Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Prueba Fiat Tipo 5 puertas, sobrado de todo

23

La gama del Tipo sigue creciendo. La denominación histórica de la casa italiana regresa a la vida con más fuerza que nunca. Tres modelos diferentes pero con un mismo concepto. En esta ocasión hemos tenido la oportunidad de probar el Fiat Tipo 5 puertas.

Una mirada elegante y bien rematada. Con mucho estilo. Estilo italiano

Fiat quiere reforzar su gama de modelos más allá de la familia 500. Quiere recuperar una gama que hace ya tiempo dio por abandonada, la de las berlinas compactas. Para lograrlo hace unos meses presentó en sociedad al Fiat Tipo. Una berlina que aunque recuperaba una denominación pasada, introducía muchos cambios y adelantos. Una nueva gama de modelos ya está aquí y nosotros hemos tenido ocasión de probar el Fiat Tipo 5 Puertas.

El nuevo Tipo ha sido concebido desde un principio como berlina compacta. La misma que ya tuvimos ocasión de probar hace unos meses. A diferencia de los rivales que primero desarrollan el compacto y luego la versión sedán del mismo, Fiat ha decidido que para sacar realmente provecho a la gama debía hacerlo al revés. Y es por ello que vemos una versión de cinco puertas tan semejante a la berlina.

Por delante es que incluso cuesta diferenciarlos. Hay que hilar muy fino para encontrar las diferencias, pero las hay. La principal de todas, y podría decirse que la única de todas, está en los faros antiniebla. Mientras que la berlina emplea luces rectangulares y alargadas, la carrocería compacta emplea ópticas redondas, bordeadas por un pequeño aplique cromado que mejora la presencia y aporta ese toque de elegancia.

Sus medidas contenidas dan cabida a mucho espacio interior

Si avanzamos en la carrocería nos encontramos con más cambios, algo lógico por otra parte. Todo es igual hasta el pilar C. De hecho las cuatro puertas son exactamente iguales que las de la berlina. Sin embargo, y para dar ese toque compacto, los diseñadores han prolongado la línea del techo para posteriormente rematar la zaga de una manera más prominente y con un voladizo ligeramente más corto. De hecho el compacto es 19 centímetros más corto por este recorte.

Hay que reconocer que el Tipo les ha salido bonito a los italianos. Ese toque de diseño transalpino característico para una berlina, una gama en realidad, que no busca ser pretenciosa. Es el claro ejemplo de que un producto ajustado económicamente no tiene que resultar feo. Sin embargo el compacto, y el Fiat Tipo SW, pierden los característicos faros traseros de la berlina. Una concesión que se ha hecho para que ésta siga siendo el eje central de la gama.

Los diseñadores de Fiat han trabajado para que el Tipo 5 puertas cuente con un coeficiente aerodinámico de 0,29

Y por dentro nos encontramos con más de lo mismo. Misma apariencia pero detalles cambiados. Resulta curioso que los italianos hayan diseñado un salpicadero propio para la berlina y otro para el compacto. Es un buen detalle la verdad. Puede que los coches compartan muchas piezas, pero no tienen porqué ser iguales. Todo es prácticamente igual, salvo la pantalla del salpicadero, que en lugar de estar integrada como en la berlina está al aire. Ésta muestra la misma tecnología y la misma funcionalidad, salvo que en el caso del compacto y el familiar el tamaño puede llegar a las siete pulgadas.

El salpicadero es diferente al de su hermano berlina, pero todo lo demás es igual

Como ya he dicho antes y como ya dije en su momento, el Fiat Tipo está pensado para ser un coche económico para una clientela que no busque demasiados alardes. Es el típico coche que quiere y busca la gente, y hay que reconocer que Fiat ha sabido premiarles con una berlina, un compacto y un familiar muy competitivos. Precios muy ajustados pero con un equipamiento muy bueno (dado el precio de venta).

