¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    ¿Qué es un «game changer»? Lo que Ferrari buscaba... y no ha encontrado

    El Ferrari SF1000 sigue sin ofrecer un rendimiento aceptable.Scuderia Ferrari

    Tras la decepción inicial con el SF1000, Ferrari trabajó intensamente en una actualización del monoplaza que permitiera al equipo mejorar posiciones en parrilla. Sin embargo, los datos recogidos en el el Gran Premio de Estiria no apuntan suficiente avance.

    El término anglosajón «game changer» se utiliza cuando se quiere indicar que algo cambia la tendencia habitual o supone un cambio notorio en la situación. Aplicado a la Fórmula 1 y en concreto a Ferrari, se trata de una evolución o modificación técnica que permite encontrar un aporte adicional de rendimiento que incrementa notablemente la competitividad.

    Eso es lo que esperaba encontrar Ferrari cuando, tras rodar con el SF1000 en pretemporada, decidió modificar la filosofía de diseño de algunas partes del monoplaza con el ánimo de paliar sus defectos y limitaciones.

    «Nos hubiera gustado que la evolución cambiara las cosas, pero no lo estamos viendo en este momento»

    La primera oportunidad para comprobar la efectividad de dicho trabajo fue el Gran Premio de Estiria, en el que ni Charles Leclerc ni Sebastian Vettel experimentaron mejoría en clasificación y quedaron prácticamente inéditos en carrera tras embestir el monegasco al alemán en la curva 3 de la primera vuelta.

    Así las cosas, el Gran Premio de Hungría supone otra oportunidad para evaluar en condiciones de carrera el nuevo paquete aerodinámico, que incluye alerón delantero y suelo modificados. Pero, en cualquier caso, Sebastian Vettel no cree que vaya a ser un ‘game changer’. «Sabemos que las piezas han funcionado. Nos hubiera gustado que cambiaran el juego, pero no lo estamos viendo en este momento. Pero tenemos que confirmarlo en condiciones reales de carrera. Será interesante y estamos entusiasmados por ver dónde estará el coche hoy y luego especialmente en la carrera».

    Charles Leclerc se expresa en términos similares, admitiendo que los podios son un objetivo fuera del alcance de Ferrari. «Es realista decir que estamos peleándonos con el rendimiento, así que no creo que podamos considerar luchar por los podios en este momento. Pero tratamos de cambiar eso. Y trabajamos tan duro como sea posible para cambiar eso», asegura.

    ¿Cambiarán las cosas en Hungaroring, un circuito mucho más lento y sinuoso que el de Austria? «El año pasado creo que nos costó en esta pista. Este año tenemos un coche diferente, esperemos que los cambios realizados en el equilibrio nos ayuden, pero dudo que sea una imagen muy diferente a la del fin de semana anterior», concluye.

    Por tanto, no hay mucho optimismo en Ferrari de cara al Gran Premio de Hungría, aunque la inestabilidad de la previsión meteorológica podría ofrecer este fin de semana oportunidades como la que llevó a Leclerc al podio en la primera carrera de la temporada.

    Fotos: Scuderia Ferrari

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto