¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    ¿Qué coches gasolina se pueden 'convertir' a GLP?

    El GLP tiene un precio inferior a la gasolina y su uso es menos contaminante.

    Los coches gasolina pueden convertirse a GLP. Pero esta transformación no es posible con todos y, si quieres conseguir la etiqueta ECO de la DGT, tu vehículo tiene que cumplir con algunas condiciones. Puedes conocer todos los detalles revisando los requisitos técnicos y de normativa.

    El gas está en auge en España, y el GLP parece la opción favorita. Muchos fabricantes ya tienen en su gama versiones de modelos con Autogas, que vienen preparados de fábricar para aceptar este tipo de combustible y gasolina; pero además, es posible convertir un coche gasolina para hacerlo 'compatible' con GLP. Pero ¿qué coches gasolina se pueden convertir a GLP?

    Es una duda recurrente, y que está surgiendo por las ventajas del GLPcomo aliciente, frente al coste que hay que asumir por la compra de un coche nuevo. Es una opción que permite disfrutar de un consumo inferior o la etiqueta ECO de la DGT, pero sin tener que hacer un desembolso tan grande como lo sería la adquisición de un nuevo vehículo.

    Los híbridos a GLP tienen un depósito de Autogas y uno de gasolina.

    Que define si un coche gasolina se puede convertir a GLP, o no

    Los 'coches a GLP' son, en realidad, vehículos con motor térmico y, específicamente, motor gasolina. Son vehículos bifuel, cuentan con un único motor pero dos combustibles y, por lo tanto, también dos depósitos. Pueden funcionar con gasolina o con GLP, de manera indistinta, y por lo tanto a nivel técnico parten sobre la base de un coche gasolina 'convencional'.

    No obstante, además del depósito de este gas, los coches a GLP tienen algunas otras diferencias técnicas respecto a un gasolina cualquiera. Y estas diferencias técnicas son las que, en primera instancia, definen si un vehículo con motor térmico de gasolina se puede convertir a GLP, o no. O más bien, si se puede adaptar a este combustible.

    Pero hay otro factor a tener en cuenta, y es la normativa. Se deben cumplir una serie de requisitos y parámetros para poder hacer la conversión a GLP; y en función de determinados aspectos que detallaremos más adelante, con la transformación se obtendrá la etiqueta ECO de la DGT, o no.

    La transformación no siempre implica la obtención de la etiqueta ECO de la DGT.

    Requisitos técnicos: qué coches se pueden convertir a GLP

    A nivel técnico, se pueden convertir a GLP los coches gasolina matriculados a partir de 1995. Pero únicamente algunos modelos muy concretos, matriculados desde esta fecha y hasta el año 2001, que serían los que cumplan con la norma EURO 3 o posterior. A partir de esta premisa, hay que tener en cuenta que el vehículo sea de inyección directa o inyección indirecta.

    Los coches gasolina con sistema de inyección indirecta se pueden convertir a GLP con facilidad, luego prácticamente cualquier taller especializado en este tipo de conversiones lo hará. Los que presentan dificultades, y es posible que no podamos convertir a GLP, son los modelos gasolina con sistema de inyección directa. Pero ¿por qué?

    Porque en un vehículo convertido a GLP se utiliza un segundo juego de inyectores específicos para el GLP. En el caso de modelos con inyección directa, esto significa que los inyectores de gasolina no reciben combustible cuando el vehículo está funcionando con GLP y, por lo tanto, esto puede provocar excesos de temperatura. Los vehículos GLP de fábrica, con motores de inyección directa, cuentan con inyectores modificados y preparados para soportar temperaturas más elevadas.

    A nivel técnico sí es posible convertir un gasolina de inyección directa a GLP, pero implica el cambio de inyectores por otros que conduzcan mejor el calor, así como la instalación de aislantes de teflón para controlar la temperatura. Esto supone un trabajo técnico más complejo y una posible pérdida de prestaciones más acusada que la propia del mismo cambio de combustible.

    Los motores de inyección directa tienen mayores complicaciones técnicas en la transformación.

    Qué dice la normativa española sobre las transformaciones a GLP

    Y este es el segundo punto a tener en cuenta para tener claro qué coches se pueden convertir a GLP: la normativa española al respecto. Y en ella se señala que se pueden transformar vehículos gasolina que cumplan con la norma EURO 3 o posterior -algunos modelos específicos matriculados entre 1995 y 2001-, o bien que cumplan la norma EURO 3 o posterior matriculados en 2001 en adelante.

    Pero en este caso anterior, los vehículos convertidos a GLP no obtendrán la etiqueta ECO. Los que sí la obtienen, y con ella todas sus ventajas, son los modelos gasolina matriculados a partir del año 2006 y que cumplan con la norma de emisiones EURO 4, EURO 5 ó EURO 6. Aquí se incluirían también algunos modelos concretos, matriculados antes de 2006, que cumplen con la norma EURO 4.

    Y en este segundo caso sí, como comentábamos, los vehículos convertidos a GLP, clasificados con etiqueta C, tendrían la posibilidad de obtener la etiqueta ECO de la DGT una vez acreditada su transformación, y después de haber solicitado el cambio de datos técnicos en la DGT.

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto