¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    El nuevo Mercedes Clase G sigue su puesta a punto de cara al año que viene

    El nuevo Mercedes Clase G sigue su puesta a punto de cara al año que viene
    12
    Javier Gómara
    Javier Gómara

    La leyenda sigue viva. Uno de los mitos automovilísticos mundiales ya está trabajando en un lavado de cara. El Mercedes Clase G 2018 será muy parecido al actual, aunque incluirá importantes novedades que no se podrán ver a simple vista.

    Un nuevo Clase G está en camino, aunque éste no introducirá cambios estéticos significativos

    O lo admiras o lo odias, pero a nadie lo deja indiferente. El Clase G, a pesar de llevar en el año desde 1979, apenas ha cambiado. Sí que ha ido modificando su diseño, pero en síntesis es el mismo coche, y esa es su especial atracción. La próxima generación seguirá esta senda, aunque se esconde mucho más de lo que podemos ver en el Mercedes Clase G 2018.

    Sí, por fuera, su carrocería parece igual, como ya habíamos visto. De hecho exteriormente estaríamos hablando de un facelift. Pequeños retoques estéticos aquí y allí que permitirán a los amantes del Clase G poder respirar tranquilos. Sin embargo estamos ante uno de los primeros pasos en la etapa de pruebas, por lo que muchas cosas pueden cambiar.

    Pero es lo que no se ve lo que realmente debe llamarnos la atención. Si echamos un vistazo a las fotos nos percatamos que el Mercedes Clase G crecerá, al menos a lo ancho, donde se deja ver unos centímetros más grande. La batalla, en cambio, no parece cambiar, al igual que la longitud total. Y si lo hace lo hace de forma muy discreta.

    El nuevo modelo crecerá ligeramente, sobre todo a lo ancho

    Esto nos hace ver que Mercedes está empleando una nueva plataforma para el G. La pérdida de peso va a ser el eje central de esta actualización, y se espera una reducción en la báscula de unos 400 kilogramos. Un drástico adelgazamiento que cambiará el comportamiento del Clase G por completo, volviéndolo más refinado.

    La intención de Mercedes es esa, adaptar el Clase G a la conducción del siglo XXI pero manteniendo el aspecto rudo y clásico que tantas alegrías le ha dado. Eso implica también el uso de motores más eficientes, aunque no por ello menos potentes. Uno de los que seguro que forman parte de la gama es el V8 biturbo del Mercedes AMG GT.

    Por último hay que decir que los alemanes también preparan un cambio radical para el interior. En este caso tomará prestado gran parte del diseño del Mercedes Clase E, con su característica doble pantalla del salpicadero. Pronto iremos sabiendo más cosas, aunque hasta finales del año que viene no se espera que Mercedes haga oficial al nuevo Clase G.

    Su lanzamiento no está previsto hasta finales del año que viene, ya como modelo de 2018

    Fotos: CarPix

    Las mejores ofertas para Mercedes Clase G de ocasión

    Mercedes Clase G de segunda mano / Mercedes Clase G de Km 0
    El nuevo Mercedes Clase G sigue su puesta a punto de cara al año que viene