¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Dónde cargar un coche eléctrico: opciones y mapas de puntos disponibles

    Mapa de puntos de recarga ofrecido por electromaps.com

    Poco a poco, el vehículo eléctrico comienza a introducirse en la rutina diaria de las ciudades, así como de muchas personas que lo eligen como medio de transporte. Pero, ¿dónde puede cargarse y cómo saber los puntos de recarga a los que podemos acudir?

    Aunque la tecnología eléctrica en el sector de la automoción avanza a buen ritmo, lo cierto es que aún existen retos para aquellos que opten por un coche eléctrico como medio de transporte, especialmente si necesitan moverse por las carreteras y autovías.

    La autonomía ha subido mucho en los últimos años y esta selección de vehículos así lo demuestra, pero sigue dependiendo mucho del modo de usar el coche en cuestión, así como de las necesidades que tengamos.

    «La Ley de Cambio Climático y Transición Energética exige a todas las gasolineras la instalación de puntos de carga rápida de 50 kW»

    Por tanto, como potenciales usuarios de un coche eléctrico, tendremos que planificar bien nuestras rutas y rutinas para asegurarnos de que no nos quedamos sin batería en el momento más inoportuno. Para ello, tenemos varias opciones a la hora de cargar nuestro vehículo.

    Cómo cargar un coche eléctrico

    Esta pregunta puede responderse de muchas maneras. Una de ellas es analizando los tipos de conectores y sus características, pero también debemos saber dónde instalar o encontrar cargadores o Wallbox.

    Punto de carga privado

    Es el más obvio, pero también el que necesita una inversión directa por nuestra parte, pues tendremos que asumir el coste de su instalación en nuestro domicilio. Cierto es que, actualmente, algunas viviendas de obra nueva incluyen ya un cargador, pero si no es así, deberemos gestionar su instalación y seleccionar la opción que mejor se ajuste a nuestras circunstancias y las de nuestro vehículo en cuanto a potencia y velocidad de recarga.

    Punto de carga comunitario

    En este punto la cosa se complica, aunque mucho menos de lo que pueda parecer, pues al tratarse de un garaje comunitario, es necesario informar al presidente o administrador de la comunidad por escrito.

    Una vez hecho esto, procederemos a contratar la instalación, eligiendo de entre tres opciones: instalación conectada directamente al contador de la vivienda, instalación de un contador nuevo e independiente o instalación de un gestor de carga para la comunidad.

    Este último permite ahorrar dinero en el caso de que haya varios usuarios de vehículos eléctricos en la comunidad y a él sólo podrán acceder quienes hayan sido dados de alta en el servicio.

    Punto de carga público

    Este último punto suele ser el más sencillo, pues lo único que hay que hacer es buscar uno en la vía pública, zonas comerciales, grandes complejos empresariales o electrolineras, comprobar que funciona y utilizarlo.

    Actualmente, en las ciudades de medio y gran tamaño es sencillo encontrar puntos de recarga.

    Eso sí, exige una mayor planificación y la habilidad de cargar durante los días que no trabajemos o salgamos de casa y complementar dicha carga acudiendo a lugares en los que realicemos las compras u ocupemos nuestro tiempo libre que tengan puntos de recarga disponibles.

    Asimismo, también podemos aprovechar las jornadas de trabajo si tenemos un punto cercano y nuestro empleo nos obliga a tener el coche parado durante varias horas.

    Cómo y dónde encontrar puntos de recarga

    Actualmente, es relativamente sencillo encontrar puntos de recarga en la geografía española, especialmente en los entornos urbanos de cierto tamaño. Para ayudarnos en la tarea, existen varios métodos, entre los que destacan la App de Recarga Pública Iberdrola o la web electromaps.com.

    A consecuencia de la reciente aprobación de la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, el Gobierno exige a todas las gasolineras la instalación de puntos de carga rápida de 50 kW para coches eléctricos en un plazo de seis meses desde el momento de su entrada en vigor (pendiente de aprobación de la disposición reglamentaria en materia de instalación de puntos de recarga).

    De esta forma, en un futuro próximo todos los coches eléctricos podrán recargarse en carretera con mucha más facilidad que en la actualidad.

    Actualmente, Iberdrola ya ha instalado más de 1000 puntos de recarga en las principales autovías y corredores del país, así como otras vías nacionales, con el objetivo final de poder contar, al menos, con una cada 100 km en algunas carreteras principales:

    • Autovía del Norte (A1)
    • Autovía del Nordeste (A2)
    • Autovía del Este (A3)
    • Autovía del Sur (A4)
    • Autovía del Suroeste (A5)
    • Autovía del Noroeste (A6)
    • Autovía del Mediterráneo (A7)
    • Autovía del Cantábrico (A8)
    • Autovía Ruta de la Plata (A66)

    Por su parte, electromaps.com (web o App) nos muestra la situación de casi 12.000 puntos de recarga instalados en el territorio español. En ella podemos encontrar todos ellos y su disponibilidad, así como los del resto del continente europeo (167.000 puntos). También podremos consultar información, comentarios y fotos, hacer Check-in para registrar recargas y gestionar pagos, así como obtener información sobre los procesos de instalación privados o comunitarios, etc.

    En definitiva, poco a poco tanto la tecnología como la red de recarga crecen y evolucionan para ofrecer un servicio óptimo en el futuro, si bien aún quedan unos años por delante para que ello sea una realidad patente. Todo se andará.

    Fotos: Freepik