¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    El ejemplar único del Porsche 928 Cabriolet H21 Studie

    14

    Esta semana se encuentra en nuestro país una de las joyas más raras del museo de la marca alemana, el prototipo único del Porsche 928 S4 Cabriolet H21 Studie, creado con la intención de llevar a producción una variante abierta del 928.

    Las tres joyas del museo de la marca en Madrid.

    Hace unos días os mostramos las novedades del concesionario Porsche Madrid Norte, que ha recibido una profunda remodelación. En nuestra visita descubrimos expuestas 3 auténticas joyas procedentes del museo de la marca, cuya presencia en nuestro país es toda una primicia y formarán parte del gran evento que tendrá lugar este fin de semana en el circuito del Jarama, donde se celebrará el 70 aniversario de la firma alemana.

    Estos 3 magníficos ejemplares son los Porsche 911 Safari y Porsche RS Spyder de competición, y un rarísimo ejemplar único, el prototipo del Porsche 928 S4 Cabriolet. Un ejemplar muy destacado que forma parte de las piezas más raras habitualmente expuestas en el museo de la firma.

    Si bien los otros dos modelos son muy destacables, sobre todo el 911 Safari, que ha inspirado unas cuantas obras restomod en los últimos años, lo cierto es que el 928 Cabriolet prototipo es una pieza muy rara de ver y para muchos aficionados es todo un desconocido.

    El frontal no contó con cambios.

    Su presencia en nuestro país, por tanto, es toda una primicia, y difícilmente volverá a repetirse pronto. Aunque lo cierto es que este no es el único Porsche 928 sin techo que podemos encontrar por ahí, ya que muchos clientes, en su día, encargaron a carroceros y especialistas en convertibles que modificaran sus unidades de carrocería coupé a esta configuración abierta.

    Aunque hubo varios especialistas que ofrecieron estos servicios a los clientes del 928, una de las más célebres y de la que más información podemos encontrar es Carelli. Esta compañía transformó varias unidades de distintas versiones por lo que no es complejo encontrar imágenes e información de esta variante modificada en la red.

    Sin embargo, el ejemplar único que podemos ver en estas fotos y que estará expuesto este fin de semana en el Jarama es algo más especial, pues no es un simple concept car, sino el resultado de un verdadero intento de llevar a producción una variante abierta del modelo.

    Su siueta es muy atractiva y fluida.

    El Porsche 928 era presentado en su formato coupé original en 1977 y desde el primer momento la compañía se planteó una versión abierta, ya que sus principales rivales en el mercado ya disponían de esta opción, como el Jaguar XJS, el Mercedes SL o el Aston Martin V8, uno de los antecesores del actual Vantage.

    Este fue un intento muy serio de la compañía alemana para lanzar comercialmente una variante abierta del 928 y para ello contaron con la célebre compañía estadounidense ASC (siglas de American Sunroof Company), que no solo estaba especializada en crear versiones abiertas de modelos ya existentes sino que eran ampliamente conocidos en la industria por la fabricación de prototipos, además de contar con la capacidad de producir series o modelos de cierto volumen para otros fabricantes, como fue el caso del McLaren Mustang M81, entre muchos otros.

    El resultado, a tenor por el aspecto del prototipo, tanto estético como técnico es magnífico, con un aspecto muy cercano al de un vehículo de serie, y su designación interna fue Studie H21. El nuevo aspecto de la trasera queda perfectamente integrado con el frontal, que no recibió cambio alguno, y en el caso de la mecánica no encontramos cambios.

    La zaga también se integraba a la perfección.

    Este está basado en la versión 928 S4, que contaba con el motor V8 delantero de 5.0 litros y 320 caballos asociado a una transmisión manual de 5 relaciones, y el aspecto del prototipo, a excepción de la pérdida del techo y los pilares traseros.

    Finalmente, por motivos económicos el modelo no pudo ser llevado a producción, para regocijo de los pocos preparadores especializados en estas modificaciones convertibles, como B+B (el mismo que fabricó el Isdera 108i) o Carelli.

    El prototipo resultante del 928 Cabriolet terminó pasando a la colección privada de la marca y actualmente suele ocupar un espacio destacado entre los prototipos más raros que podemos ver en el museo, como el 928 de aluminio o las versiones de 4 puertas del mismo Gran Turismo de Porsche.

    El ejemplar único del Porsche 928 Cabriolet H21 Studie