¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Opinión¿Hace bien Rosberg en retirarse de la F1?

    David Plaza
    David Plaza

    La Fórmula 1 está en shock por la decisión de Nico Rosberg de abandonar la competición cinco días después de haberse proclamado Campeón del Mundo.

    Junto al de quién será su sustituto, la F1 ha iniciado un denso debate en el que se analiza si el alemán ha acertado abandonando la competición y si ello denota falta de ambición.

    Una vez que la noticia bomba del año, la retirada del vigente Campeón del Mundo de Fórmula 1, Nico Rosberg, ha reposado ligeramente, han empezado a agitarse dos debates paralelos.

    El primero es obvio: ¿quién será el sustituto de Nico en Mercedes? El segundo no tanto: ¿Ha hecho lo correcto Rosberg?

    Debo reconocer que cuando comienza un debate sobre una elección personal de alguien, una alarma se enciende en mi cabeza. Cuando tomamos una decisión importante, es habitual que gente que no pertenece a nuestro entorno más íntimo cuestione la misma. Incluso dentro del ámbito familiar. Suele ser en ese momento cuando nos viene a la cabeza la famosa y, sin embargo, lapidaria frase: “Qué atrevida es la ignorancia”.

    En resumen, es lo que pienso de este debate. Es atrevido -ya que no conocemos las razones y la intensidad de las mismas- cuestionar la decisión de una persona de poner fin a su profesión por cuestiones personales y/o laborales. Porque, en lo concerniente a esto último, asumir que uno ya no puede garantizar el mismo nivel de compromiso en su trabajo es una cuestión de índole laboral. La diferencia es que Nico puede permitirse dejar su trabajo y su empresa y vivir la vida durante un tiempo. Ha acumulado unos ahorrillos, qué narices.

    En lo que a mí respecta, admiro lo hecho por Nico Rosberg (pero sin pasarse, que su situación económica también ayuda a dar el paso), porque se ha enfrentado al shock que sabía que iba a provocar su retirada como campeón y que iba a ser objeto de definiciones del tipo “calzonazos”, “poco ambicioso” o “campeón de segunda” por no defender su título o no estar dispuesto a hipotecar a su familia por ganar 200 millones de títulos.

    Miren, que Max Verstappen, Lewis Hamilton o Fernando Alonso quieran eso me parece perfecto. Y me parece lo fácil, porque no tienen esposa e hijos (sí, las dos cosas, sólo con la primera no puntúa igual, los hijos lo cambian todo). Lo difícil es hacerlo cuando tienes detrás a una familia formada que, quieras o no, tiene que vivir 24 horas al día 365 días al año en función de tus necesidades y las de tu profesión. ¿Es una elección? Obviamente. Pero eso no significa que sea sencillo. ¿Cuántos títulos deben ganarse para considerarse ambicioso? Nico ha ganado el suyo al tercer intento (pero ha completado once temporadas en F1).

    "Rosberg ha demostrado su ambición en pista, no ante los micros"

    Así que, en resumen, en lo que a mí respecta, Nico Rosberg tiene mi aplauso y reconocimiento. No sólo porque ha demostrado su ambición en la pista, no ante los micros. No sólo porque ha demostrado su honestidad consigo mismo, su equipo y con la Fórmula 1 al renunciar a seguir en la parrilla con un compromiso inferior al 100%. No sólo porque se ha enfrentado de cara a la responsabilidad que considera tener con su familia. También porque ha demostrado que, a pesar de vivir en un mundo paralelo al de la mayoría de los humanos que poblamos este planeta, es muy consciente de que la vida son muchas cosas.

    A menudo decimos que hay vida más allá de la Fórmula 1. Nico lo sabe, pero no parece que quiera irse a la resistencia o cualquier otra competición, no. Se va al parque a hacerle un castillo de arena a su hija en el arenero. Seguro que merece la pena ver ese castillo.

    Fotos: Mercedes AMG F1