¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    ABT exprime las versiones PHEV de los Audi A6 Berlina y A6 Avant

    ABT exprime las versiones PHEV de los Audi A6 Berlina y A6 Avant
    ABT Audi A6 Avant TFSI e, un familiar híbrido enchufable muy deportivoABT Sportsline
    Fran Romero
    Fran Romero4 min. lectura

    El Audi A6 Avant TFSIe es la versión híbrida enchufable del segundo familiar de la marca de los cuatro aros. Otra más que he pasado nuevamente por los talleres de los de ABT Sportline para aumentar sus prestaciones con un importante extra. Una mejora que no interfiere en los niveles de eficiencia.

    Familiar, muy eficiente pero también mucho más deportivo que el modelo original. Así es el ABT Audi A6 Avant TFSI e. Prácticamente cuando el modelo se está viendo en pruebas y pronto recibirá una actualización estética, el preparador alemán ha decidido ofrecer un extra de potencia a los clientes interesados, ya que consideran que sus características no impiden ofrecer un plus más en las prestaciones.

    Los especialistas de ABT Sportsline no han retocado la parte estética del kit presentado el pasado año 2018, algo que harán cuanto sea presentado el facelift. Pero en el tren motriz sí que se ha beneficiado de una nueva unidad de control para el motor de seis cilindros en línea y 3.0 litros TFSI que desplaza a la gama Audi A6 híbrida enchufable. Sus 265 CV de potencia máxima, junto con su par motor máximo de 370 Nm, que homologan de serie se han convertido en 315 CV y y 430 Nm.

    Audi A6 Avant TFSI e quattro
    El Audi A6 Avant TFSI e quattro es un familiar híbrido enchufable más eficiente que deportivo

    Dos híbridos enchufables más potentes que el propio Audi S6

    Audi ofrece dos versiones PHEV tanto en el A6 Berlina como en el A6 Avant, las «50 TFSI e quattro» y «55 TFSI e quattro». Las dos comparten un motor eléctrico de 143 CV y una batería de iones de litio con una capacidad 14,1 kWh que ofrece poco más de 50 kilómetros de autonomía máxima en modo eléctrico, y hasta una velocidad punta de 135 km/h en modo de cero emisiones. Parte que no se ha tocado por el especialista en tuning, pero que supone que la primera versión pase de los 299 CV de potencia total conjunta a 357 CV y un par motor que crece hasta los 500 Nm.

    En el caso del 55 TFSI e quattro, sus especificaciones de fábrica arrojan un rendimiento de 367 CV de potencia máxima y un par motor máximo de 500 Nm, cifras que se han elevado hasta los 425 CV y 550 Nm. Dos versiones que superan con creces las cifras que ofrece una de las opciones más deportivas de la gama, la del S6, que solamente se ofrece con un motor diésel de 3.0 litros TDI y 344 CV.

    Esta merecida actualización es la misma que también han recibido las mismas mecánicas del Audi Q5 TFSI e. La unidad de control del motor «ABT Engine Control», de tipo «plug & play», no supone la pérdida de la garantía oficial del fabricante, ni tampoco perjudicar las ventajas fiscales que puede disponer este modelo en los diferentes países europeos, como tampoco interfiere en su funcionamiento puramente eléctrico en las distancias cortas. Ahora, al pisar el acelerador a fondo, se convierte en todo un deportivo.