¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Dakar 2022Caídas, resilencia, regresos y ausencias en la quinta etapa de los españoles

    Caídas, resilencia, regresos y ausencias en la quinta etapa de los españoles
    Nani Roma ha vuelto a la acción con el BRX Hunter T1+. Sensaciones positivas.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho10 min. lectura

    Tras los triunfos de jornadas anteriores, a la 'armada española' le toca sufrir en la quinta etapa del Dakar.

    Joan Barreda sufre una fuerte caída, Carlos Sainz rompe el amortiguador de su Audi y Jesús Calleja pone fin a la aventura.

    La quinta etapa del Dakar 2022 no ha deparado grandes alegrías para los participantes españoles. Los mejores resultados han sido para Santolino en motos y Roma en coches, aunque ambos se han quedado lejos de los primeros puestos. Peor suerte ha corrido Joan Barreda al caer de su moto en torno al kilómetro 250 de la especial. Carlos Sainz rompía el amortiguador y perdía más de una hora respecto al ganador de la etapa. También hay que lamentar el abandono de Jesús Calleja que se ha mostrado bastante decepcionado con el rendimiento de su vehículo.

    Lorenzo Santolino se ha quedado fuera del 'top 20' de la etapa 5 a 25 minutos y 39 segundos del ganador de etapa, el italiano Danilo Petrucci. Sin embargo, se muestra satisfecho con la jornada al no haber perdido excesivo tiempo y seguir adelante sin grandes contratiempos: «Cerca del kilómetro 200 ha llegado por detrás Luciano Benavides y hemos tirado juntos. Ha cogido el relevo él y prácticamente antes de entrar en las dunas, sobre el kilómetro 280, había un río con un 'waypoint'. Íbamos en paralelo y él ha empezado a dar gas ya, y no lo he entendido muy bien porque no se había validado el 'waypoint'. He entendido que no lo había validado yo, me he vuelto, lo he vuelto a validar y he perdido un poco la referencia visual. Hemos entrado en las dunas y en este terreno me cuesta un poco más llevar un ritmo alto. He intentado llevar el mejor ritmo posible sin tomar excesivos riesgos. Estoy contento con la etapa. Para lo delante que salía no hemos perdido demasiado tiempo, que era lo importante hoy».

    Caídas, resilencia, regresos y ausencias en la quinta etapa de los españoles
    Lorenzo Santolino sigue entre los mejores 'motards' del rally tras la quinta etapa.

    Joan Barreda tampoco ha tenido su mejor día. Perdía casi media hora respecto a Petrucci tras caer de su moto, golpearse en el hombro y tener que sufrir para llegar a meta: «Estaba haciendo, creo, una buena etapa. Abriendo pista con un buen ritmo durante toda la mañana a pesar de que no había muy buena visibilidad. Hemos encontrado una tormenta de arena y era complicado encontrar los puntos de referencia del 'roadbook', casi íbamos a ciegas. Aun así, hemos podido llegar al repostaje sin perder demasiado tiempo. Después del repostaje, sobre el kilómetro 250, más o menos, hemos entrado en un río y creo que golpeé la rueda trasera con una piedra y caí duro, golpeándome en el hombro izquierdo, en la parte de la clavícula. Mi compañero Pablo Quintanilla me ayudó a ponerme de pie y seguir. Fue muy duro llegar al final, especialmente en las dunas, pero lo conseguí».

    Nani Roma ha sido el mejor español de hoy en coches logrando la decimotercera posición del día. Aprovechaba sus declaraciones para agradecer el trabajo de sus mecánicos y asegurar que intentará ayudar a su compañero de equipo en todo lo posible: «Hoy es el día para agradecer a los mecánicos después del trabajo de anoche. Fue increíble ver el auto listo para funcionar nuevamente cuando me desperté; es asombroso lo que han hecho y no puedo agradecerles lo suficiente. Álex y yo lo encontramos un poco difícil esta mañana, pero pronto recuperamos la sensación de ser más rápidos y estar cerca de Sébastien todos los días para ayudarlo. No es el trabajo en el que pensaba cuando dejamos Jeddah, pero es parte del deporte y parte del equipo BRX poder cambiar y ayudar para obtener el mejor resultado».

