¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    GP BélgicaLas explicaciones de Masi y Domenicali: ¿Por qué se hizo la ‘no carrera’?

    Las explicaciones de Masi y Domenicali: ¿Por qué se hizo la ‘no carrera’?
    Stefano Domenicali y Michael Masi (dcha).
    David Plaza
    David Plaza5 min. lectura

    El bochornoso Gran Premio de Bélgica puso en el punto de mira a la FIA y a Liberty Media, poseedor de los derechos comerciales de la Fórmula 1. Sus dos representantes intentaron explicar lo ocurrido.

    Lo vivido este pasado domingo en Spa-Francorchamps puede haberse convertido en el episodio más bochornoso de la Fórmula 1 en toda su historia. Y es que las condiciones colocaron a la categoría en una situación extrema, pero es muy probable que la solución elegida fuera la peor de todas las posibles.

    En su afán de celebrar una carrera que pronto quedó claro que no iba a poder disputarse salvo milagro meteorológico, Michael Masi acabó dando por válido un Gran Premio de sólo tres vueltas tras el coche de seguridad, repartiendo puntos a los pilotos sin haber tenido estos la oportunidad de competir.

    «Dimos todas las oportunidades disponibles dentro del reglamento»

    El director de carrera de la Fórmula 1 compareció ante los medios desplazados a Spa-Francorchamps, señalando que «no había posibilidad de posponer la carrera hasta el lunes. Así que, obviamente, desde la perspectiva de la FIA, y junto con la F1, la seguridad es primordial para los pilotos, los equipos y todos los espectadores».

    «Dimos todas las oportunidades disponibles dentro del reglamento y las disposiciones del Código Deportivo Internacional para completar una carrera. Lamentablemente, en esta ocasión no pudimos recorrer toda la distancia, pero deteniendo el reloj intentamos entrar en una ventana meteorológica que nos permitiera hacerlo», afirma el australiano.

    El reglamento especifica que, una vez comenzado el procedimiento de inicio de un Gran Premio, este no puede durar más de tres horas. Pero cuando faltaba sólo una para cumplir dicho límite, Masi ordenó detener el reloj y reservar una hora para cuando él lo considerara oportuno.

    Finalmente, Masi ordenó a los coches salir del pit-lane tras el coche de seguridad, permitiendo que la carrera se diera por comenzada y las vueltas empezaran a contar. Así, se cumplió el requisito del reglamento que especifica que tras dos vueltas se deben repartir la mitad de los puntos.

    «No, fue para ver cómo eran las condiciones», afirmó Masi tras ser preguntado por la intención de dar la carrera por celebrada. «Estamos en contacto constante con nuestros proveedores meteorológicos oficiales y parecía que habría una posibilidad. Tenemos el requisito de dar una advertencia de 10 minutos a todos, así que fue como, “OK, intentemos ver si podemos encontrar el momento”».

    «Varios de los equipos dijeron lo mismo y pudieron ver exactamente lo que estábamos tratando de hacer para encontrar esa ventana meteorológica. Luego el clima volvió a entrar y nos superó», concluyó.

    Condicionantes comerciales

    Stefano Domenicali también salió al paso de las acusaciones de Lewis Hamilton y buena parte de la afición y la prensa, que afirman que la decisión de dar la carrera por válida sin haberse disputado realmente obedeció a consideraciones comerciales.

    «Cuando escucho que hubo alguna discusión comercial más allá de eso, no es cierto en absoluto. Cuando hablamos de carreras hay responsabilidad, hay un proceso claro y estas cosas no están conectadas en absoluto», afirmó el presidente y CEO de la Fórmula 1.

    Incluso, Domenicali aseguró que habría recibido el dinero del contrato suscrito con el promotor del evento en cualquier caso. «Absolutamente. Es por eso que dije que considerarlo como algo relacionado con una implicación comercial está mal».

    «Para la gente, por supuesto, es una pena porque todos quieren ver una carrera adecuada. Pero creo que la decisión tomada por el control de carrera fue absolutamente correcta», insistió el italiano.

    «Había el deseo y la voluntad de hacer la carrera y tan pronto como había información, estuve siguiendo cuál era la situación allí. Había una ventana de posible mejora meteorológica para intentar hacer la carrera. Luego, tan pronto como se reinició, los comentarios fueron bastante claros», señaló, al igual que Michael Masi.

    «A pesar de la decepción para todos, creo que en términos de gestión fue lo correcto», concluyó.

    Fuente: Autosport