbocompresor ihi rhf3-p de geometría fija.

TRANSMISIÓN

Manual de 5 velocidades.

SISTEMA DE SUSPENSIÓN

  • * Delantero con esquema McPherson y barra estabilizadora.
  • * Trasero con esquema de ruedas interconectadas mediante puente de torsión con barra estabilizadora.
  • * Suspensión deportiva rebajada.

DIRECCIÓN

Dirección con servomecanismo eléctrico Dualdrive™ con modalidad sport.

FRENOS

  • * Pinza delantera flotante tipo ZPH 4.1.2, émbolo ø 54 mm.
  • * Discos de freno delanteros autoventilados, ø 284 x 22 mm.
  • * Pinza trasera flotante tipo CII 34, émbolo ø 34 mm.
  • * Discos de freno traseros ø 240 mm x 11 mm.

RUEDAS

  • * Estándar: llanta de aleación de aluminio 6.5x16” - neumáticos: 195/45 R16”.
  • * Opcional: llanta de aleación de aluminio 7x17” - neumáticos: 205/40 R17”.

IMPACTO MEDIOAMBIENTAL

  • * Cumple la normativa EURO 5 CEE-F5.
  • * Emisiones de CO2 155 g/km.
  • * Categoría de eficiencia energética: C

CONSUMOS

  • * Urbano (l/100 km): 8,5
  • * Mixto (l/100 km): 6,5
  • * Extraurbano (l/100 km): 5,4

RENDIMIENTO

  • * Velocidad máxima 205 km/h
  • * Aceleración 0-100 km/h (0-62 mph) en 7,9 s.

Noticias relacionadas

Fiat 500 Abarth. El Escorpión ha vuelto
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto