¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Porsche: los otros y menos conocidos shooting brake de la marca alemana

Porsche presentaba hace unos días en Ginebra 2017 el nuevo Panamera Sport Turismo, la versión Shooting Brake del Panamera. Sin embargo, este no ha sido el primer modelo de la marca que ha contado con una carrocería de este tipo. Repasamos algunos de los más destacados.

Porsche 928-4 de 1984.

La última novedad de la marca alemana es el Panamera Sport Turismo, una variante shooting brake del sedán deportivo, con un acabado específico para la zaga, aumentando el volumen del maletero y permitiendo por vez primera la inclusión de una banqueta de 3 plazas traseras en la gama Panamera.

Sin embargo, esta no es la primera vez que Porsche ha desarrollado una carrocería de este tipo, porque tal y como nos han enseñado hoy los responsables de la colección histórica de la marca, ya en su día estudiaron esta posibilidad en otros modelos de la firma, aunque el proyecto no pasó del estudio y nunca llegó a los concesionarios.

El ejemplar que ha presentado Dieter Landenberger, responsable del archivo histórico, es un prototipo basado en el Porsche 928, denominado 928-4, cuenta con una plataforma extendida y 4 plazas útiles, además de ciertas modificaciones menores con respecto al modelo convencional.

La zaga es la vista más peculiar del modelo.

Los rasgos más llamativos de esta unidad es su particular trasera. En lugar de contar con la amplia caída del techo y su luneta trasera inclinada, este se extiende unos centímetros más, lo cual es perfectamente visible en las ventanillas traseras, que pierden sus formas triangulares en favor de unas de forma trapezoidal, lo que modifica gravemente el aspecto lateral del 928.

Junto a esto encontramos unos nuevos faros delanteros fijos, con proyectores elipsoidales en lugar de las características ópticas retráctiles del modelo.

Fue creado por el Centro de Desarrollo de Porsche en Weissach a mediados de los años ochenta, concretamente en 1984, tomando un 928 S como base y aumentando la distancia entre ejes 25 centímetros. En el exterior las diferencias son claras, pero en el interior debemos encontrarlas en la distancia entre los asientos. El 928 contaba con dos grandes butacones traseros, separados por el enorme túnel central, sobre el que se disponía una consola.

El interior recibe una decoración en verde.

Estos estaban separados por escasos centímetros de los asientos delanteros, por lo que a pesar del amplio espacio transversal, longitudinalmente hablando existía muy poco espacio para las piernas. En el caso del prototipo 928-4 contamos con 20 centímetros adicionales, lo que lo convierte en un 4 plazas útiles en lugar de un mero 2+2.

El interior cuenta además con una decoración única, todos los plásticos son de color verde oscuro, al igual que la tapicería de piel, que reviste gran parte del habitáculo. El verde se extiende también a los cristales, ya que han sido tintados en ese tono.

Porsche 928 H50

Aunque la marca no lo haya mencionado, lo cierto es que existió otro ejemplar con unas características similares, pero que exploraba otra posibilidad de carrocería para el 928, carrocería extendida y 4 puertas laterales.

El 928 H50 es la versión de 4 puertas del 928.

El proyecto del Porsche 928 H50 fue posterior al 928-4, este fue creado en 1987, y también cuenta con una plataforma extendida, aunque el tratamiento de la zaga es algo diferente al del 928-4.

La principal novedad es la introducción de dos pequeñas puertas laterales, de apertura tipo suicida, al estilo de lo que décadas más tarde hizo Mazda con el RX-8. Estas son muy visibles pues cuentan con dos pequeñas ventanillas con marcos muy visibles, lo que transforma por completo la vista lateral habitual del modelo.

En cuanto a la trasera, de nuevo nos encontramos con un techo extendido en lugar de la inclinada luneta trasera y las ventanillas laterales pierden sus formas triangulares en favor de unas más amplias de formas trapezoidales. La luneta trasera, visiblemente más vertica sirve de portón trasero. Aunque la terminación es algo menos vertical que en el 928-4.

Batalla extendida y 4 puertas para el 928 H50.

Este modelo fue un secreto que Porsche guardó celosamente hasta 2012, momento en el que lo presentó oficialmente en Pebble Beach, precisamente tras desvelar el prototipo Sport Turismo que adelantaba las líneas y el nombre del actual Panamera Sport Turismo.

Preparaciones

Aunque los dos modelos anteriores fueron un secreto guardado celosamente por la marca alemana, lo cierto es que se pudieron ver por las calles algunos 928 con el particular acabado shooting brake.

Por supuesto hablamos de preparaciones aftermarket, algunas de dudoso gusto pero que encajaban a la perfección con la tipología shooting brake.

Preparación aftermarket del 928, firmada por ARTZ.

Algunos preparadores alemanes, como ARTZ, crearon estas conversiones, tanto para el 928 como para otros modelos de la marca alemana, como los 924 y 944. De la misma manera que las extrañas versiones shooting Brake del Corvette en Norteamérica, estas versiones Kombi o shooting brake fueron una minoría, aunque estaban disponibles para todo aquel que lo deseara. Aunque no fueron demasiados, ARTZ tan solo llegó a fabricar un ejemplar de su estrafalario 928 Kombi.

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto