BMW 218d Active Tourer

Supuso un cambio, una revolución, en una marca con un marcado ADN deportivo. El BMW Serie 2 Active Tourer no solo fue el primer modelo de la casa alemana en contar con tracción delantera, sino que fue el primer monovolumen que BMW se sacó de la manga. A muchos les costó aquella transformación, pero pocos son los que a día de hoy niegan que, a pesar de su aspecto, el MPV más premium de todos es digno de su emblema. En esta ocasión nosotros nos hemos puesto tras una variante muy comercial, el BMW 218d Active Tourer.

A pesar de que el segmento de los monovolúmenes nunca ha sido el más comercial de todos, hasta la fecha no había nada semejante al Active Tourer. BMW ha acertado con la idea, pero en la ejecución se ha dejado por el camino una serie de básicos que no pueden faltar en un coche de este segmento. A pesar de ello rinde como lo que se espera, primero como monovolumen y segundo como BMW, aunque no como todos estamos pensado.

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto