¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Dakar 2016: Toby Price, el 'koala' que cambió la historia

    Toby Price ha mantenido la supremacía de KTM en el Dakar durante un año más al conseguir su primer 'Touareg'. La ausencia de Sam Sunderland por lesión y el bajo rendimiento de Jordi Viladoms le han obligado a asumir una gran responsabilidad.

    Toby Price es el campeón del Dakar en la categoría de motos. Uno mas... o quizá no. La victoria del piloto australiano está cargada de épica sí tenemos en cuenta las condiciones que envuelven este triunfo. Toby Price es el primer piloto no europeo en ganar el 'Touareg' en la categoría de motos y lo ha conseguido en su segunda participación, todo un récord de precocidad. El australiano que un día compitió con Casey Stoner ahora tiene su propia historia que contar tras sumar un gran triunfo que permite a KTM alcanzar su decimoquinto Dakar consecutivo. La firma austriaca sigue al mando.

    La vida de Price se resumen en una afirmación: 'gasolina en vena'. Proveniente de una familia con raíces en el automovilismo off-road, no tardó en comenzar a competir sobre una moto y fue toda una referencia en sus primeros años en diversas categorías de Motocross en Australia, superando incluso la fractura de las dos muñecas que sufrió con 16 años. Tras seguir su evolución, fichó por KTM en 2009, marca con la que evolucionó por diversas categorías hasta llegar al Campeonato Australiano off-roa, que ganó en 2014. Esta victoria le sirvió para unirse al Red Bull KTM Factory Team para el Dakar 2015.

    Toby Price debutó en el Dakar a lo grande. En su primera participación en el raid más duro del mundo y haciendo valer su experiencia en otras pruebas consiguió notables resultados. De hecho, saldó el Dakar 2015 con una victoria de etapa y lo que es más importante, finalizando tercero en la clasificación de la categoría de motos. Un resultado que no le añadió presión de cara al Dakar 2016, al menos de una forma directa. La lesión de Sam Sunderland y el bajo rendimiento de Matthias Walkner y Jordi Viladoms lo hicieron en mayor medida.

    Con Joan Barreda y Paulo Gonçalves llevando a Honda a lo más alto durante la primera semana del Dakar, Toby Price fue el único capaz de plantarles cara, defendiendo el orgullo de una KTM herida. El australiano aprovechó sus oportunidades y en la segunda etapa consiguió su primer triunfo en esta edición. También sumó dos triunfos consecutivos en la quinta y sexta especial, antes de la jornada de descanso. Sin embargo fue justo después de esta cuando el piloto australiano eclosionó. Toby Price aprovechó los problemas de Barreda en la octava etapa para colocarse líder.

    Toby Price ya nos soltó esa posición de privilegio hasta el podio de Rosario y por el camino sumó una nueva victoria en la novena etapa. La caída de Paulo Gonçalves le restó presión competitiva y el australiano pudo terminar el Dakar administrando su ventaja sobre Stefan Svitko y Pablo Quintanilla. Su triunfo como decíamos no sólo supone la primera victoria de un piloto no europeo en motos, sino que KTM puede seguir presumiendo de haber ganado todos los Dakar desde el año 2000. Entonces Ricard Sainct ganó con una BMW para luego sucumbir a las mieles de KTM.

    A pesar de su meteórica carrera, de los éxitos cosechados en Australia y de este Dakar, la vida le ha reservado dos capítulos especialmente amargos a Toby Price. El primero fue la muerte de su hermana pequeña, una niña que nació prematura, ciega y con parálisis cerebral. El otro fue en 2013 tras un gran accidente que casi le deja en silla de ruedas. Tuvo que viajar a Australia para ser operado de una fractura múltiple de las vértebras T1, C6 y C7. Dos años y medio después, Toby Price es el nuevo rey a dos ruedas del Dakar.