    Caídas, resilencia, regresos y ausencias en la quinta etapa de los españoles
    Laia Sanz ha vuelto a completar una gran etapa, pero está muy enfadada con la dinámica de este Dakar.

    Laia Sanz tenía que conformarse con el vigesimonoveno mejor del día tras arrancar la etapa en una posición muy retrasada. Tras finalizar el recorrido, la española se mostraba muy enfadada por haberse visto obligada a tomar la salida en la posición 112. Se mostraba crítica con los criterios adoptados por la organización para determinar el orden de salida: «Estamos haciendo un gran esfuerzo para estar aquí y estamos siendo penalizados por el orden de salida. Es difícil pelear en estas condiciones. Si estás fuera del top 10 y no eres un piloto prioritario al día siguiente estás sentenciado y es peligroso. El próximo año tendremos que pagar los 15.000 euros de la inscripción para el Mundial y luego nos convertiremos en prioritarios».

    Óscar Fuertes acababa la quinta etapa en la posición 30 a 23 minutos y 53 segundos del mejor tiempo del día. Este resultado le permite recuperar puestos en la clasificación general y acercarse al objetivo, que no es otro que llegar al 'top 20'. El corredor se mostraba bastante contento en el día en que su compañero de equipo, Jesús Calleja, anunciaba su abandono por continuos problemas mecánicos: «La etapa ha ido fantásticamente bien. Era una especial donde había un poco de todo, con bastantes piedras, y donde la navegación era poco menos que imposible, sobre todo en la parte final. Yo creo que Diego Vallejo ha hecho hoy un trabajo espectacular, porque era muy difícil encontrar la pista buena y lo ha bordado. El 01 Concept ha estado magnífico también tanto a nivel de prestaciones como de fiabilidad. Te da una confianza tremenda. Gracias al equipo, que está haciendo un trabajo espectacular, salimos todos los días como si estrenáramos coche y la verdad es que no puedo pedir más».

    Caídas, resilencia, regresos y ausencias en la quinta etapa de los españoles
    Óscar Fuertes sigue adelante con el Century CR6, no así un Jesús Calleja que ha sido muy crítico.

    Carlos Sainz ha sufrido en la etapa 5 al romper el amortiguador de su Audi y tener que detener la marcha para repararlo. Cuando pudo llegar a meta, en la posición 48, había perdido más de una hora respecto al ganador de la etapa: «Estábamos yendo bien. Justo dónde se nos ha roto el amortiguador, estábamos viendo a Loeb y estaba yendo bien. Y ahí hemos roto lo mismo que se le rompió a Stepháne Peterhansel. En los test no había tenido ningún problema. Hay que ver qué es lo que está ocurriendo. Hay algo ahí que está pasando y a ver si de aquí al final del rally podemos solucionarlo. El problema es cuando no has competido antes. Porque está muy bien hacer test, pero al final la competición es la prueba de algodón. Ahora es el momento que salgan todas las cosas y prepararnos lo mejor posible de cara al futuro. Mañana gas a fondo».

    Carlos Checa está entusiasmado con los avances que está habiendo en la reparación de su Óptimus. En sus últimas declaraciones, se mostraba muy agradecido con el equipo de mecánicos que se está dejando la piel para que el corredor pueda volver a la competición lo antes posible: «Está todo el equipo trabajando a tope, han tenido faena esta noche. Tenemos ya todos los recambios. Toda la parte delantera del coche, la parte mecánica, está ya cambiada. Ha habido que cambiar amortiguares y bastantes otras piezas. Ha sido como un Mecano. Ahora están en la parte más periférica. La parte trasera es la menos dañada. Por suerte, toda la parte de motor y chasis está integra. Han estado trabajando intensamente. Los miembros del equipo son mis reyes magos».

    Fotos: ASO