¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Sainz ya se atreve con el Ferrari en las salidas: así fue su arrancada en Imola

    Sainz ya se atreve con el Ferrari en las salidas: así fue su arrancada en Imola
    Carlos Sainz ya ataca al máximo en las salidas con su Ferrari.
    David Plaza
    David Plaza3 min. lectura

    Aunque aún tiene que continuar con su fase de aclimatación al Ferrari SF21, Carlos Sainz demostró en Imola que va por buen camino. Y muestra de ello fue su buena primera vuelta sobre una superficie muy resbaladiza.

    Tras una sesión de clasificación decepcionante el sábado, Carlos Sainz partía en la 11ª posición del Gran Premio de Emilia Romaña, en Imola. Finalmente, las previsiones meteorológicas acertaron y la pista estaba completamente mojada en el inicio de la prueba.

    Era, por tanto, la primera vez que Carlos Sainz rodaría en esas condiciones con un monoplaza que sólo había podido utilizar durante un día y medio en la pretemporada y, posteriormente, en el Gran Premio de Bahréin.

    El madrileño sacó a relucir su bien ganada fama de excepcional piloto en la primera vuelta

    En el fin de semana inaugural, Sainz mostró muy buen ritmo, aunque admitió ser demasiado conservador en la Q3, la arrancada y las primeras vueltas de carrera con un coche que no sabría cómo respondería en condiciones de exigencia máxima.

    Una salida delicada

    Por tanto, de cara a la salida del Gran Premio en Imola podría pensarse que Carlos Sainz volvería a ser cauto al desconocer el funcionamiento del Ferrari SF21 en dichas condiciones.

    Pero nada más lejos de la realidad, pues el madrileño sacó a relucir su bien ganada fama de excepcional piloto en la primera vuelta de una carrera, demostrando que cada vez se siente más cómodo en su monoplaza.

    Tras una perfecta ejecución de la arrancada, Sainz adelantó a Esteban Ocon en los primeros metros, haciendo lo propio con Valtteri Bottas más adelante. Ya en la frenada de Villeneuve, el piloto de Ferrari superó a Lando Norris, para centrar sus esfuerzos en acercarse al Aston Martin de Lance Stroll.

    No duró mucho el canadiense, que en la aceleración desde Tosa hacia Piratella, fue superado por Sainz, que salió de la curva con mucha mejor tracción. En ese momento, el madrileño ya era séptimo en la carrera tras un único sector del circuito completado.

    Posteriormente, Carlos Sainz mostró un ritmo muy competitivo sólo igualado por Charles Leclerc, Lewis Hamilton y Max Verstappen, aunque un par de salidas de pista mermaron la efectividad de su remontada. Aún así, el español finalizó en una excelente quinta plaza a sólo 1,5 segundos de su compañero de equipo, demostrando que si bien su adaptación a Ferrari no es completa, va viento en popa.

    Fuente: Fórmula 1 / Fotos: Scuderia Ferrari