Las furgonetas de pasajeros son los nuevos monovolumen

¿Son turismos, furgonetas o monovolúmenes? Las fronteras entre esas tres categorías se están diluyendo mucho cuando hablamos de llevar a más de cuatro pasajeros y se necesita una elevada capacidad de maletero. Para eso los SUV no cumplen de idéntica forma.

Volkswagen Multivan

Progresivamente los SUV han ido comiendo terreno a los monovolumen, ese segmento que empezó a popularizarse con rabia a mediados de los años 90. En algunos casos, los han canibalizado hasta el punto de cambiar el fabricante monovolumen por SUV equivalente.

El diseño de estos últimos es más atractivo para los nuevos clientes, pero es menos funcional. Para aquellos que siguen necesitando unas grandes capacidades interiores y el diseño no es tan importante, los fabricantes tienen otra propuesta.

Si los avances en turismos han sido espectaculares en menos de 20 años, más aún se nota en los vehículos comerciales ligeros. Están alcanzando cotas de prestaciones, refinamiento, equipamiento, confort y seguridad totalmente inéditos. Se parecen poco a sus toscos antecesores de uso industrial. De esta forma se pueden acercar a un público que nunca antes se habría planteado algo así.

Renault Trafic SpaceClass

A día de hoy en el segmento de los vehículos comerciales medianos (MCV), que no son derivados directos de turismos, los más exigentes empiezan a encontrar reemplazos a los monovolumen más grandes. Sin irnos a los tallajes de Estados Unidos, cuando se quieren siete plazas reales o más, no hay mucho donde elegir.

Obviando la existencia del SsangYong Rodius, que no se ha concebido como un industrial, el resto de oferta de esta categoría deriva de industriales, pero esa percepción se está diluyendo. Prácticamente se pueden considerar turismos, aunque estén muy afurgonetados.

Por encima de la versión industrial para pasajeros, con interiores muy sencillos y espartanos, aumenta la oferta de modelos enfocados a familias numerosas y para traslados de alta gama (taxi, VTC, hoteles, etc). En estos modelos el cuidado por el interior es prácticamente el de un turismo.

Ford Tourneo Custom

Por ejemplo, de la unión industrial de PSA y Toyota han salido los modelos Citroën Spacetourer, Peugeot Traveller y Toyota Proace Verso. Incluso los nombres son diferentes a las versiones industriales, que son Jumpy, Expert y Proace. Estas versiones de pasajeros se enfoncan al antiguo cliente tradicional de monovolumen.

Se unen a la oferta de fabricantes veteranos en esta categoría, como puede ser Volkswagen VI con sus Caravelle y Multivan, o Mercedes-Benz con su Clase V. También podemos citar en esta categoría los Ford Tourneo Custom, el recién anunciado Renault Trafic SpaceClass, etc.

En común tienen una capacidad de transporte de siete a nueve personas con unos maleteros enormes. En el caso del trío PSA-Toyota, eso es posible incluso en la versión de 4,6 metros, la más corta. Ningún SUV de ese tamaño puede ser competitivo en ese sentido, su forma lo impide.

Mercedes-Benz Clase V Exclusive

En función del presupuesto se puede tener más o menos nivel de lujo. En las versiones superiores se puede contar con tapicerías de cuero, ninguna superficie de carrocería interior a la vista, climatización independiente, sistemas de seguridad de última generación, infoentretenimiento al nivel de un turismo, motores diésel que superan los 170 CV, etc.

La progresiva extinción de los monovolumen más grandes lleva a potenciar este segmento de furgonetas, que por fuera disimulan su origen y por dentro no dejan mucho lugar a la diferencia. Incluso el tacto de conducción se asemeja mucho al de un monovolumen, más cercano a un turismo que a un industrial ligero.

¿En qué márgenes de precios nos movemos? Las versiones cortas, menos lujosas y con motores más modestos arrancan sobre los 25.000 euros. Las versiones largas, más alicatadas y con motores que se acercan a los 200 CV pueden llegar a los 50.000 euros y sin atiborrarlas a opciones. Estas ya no se parecen apenas a las industriales blancas con caja de carga y pensadas únicamente para currar.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×