En el interior de la familia Tipo no encontramos nada extraordinario, pero tampoco nos falta de nada. Tiene todo lo que una persona puede necesitar a la hora de conducir. Elementos como el navegador, la pantalla digital, el climatizador, las luces diurnas de LED, el volante multifunción, el navegador, el control de crucero, el equipo de infoentretenimiento... Todo eso lo tienes, aunque claro, si lo queremos todo, todo, tendremos que irnos a los niveles de equipamiento más altos. Cuatro hay por el momento: Easy, Lounge, Opening Edition, Opening Edition Plus. Estos dos últimos tienen un carácter temporal.

¿Os acordáis antes cuando he dicho que el compacto deriva del sedán? Puede parecer una tontería, pero la verdad es que los beneficios son muchos. La plataforma Small/Wide de Fiat permite conseguir unas cotas exteriores reducidas, pero gracias a su larga distancia entre ejes favorece al espacio interior. Fiat ha pensado en la familia Tipo como una gama de modelos racionales, prácticos, sencillos y económicos. Y esto se nota en la habitabilidad que sigue siendo excelente si la comparamos con otros rivales.

El mejor de su segmento en cuanto a espacio para la segunda fila de asientos

La verdad es que hay mucho espacio por todos lados. Tanto que no parece que estemos viajando en un compacto de 4,35 metros de largo. Cinco ocupantes pueden viajar de manera bastante cómoda, aunque si la distancia es muy larga conviene que no sean más de cuatro. Esto pasa en el Fiat Tipo 5 puertas y en todos, así que no hay porqué alarmarse. Donde sí hay que alarmarse, pero para bien ojo, es en el maletero. 440 impresionantes litros de capacidad. Para que te hagas una idea, un Opel Astra, de iguales medidas exteriores, tiene 70 litros menos de capacidad de maletero. De hecho el Tipo es el mejor del segmento en este aspecto.

Así que una vez analizado todo lo que tiene que ver con el diseño, la tecnología y la habitabilidad del Fiat Tipo 5 puertas, es hora de ponerlo a prueba. Antes de nada repasar una gama de motores que por el momento se muestra bastante corta. Es la misma que la de su hermano de cuatro puertas, y la misma que emplea la versión familiar. Las potencias partirán de los 95 CV de los motores diésel 1.3 Multijet y gasolina 1.4, pudiendo llegar a un máximo de 120 CV del diésel 1.6 Multijet. En todos los casos los cambios son manuales con cinco o seis velocidades. El cambio automático ya está desarrollado, pero hasta finales de año no entrará en juego. Así que habrá que esperar.

Prueba Fiat Tipo 5 Puertas 1.6 Multijet 120 CV

Como ya he dicho, la gama mecánica de la carrocería compacta está formada por las mismas unidades que la berlina. Todos los bloques son de nueva fabricación. Y todos buscan un compromiso a medio camino entre el rendimiento y el consumo. Las normativas ajustan cada vez más el comportamiento de los mismos, pero hay que conocer que Fiat ha hecho un gran trabajo. Habiendo probado la versión mecánica más potente de todas, la satisfacción es completa, pues he de decir que el bloque 1.6 Multijet, en su versión de 120 CV, es uno de los mejores motores diésel de su categoría. Buen comportamiento, refinado y ahorrador.

El verdadero secreto del buen comportamiento del Tipo es su cambio

La verdad es que en su día ya tuve ocasión de probar esta variante en el hermano sedán del Fiat Tipo 5 puertas. Y hoy, al igual que entonces, digo que es un motor que le queda como un guante al coche. Tanto que incluso parece sobrarle. No hay una sola vibración, ni siquiera en frío, y la rumorosidad es relativamente baja, aunque el aislante de la cabina también ayuda. Es decir, que es bastante refinado para tratarse de un diésel. Un buen trabajo.

Pero las alegrías no acaban aquí, pues a esa suavidad de marcha se suma una alegría y un brío muy bueno. Fiat sabe fabricar motores, y en ese Multijet lo demuestra de sobra. Siempre tiene capacidad de reacción, y sus 120 CV son más que correctos para cualquier situación, incluso viajando cinco personas. Y esto en parte hay que agradecérselo a la caja de cambios.

La unidad de pruebas montaba el cambio manual de seis velocidades. Seis perfectas velocidades que saben aprovechar el máximo rendimiento del motor. Sobre todo la tercera que se antoja como la marcha única pues tiene la capacidad de reaccionar incluso por debajo de las 1.500 rpm, estirando la entrega de potencia más allá de las 4.500 vueltas del motor. Un gran ajuste de relaciones que de verdad merece la pena adquirir.

Hay dos pantallas. Una de cinco pulgadas que llega de serie y otra de siete con mayor calidad de imagen

Y es que en líneas generales el Tipo, sea cual sea su versión, va sobrado de todo. Incluso en su comportamiento dinámico. Fácilmente uno podría prejuzgarlo por su ajustado precio, pensando que por ende no se desenvolverá bien en una carretera revirada. Pero que va. El chasis ha sido perfectamente ajustado, permitiendo rápidos giros de dirección. Y es que es eso, parece que le sobra, que puede con todo. A ver, tampoco se me mal interprete, no es un Alfa Romeo 4C, pero en conjunto el Tipo es un coche extraordinario.

De verdad que no puedo ponerle pega alguna a la hora de circular por carretera o ciudad. Se muestra tan capaz de rodar por calles estrechas como por autopistas a velocidades legales e incluso más. Además es un coche cómodo, con mucho espacio en todas sus plazas, con mucho recoveco para dejar los bártulos, y con tecnología más allá de la realmente necesaria para conducir. Y es que ya lo dijeron los jefes de Fiat cuando tuvieron en mente al nuevo Tipo: “Lo que se necesite para conducir pero sin estridencias.” Aunque claro que algunos necesitan más que otros, pero para el común de los mortales el Tipo tiene todo lo que puedas requerir, y más. Como ya he dicho. Sobrado de todo.

Lo único que no le sobra es el precio de venta al público. Por el momento solo se sabe que el precio de partida de Fiat Tipo 5 puertas se sitúa en 10.900 euros. Hay que decir que este presupuesto corresponde al acabado más ajustado de todos, con aire acondicionado, UConnect de 5 pulgadas y el motor gasolina de 95 CV. También se incluyen un par de miles de euros de descuento por promociones, plan PIVE y financiación. Si hablamos de diésel, el precio de salida es de 13.000 euros con el mismo equipamiento y las mismas condiciones.

En definitiva. La gama Tipo es lo que necesitaba Fiat como agua de mayo. Los italianos han sabido dar en el clavo, y no sería nada extraño que los clientes respondieran acumulando un gran número de pedidos. Para aquellos interesados debéis saber que el Fiat Tipo 5 puertas no estará disponible hasta mediados del mes de junio. Pero ya se puede reservar su fabricación, que por cierto, se lleva a cabo en Turquía.

El Tipo vuelve tras años de ausencia con mucha fuerza. Una gama muy completa y equilibrada

Noticias relacionadas

  • Comentario de Nico Torres Navas
    10/05/2016 (12:27)

    Nico Torres Navas

    "Gracias Javier ,leería mal la información entonces :)"

  • Comentario de Javier Gómara
    09/05/2016 (06:58)

    Javier Gómara

    "Hola Nico! En Europa las versiones gasolina serán los Multijet de 1.3 y 1.6 centímetros cúbicos con potencias de 95 y 120 CV respectivamente. Los E-torQ sí llegarán, pero no a nuestro continente, y seguramente también lo hagan con las mismas cajas de cambios."

  • Comentario de Nico Torres Navas
    07/05/2016 (03:14)

    Nico Torres Navas

    "no iba a incluir el 1.6 de 110 cv llamado e-torq o algo asi tb con una caja automatica?"

Prueba Fiat Tipo 5 puertas, sobrado de todo
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto