Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Impecable ejemplar de los raros Ford RS200 de calle a la venta

10

En el mismo evento donde será subastado uno de los rarísimos Ford RS200 Evolution también saldrá a la venta una de las unidades de calle de la versión estándar del Ford RS200 1986. Un ejemplar que ha pasado la mayor parte de su vida almacenado y que se encuentra en un estado impecable, aún con muy pocos kilómetros de uso.

Ford RS200 1986.

En la misma subasta de RM Sotheby's en Scottsdale dónde saldrá la venta uno de los escasos ejemplares del Ford RS200 Evolution, también estará disponible una de las unidades de la versión de calle estándar, el Ford RS200 de 1986. Ejemplares que sospechamos deben pertenecer al mismo dueño, pues aunque la casa de subastas no lo ha mencionado en ningún momento, se tratan de las dos mismas unidades que fueron subastadas en el evento Quail Lodge de Bonhams en Monterey 2017.

En aquel momento, salían a subasta hasta 7 unidades de las versiones de calle más espectaculares de los modelos del Grupo B, algunas de las homologaciones especiales más espectaculares de la historia, como las versiones ‘Stradale’ de los Lancia Stratos HF, 037 y Delta S4. Entre estos encontrábamos 2 magníficos ejemplares del Ford RS200, uno de ellos perteneciente a las raras versiones RS200 Evolution, dotadas de un motor de mayor tamaño y 600 CV.

El Ford RS200 contaba con el número de bastidor SFACXXBJ2CGL00133 y fue vendido por 181.500 $ (159.098 € en ese momento), mientras que el RS200 Evolution con el número SFACXXBJ2CGL00084 y alcanzó un precio de 550.000 $ (482.117 € en ese momento), por lo que indiscutiblemente se tratan de los mismos ejemplares.

El Ford RS200 tras el RS200 Evolution en 2017.

No debe ser casual que aparezcan de nuevo a la venta simultáneamente y solo puede deberse a que en 2017 fueron comprados por el mismo coleccionista, que ahora ha decidido deshacerse de ellos, y en el caso del RS200 estándar con cierto beneficio.

Esta unidad del Ford RS 200 de 1986 es uno de los 200 bastidores fabricados en Europa y cuenta con las especificaciones básicas del modelo, lo que supone que cuenta con las mismas especificaciones de bastidor del resto de la serie y contó con el motor Cosworth sobrealimentado de 1.8 litros, que entregaba unos 250 CV.

Antes de llegar a la subasta de Quail Lodge de 2017 esta unidad contaba con un historial de lo más curioso, pues entre 1989 y 2017 esta unidad fue conservada en un entorno controlado y sin ser molestada durante esos cerca de 30 años. Actualmente, más de un año después de haber sido vendida en Monterey, esta unidad del RS200 cuenta con solo 8.400 millas de uso, lo que suponen 13.518 kms, por lo que no es de extrañar que se mantenga como nueva.

Llantas de magnesio de una sola pieza..

Como el ejemplar del RS200 Evolution, este ejemplar del RS200 salió de las instalaciones de Thickford con revestimientos de moqueta en color gris y la rara opción de los asientos baquets en color rojo a juego con el aro del volante XR3.

Esta unidad también dispone de sus llantas de magnesio de una sola pieza originales, aunque los neumáticos deben ser sustituidos antes de sacarlo a la calle. Recientemente, esta unidad ha sido objeto de un servicio mayor que incluyó la reconstrucción de la línea de combustible, nuevo embrague y mantenimiento de los frenos.

Esta unidad sale a la venta en Scottsdale con unas estimaciones que le apuntan un valor entre los 275.000 y los 325.000 $, cifras que están muy lejos de los 181.500 $ que sabemos que pagó su propietario por él hace poco más de un año. Entendemos que su precio de reserva estará fijado en la cifra mínima de las estimaciones, por lo que cabe la posibilidad de que el modelo no encuentre comprador. Sobre todo si tenemos en cuenta que muchos coleccionistas estarán más interesados en hacerse con el Ford RS200 Evolution, una pieza mucho más rara.

Interior con toques en rojo.

Del Ford RS200 Evolution tan solo se llegaron a fabricar 24 unidades, todas ellas con nueva configuración de bastidor, pero sobre todo con el nuevo bloque Cosworth BDT-E de 4 cilindros y 2.1 litros que entregaba unos 600 CV, lo que le convirtió en el Ford de calle más potente hasta la llegada de las versiones más brutales del Shelby GT500 a finales de la pasada década.

El Ford RS200 Evolution ostentó durante años el récord oficial de aceleración de 0 a 96 km/h (0-60 mph) para un vehículo de calle, que era capaz de completar en 3,07 segundos. A pesar de la fiebre de superdeportivos de finales de la década de los ochenta y principios de los noventa, se tardaron 12 años en superar esta marca.

Fotos: RM Sotheby's

Noticias relacionadas

Impecable ejemplar de los raros Ford RS200 de calle a la venta
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto