¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

HumorHágalo usted mismo: Las ideas más disparatadas para reparar automóviles

19

Repasamos algunas de las más alocadas maneras de reparar cualquier parte de un coche. El ingenio e imaginación de algunos te hará reir o te dejará con la boca abierta. Soluciones absurdas válidas únicamente para amantes de la filosofía del "Hágalo Usted Mismo" y que anteponen la funcionalidad y el coste bajo a la estética.

Qué mejor manera de comenzar el domingo que con un poco de humor y también con un pequeño homenaje a aquellos manitas (o manazas) que se atreven con la filosofía del Hágalo Usted Mismo. Vamos a echar un vistazo a las soluciones más disparatadas a la hora de reparar un coche de una manera casera y absolutamentelow cost.

Seguro que los valientes propietarios que han decidido arreglar por sí mismos sus coches no son mecánicos o ingenieros, pero ingenio no les falta. Son “hinjenieros” (así, tal cual) y anteponen la funcionalidad al diseño. Veamos algunos ejemplos.

Bombillas halógenas, xenón, leds… el mundo de los faros ha evolucionado mucho en los últimos años. Para lo que no se quieren complicar la vida con un faro roto, una simple linterna es la solución. E incluso si usamos varias podemos tener luces de posición, cortas, largas y lo que haga falta.

Si se trata de cambiar el tubo de escape, un auténtico “hinjeniero” es capaz de acoplar uno de cualquier coche sin importar si es de la medida correcta o incluso puede adoptar una solución más creativa y dar al vehículo un aspecto más próximo al de un camión. El límite solo lo pone la imaginación.

¿Problemas con el aire acondicionado? En lugar de repararlo, haz una instalación completa con el aire acondicionado de casa y ya tenemos el apaño hecho. No te preocupes porque no resta habitabilidad al interior del coche, saca la unidad por la ventana y listo. Si el problema lo tenemos en los mandos de climatización, llama a tu amigo el fontanero.

Las escobillas limpiaparabrisas no tienen un coste muy elevado pero para las economías más apretadas cualquier ahorro resulta fundamental. Ojo, si usas un guante como el del ejemplo el resto de conductores no sabrá si estás limpiando el cristal o saludando.

A la hora de transportar objetos grandes, el empleo de una baca parece indispensable. Y digo “parece” porque no hay nada que unas cuerdas o un poco de cinta americana no puedan solucionar. La única pega es que los ocupantes de lado derecho del coche tendrán que entrar y salir por la ventanilla.

Como su propio nombre indica, el paragolpes es una parte del coche que recibe mucho castigo, especialmente entre aquellos conductores que gustan de aparcar de oído. Si los daños son grandes hay que cambiarlos y un “hinjeniero” con mentalidad sostenible debe recurrir a un elemento natural como la madera, ya sea tratada para dar un aspecto más elegante o en bruto para ofrecer una imagen más rústica.

Hablando de golpes, otra zona que suele recibirlos son las puertas laterales. Para acabar con ese inconveniente lo mejor es sustituirla. Hay múltiples materiales que podemos utilizar, como cartón o chapa.

Otros tipos de puerta pueden ser los de cinta americana (por supuesto) o madera, a gusto de cada uno. Lo importante es que, como veis aquí, la integración sea perfecta y prácticamente no se note la diferencia con respecto a la puerta original del fabricante.

Sobre puertas también podemos tener en cuenta que las manillas de apertura suelen ser de plástico y pueden romperse. Mejor sustituirlas por una pieza de metal como un percha para el tirador exterior y un tenedor para el interior. Práctico y duradero.

Si el problema es con la sujeción del capó, las opciones son varias. Por ejemplo, sujetar el capó de manera que quede como el original para que la aerodinámica no se vea afectada. Los más avispados aprovecharán la situación para sustituirlo en su totalidad por cinta americana con el ahorro de peso que eso supone ¡al ser más ligero, el coche gastará menos! ¿Cómo no se nos había ocurrido antes?

Los “hinjenieros” viajeros quizá tengan que mudarse a otro país que emplea el sentido contrario de circulación. Cualquiera vendería su coche con volante a la derecha para comprar otro con volante a la izquierda para más comodidad, pero si no se quiere hacer ese gasto se cambia el volante de lado con una sierra y poco más y listo ¡Y no te olvides de los pedales! Para leer la instrumentación basta con preguntar al copiloto, así no faltará la charla durante los viajes.

Los problemas mecánicos suelen ser los más complejos de solucionar. Pero si se estropea la ventilación o el radiador, lo mejor es instalar un ventilador auxiliar ya sea en el interior o en el exterior del coche, pero siempre perfectamente integrado.

¿Falla la radio? Sustituir la radio de origen por otra no tiene mucha complicación pero pegar un reproductor portátil es aún más fácil. Si el inconveniente son los altavoces, nada mejor que aprovechar los de nuestro ordenador para hacer una instalación de audio con sonido envolvente Dolby Digital surround stereo 3D Pro.

Ante la rotura de un espejo retrovisor, una reparación rápida consiste en acoplar de manera impecable un espejo de mano. Para los más imaginativos cualquier superficie pulida en la que la luz se refleje puede valer, por ejemplo un CD.

Cada vez es más frecuente que los coches vengan sin rueda de repuesto porque incorporan un kit de reparación de pinchazos. Pero si en lugar de un pinchazo la rueda queda muy dañada no sirven ¿Qué hacer en esos casos? Cualquier cosa con ruedas puede servir para sacar el talento que llevamos dentro.

Otra alternativa a los pinchazos es reparar el neumático uno mismo. Recuerda que la cinta americana es el mejor amigo del “hinjeniero” ¡Nunca salgas de casa sin ella!

Uno de los mayores retos para un “hinjeniero” es enfrentarse a la reestructuración completa del frontal del coche tras un accidente. En estos casos la madera se presenta como la mejor opción, aunque es posible que la aerodinámica se vea ligeramente afectada.

Tras estas disparatadas reparaciones cabe recordar que la mayor parte de estas soluciones pueden suponer un riesgo tanto para los ocupantes del vehículo restaurado como para el resto de usuarios de la vía. Recuerda, ¡la seguridad es lo primero, especialmente si viajas con niños!

Noticias relacionadas

Hágalo usted mismo: Las ideas más disparatadas para reparar automóviles
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto